Aires de Libertad

¿Quieres reaccionar a este mensaje? Regístrate en el foro con unos pocos clics o inicia sesión para continuar.

https://www.airesdelibertad.com

Leer, responder, comentar, asegura la integridad del espacio que compartes, gracias por elegirnos y participar

Estadísticas

Nuestros miembros han publicado un total de 977993 mensajes en 45264 argumentos.

Tenemos 1524 miembros registrados

El último usuario registrado es Gustavo Trejo

Clik Boton derecho y elige abrir en pestaña nueva- DICC. R.A.E

¿Quién está en línea?

En total hay 42 usuarios en línea: 6 Registrados, 0 Ocultos y 36 Invitados :: 2 Motores de búsqueda

Antonio Urdiales, Chambonnet Gallardo, javier eguílaz, Pascual Lopez Sanchez, Pedro Casas Serra, Ramón Carballal


El record de usuarios en línea fue de 360 durante el Sáb Nov 02, 2019 9:25 pm

Clik Boton derecho y elige abrir en pestaña nueva- DICC. R.A.E

Diciembre 2022

LunMarMiérJueVieSábDom
   1234
567891011
12131415161718
19202122232425
262728293031 

Calendario Calendario

Conectarse

Recuperar mi contraseña

Galería


Mahmud Darwish (1941-2008) - Página 10 Empty

+6
cecilia gargantini
José Antonio Carmona
Lluvia Abril
Juan Martín
Pascual Lopez Sanchez
Maria Lua
10 participantes

Mahmud Darwish (1941-2008)

Maria Lua
Maria Lua
Administrador-Moderador
Administrador-Moderador


Cantidad de envíos : 56076
Fecha de inscripción : 13/04/2009
Localización : Nova Friburgo / RJ / Brasil

Mahmud Darwish (1941-2008) - Página 10 Empty Re: Mahmud Darwish (1941-2008)

Mensaje por Maria Lua Miér Sep 28, 2022 11:02 pm

Memoria para el olvido


Llegué a Beirut hace treinta y cuatro años. Tenía seis. Me pusieron una gorra en la cabeza y me dejaron en la Plaza de Burch. Había un tranvía. Me monté, y echó a andar sobre dos líneas paralelas. Ascendió sobre algo que yo no sabía lo que era. Se subió sobre los raíles y echó a andar. El tranvía echó a andar. No sabía yo cuál de las dos cosas movía este juguete grande y alborotador: los raíles del suelo o las ruedas que daban vueltas sobre los raíles.
Miré por la ventanilla. Vi muchos edificios, y en los edificios muchas ventanas, y por las ventanas se asomaban muchos ojos, y también vi muchos árboles. Cuando el tranvía se pone en marcha corren los edificios, y los árboles corren. Todo corre cuando el tranvía corre. Al final, el tranvía volvió al mismo sitio en el que me habían puesto la gorra. Mi abuelo me cogió entre sus brazos rebosante de cariño. Me subió a un coche, y nos fuimos a Damur. Damur era más pequeño que Beirut, pero más bonito, porque tenía un mar más grande. Aunque no había tranvía. ¡Llevadme al tranvía!, y me llevaron.
De Damur solo recuerdo el mar, las plataneras —¡qué grandes son las hojas de las plataneras...! ¡Qué grandes!— y las flores rojas que colgaban de las paredes de las casas.

Cuando volví a Beirut, hace diez años, lo primero que hice fue tomar un taxi.
Lléveme a Damur, le dije.
Llegaba de El Cairo, siguiendo a un niño que daba pasos que no correspondían a su edad,
mayores que él, mayores que sus pies
—¿era a los pasos o más bien al niño, o en realidad a la familia
que cruzó el desierto tratando de alcanzar aquel lugar que no habrían de encontrar,
como Kavafis no encontraría su Itaca?
—. El mar seguía en su sitio.
Parecía empujar a Damur hacia el levante para hacerse mayor.
Yo también me había hecho mayor.
Me había convertido en un poeta que buscaba al niño que llevaba dentro,
a ese niño que abandonó en alguna parte y al que había olvidado.
El poeta envejece sin dejar crecer a aquel niño olvidado.
De aquí son las primeras imágenes que recuerdo.
Aquí aprendí las primeras lecciones.
Aquí me dio un beso la dueña del jardín.
Aquí robé la primera rosa.
Y aquí esperó mi abuelo el día en que los periódicos anunciaran el retorno.

Sí, veníamos de los pueblecitos de Galilea. Dormimos una noche junto a las aguas repugnantes de la alberca de Remech, con los cerdos y las vacas. A la mañana siguiente nos dirigimos hacia el norte. Cogí moras en Tiro. Y llegamos a Yasín. Nunca antes había visto la nieve. Yasín era una granja entre nieves y cataratas. Nunca antes había visto las cataratas. Tampoco sabía que las manzanas colgasen de las ramas de los árboles —yo creía que nacían en sus cajas—. Llevamos una cesta de mimbre y las cogemos del árbol. Quiero esta. Y aquella. La cojo. La lavo en el arroyo que baja del monte por las acequias que corren entre las casitas, con sus coronas de tejas. Pero cuando vino el invierno no pudimos soportar el mordisco frío de los vientos y nos mudamos a Damur.

El sol declina robándole tiempo al tiempo.
Y la mar, retorciéndose como el cuerpo de una amante,
grita en la noche, grita para la noche.
El niño fue a buscar a su gente, allí, lejos,
en una lejanía que no encontró allí lejos.
Y mi abuelo murió con la vista fija en una tierra encarcelada tras una cerca,
en una tierra cuya piel de trigo y sésamo, de sandías y melones,
maquillaron con toscas manzanas.
Mi abuelo murió contando la ausencia, las estaciones y los latidos del corazón;
con los dedos de sus manos resecas.
Se desplomó como un fruto al que siegan la rama que le da la vida.
Le habían podrido el corazón.
Cansado de tanto esperar en Damur se despidió de sus amigos, de su narguile y de sus hijos,
me cogió en brazos
y regresó para encontrar lo que allí no había encontrado.
Mientras, aquí, los extranjeros se multiplicaban y agrandaban los campos de refugiados.
Y fue una guerra..., y dos, y tres, y cuatro.
La patria se alejaba más y más de ellos, y ellos,
tras probar la leche de la unrwa,
se alejaban cada vez más de la leche de sus madres.
Compraron fusiles para acercarse al país
que se les escapaba de las manos.
Rehicieron su propia identidad.
Reconstruyeron la patria y echaron a andar.
Pero los defensores de las guerras civiles les bloquearon el camino.
Trataron de afirmar sus pasos,
pero el camino salió del camino.
El huérfano habitó la piel del huérfano,
y el campo de refugiados entró en el campo de refugiados.


[mahmud darwish. Memoria para el olvido. tiempo: beirut. lugar: un día de agosto de 19 82. trad. manuel c. feria garcía. madrid, ediciones del oriente y del mediterráneo, 1997.]






[Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo]


_________________



[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]


"Ser como un verso volando
o un ciego soñando
y en ese vuelo y en ese sueño
compartir contigo sol y luna,
siendo guardián en tu cielo
y tren de tus ilusiones."
(Hánjel)





[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]
Maria Lua
Maria Lua
Administrador-Moderador
Administrador-Moderador


Cantidad de envíos : 56076
Fecha de inscripción : 13/04/2009
Localización : Nova Friburgo / RJ / Brasil

Mahmud Darwish (1941-2008) - Página 10 Empty Re: Mahmud Darwish (1941-2008)

Mensaje por Maria Lua Vie Sep 30, 2022 11:43 pm


[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]


Poeta palestino nacido en 1941. Como muchos de los poetas de su época, participó de la resistencia palestina y tuvo desde el principio una clara militancia política. Fue perseguido y encarcelado por Israel.
Darwish vivió en carne propia el proceso de desposesión de los palestinos. Junto a su familia fue testigo de la destrucción de su hogar por el ejército israelí en 1948. Fue víctima directa de la Nakba. Falleció el 9 de agosto de 2008 en un hospital del estado americano de Texas, tras una operación a corazón abierto.

Posiblemente sea Darwish el poeta más dotado, representativo y prestigioso de la Resistencia palestina. Se trata de un creador que sabe aunar el verbo encendido y militante, el más hondo lirismo con el manejo de lo simbólico. Por otra parte, es un poeta en constante evolución, siempre en búsqueda de ensayos tanto expresivos y conceptuales como rítmicos.




[Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo]


_________________



[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]


"Ser como un verso volando
o un ciego soñando
y en ese vuelo y en ese sueño
compartir contigo sol y luna,
siendo guardián en tu cielo
y tren de tus ilusiones."
(Hánjel)





[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]
Maria Lua
Maria Lua
Administrador-Moderador
Administrador-Moderador


Cantidad de envíos : 56076
Fecha de inscripción : 13/04/2009
Localización : Nova Friburgo / RJ / Brasil

Mahmud Darwish (1941-2008) - Página 10 Empty Re: Mahmud Darwish (1941-2008)

Mensaje por Maria Lua Dom Oct 02, 2022 11:32 pm

EL VERSO ESENCIAL



Lo que le falta al poema, y no sabemos qué es, es su secreto más radiante. A eso, a lo que le falta, le llamamos «el verso esencial».
Cuando el poema, antes de escribirse, está claro en la mente del poeta del primer al último verso, el poeta se convierte en cartero, y la imaginación en bicicleta.

El camino al significado, por largo y laberíntico que sea, es el viaje del poeta. Si se extravía en las sombras, se orienta de nuevo.

¿Qué es el significado? No lo sé. Pero atisbo su contrario: conformarse con la nada.

El dolor no es un don, es una prueba: o te vence o lo vences.

La poesía bella… es un acto de resistencia.

Acervo vivo es el que se escribe hoy… y mañana.

Un gran poeta es el que me hace pequeño cuando escribo… y grande cuando lo leo.

Camino entre Homero, al-Mutanabbi, Shakespeare… y me tropiezo como un camarero novato en una recepción real.

La nube en la imaginación del poeta… es una idea.

La poesía… ¿qué es? Aquello que, una vez leído o escuchado, nos hace exclamar: ¡Esto es poesía! Sin necesidad de pruebas.






Mahmud Darwix: La huella de la mariposa (Ázar al-faracha, Beirut, Riad El-Rayyes, 2008)
Traducción de Luz Gómez García

Fuente: Mahmud Darwix, Blog de Luz Gómez


_________________



[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]


"Ser como un verso volando
o un ciego soñando
y en ese vuelo y en ese sueño
compartir contigo sol y luna,
siendo guardián en tu cielo
y tren de tus ilusiones."
(Hánjel)





[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]
Maria Lua
Maria Lua
Administrador-Moderador
Administrador-Moderador


Cantidad de envíos : 56076
Fecha de inscripción : 13/04/2009
Localización : Nova Friburgo / RJ / Brasil

Mahmud Darwish (1941-2008) - Página 10 Empty Re: Mahmud Darwish (1941-2008)

Mensaje por Maria Lua Dom Oct 09, 2022 12:49 am

¡NO A LA GUERRA!



731 - El jugador de dados, de Mahmoud Darwish




¿Quién soy para decirles a ustedes
lo que les digo?
Yo no fui una piedra que pulieron las aguas
y se volvió un rostro
no fui una caña que perforaron los vientos
y se volvió una flauta…
Yo soy el jugador de dados,
en ocasiones gano y en ocasiones pierdo
soy igual que ustedes
o tal vez un poco menos…

Nací al lado del pozo
y los tres árboles solitarios como monjas
nací sin una celebración y sin partera
me dieron mi nombre por casualidad
me incorporé a una familia
por casualidad,
y heredé sus rasgos físicos y su carácter
y sus enfermedades:
en primer lugar, un defecto en sus arterias
y una presión sanguínea alta
en segundo, timidez al dirigirse a la madre, y al padre
y a la abuela, el árbol
en tercero, una esperanza en la cura de la influenza
mediante una taza de té de manzanilla caliente
en cuarto lugar, pereza en la narración sobre el antílope
y la alondra
en quinto, aburrimiento en las noches de invierno
en sexto, un tremendo fracaso en el canto…

No existe para mí algún papel por lo que fui
fue una casualidad haber sido
un varón…
y una casualidad ver una luna
pálida como limón acosar a las mujeres en vela
y no me esforcé
para encontrar
¡un lunar en los lugares más privados de mi cuerpo!
Pudo haber sido que no existiera
pudo haber sido que no fuese mi padre
quien se hubiera casado con mi madre por casualidad
o pude haber sido
como mi hermana, que gritó y enseguida murió
y no se percató
de que vino al mundo sólo una hora
y no conoció a su madre…
o quizá como el huevo de una paloma
despedazado antes de que el polluelo saliera del cascarón.

Fue una casualidad haber sido
el sobreviviente del accidente del autobús
aquella ocasión cuando no logré llegar a mi viaje escolar
pues había olvidado la existencia y sus asuntos
mientras leía en la noche una novela de amor
encarné el papel del autor dentro de la historia
y el papel dual del amante-víctima
de esta manera fui el mártir del amor dentro del relato
y el sobreviviente del accidente automovilístico.

Ningún papel tengo en bromear con el mar
sin embargo, soy un joven liviano
de entre los que se arrojan desde lo alto para vagar en la
gravitación de un agua
que lo llama: ¡Ven hacia mí!
ningún papel tengo en sobrevivir del mar
me salvó una gaviota humanitaria
que vio la ola atraparme y paralizar mis brazos.
Pudo haber sido que no estuviera afligido
por la locura del Mu‘allaqah de al-Ğahiliyyah
si el portón de la casa hubiera dado al norte
sin dar al mar
si la patrulla de la armada no hubiera visto el fuego
de las aldeas
horneando la noche
si quince mártires
hubieran reconstruido las barricadas
si ese lugar agrícola no se hubiera destruido
tal vez me habría vuelto un olivo
o un maestro de la geografía
o un experto en el reino de las hormigas
¡o un vigilante del eco!
Quién soy para de decirles a ustedes
lo que les digo
en la puerta de la iglesia
si no soy salvo un lanzamiento de dados
en medio de un devorador y su presa
pero gané más lucidez
no para estar feliz en mi noche iluminada por la luna
sino para ser testigo de la matanza.

Me salvé por casualidad: fui más pequeño que los objetivos
militares
y más grande que una abeja trasladándose entre las flores
del cerco
temí mucho por mis hermanos y por mi padre
temí por un tiempo de vidrio
temí por mi gata y por mi conejo
y por una luna encantadora postrada sobre el minarete alto
de la mezquita
temí por las uvas de la viña
que cuelgan como las tetas de nuestra perra…
y caminó el miedo debido a mí y caminé debido a él
descalzo, olvidando mis recuerdos de infancia por lo que
quiero
del mañana —no hay tiempo para el mañana.
Camino, camino de prisa, corro, subo, bajo, grito,
ladro, aúllo, llamo, vocifero, voy rápido, voy despacio,
caigo, me vuelvo ligero, me seco, me pongo en marcha,
vuelo, veo, no veo,
tropiezo, me pongo pálido, me pongo verde, me pongo azul,
me parto, sollozo,
tengo sed, me canso, tengo hambre, me derrumbo,
me levanto, corro,
olvido, veo, no veo, recuerdo, oigo, percibo,
desvarío, deliro, murmuro, grito, no puedo, me quejo,
enloquezco, me pierdo, me encojo, y me extiendo,
me derrumbo, subo, y me hundo,
me desangro, y me desmayo.

Por mi buena suerte los lobos habían desaparecido de allí,
por casualidad, o huyeron del ejército.
Ningún papel tengo en mi vida
salvo cuando,
cada vez que ella me enseñaba sus recitaciones,
yo decía: ¿Hay aún más?
a continuación, encendía su candil
e intentaba su ajuste…
Pude no haber sido una golondrina
si el viento hubiese querido eso para mí,
y el viento es la suerte del viajero…
fui al norte, fui al este, fui al oeste
pero en cuanto al sur, me era lejano e inalcanzable.
porque el sur es mi país
entonces me convertí en una metáfora de golondrina
para sobrevolar mis ruinas
en primavera como en otoño…
bautizo mis plumas en la niebla del lago
luego prolongo mi saludo al Nazareno
que nunca muere
pues en él está el aliento de Dios
y Dios es suerte del Profeta…

Por mi buena suerte soy un vecino de naturaleza divina…
y por mi mala suerte, la cruz
¡ella es la eterna escalera hacia nuestro mañana!
Quién soy para decirles a ustedes
lo que les digo,
¿Quién soy yo?
Pudo no haberse aliado conmigo la revelación
pero la revelación es la suerte de los solitarios
en realidad, el poema es un lanzamiento de dados
sobre un pedazo de oscuridad
brilla, o tal vez no brilla
entonces caen las palabras
como plumas sobre la arena.
Ningún papel tengo en el poema
salvo mi obediencia hacia su ritmo:
movimientos de los sentimientos un sentimiento
equilibrando a otro
una intuición que revela el significado
y un trance en el eco de las palabras
y la imagen de mi alma que se transportó
desde mi “Yo” hacia los demás
la confianza en mí mismo
y mi anhelo por el manantial


Ningún papel tengo en el poema
excepto cuando se corta la revelación
y la revelación es la suerte de la habilidad
cuando te esfuerzas.
Pudo haber sido que no amara a la joven
aquella que me preguntó: ¿Qué hora tienes?
Si no hubiera estado en mi camino hacia el cine…
pudo no haber existido una ladrona de corazones igual
a ella, o bien sólo un pensamiento oscuro e incierto…
Así es como nacen las palabras. Instruyo a mi corazón
sobre el amor para albergar la rosa y la espina…
sufistas mis vocablos. Y sensoriales mis deseos
y no soy el que soy ahora salvo
si se reunieron los dos:
yo, y mi yo femenino.

¡Oh, amor! ¿Qué eres tú? Cuánto tú eres tú,
y cuánto no eres tú. ¡Oh, amor!, sopla sobre nosotros
tempestades estruendosas para convertirnos en aquello
que deseas
para nosotros del advenimiento celestial en lo corporal.
Y disuélvete en un desagüe que se desborda por ambos lados.
Pero tú —aun si estuviste visible o recubierto—
no existe forma para ti
y nosotros te amamos aun cuando amamos por casualidad
tú eres la suerte de los desamparados.
Por mi mala suerte me salvé repetidamente
de la muerte por amor
por mi buena suerte no he dejado de ser frágil
¡para ser puesto a prueba!
El amante que experimenta dice para sus adentros:
“Él, el amor, es nuestra mentira verdadera”
y lo escucha la enamorada
y dice: “Él, el amor, es lo que viene y se va,
como el relámpago y el rayo”.

A la vida le digo: despacio, espérame
hasta que seques las últimas gotas en mi copa…
en el jardín hay una rosa común, y el aire no puede
separarse de la rosa
espérame para que no huyan de mí los ruiseñores
y me equivoque en el tono
en la plaza los cantantes afinan las cuerdas
de sus instrumentos
para el himno de la despedida. Despacio, redúceme
para que no se prolongue el himno, que se corte el énfasis
entre los comienzos,
entonces sea insostenible un dúo y el final de un solo
elemento:
¡viva la vida!
despacio abrázame para que no me disperse el viento.
Pero incluso sobre el viento, no puedo separarme
del alfabeto.
Si no me hubiese parado sobre una montaña
me habría alegrado por la ermita del águila: ¡sin luz superior!
pero una gloria así es la coronación por el oro del azul sin
final
difícil de visitar: permanece el solitario allí en su soledad
y no puede descender sobre sus pies
pues ni el águila camina
ni el ser humano vuela
pero qué cumbre se compara con el abismo
¡tú, oh soledad sublime de la montaña elevada!
No existe algún papel por lo que fui
o por lo que seré…
es la suerte. Y la suerte no tiene nombre.
la hemos nombrado herrero de nuestros destinos
o la nombramos cartero del cielo
la nombramos carpintero del lecho del recién nacido
o del ataúd del difunto
la nombramos sirviente de los dioses en los mitos
nosotros fuimos quienes escribieron los textos para ellos
y nos ocultamos atrás del Olimpo…
y los creyeron los hambrientos vendedores de cerámica
pero nos tildaron de mentirosos los saciados señores del oro
por la mala suerte del autor la ficción es
lo real sobre los escenarios de los teatros.

Detrás de los bastidores se debate el asunto.
La pregunta no es: ¿cuándo?
sino: ¿por qué? y ¿cómo? y ¿quién?
¿Quién soy para decirles a ustedes
lo que les digo?
Pudo haber sido que no existiera
que cayera la caravana en una emboscada,
y la familia tuviera un hijo menos,
él es quien escribe ahora este poema
letra por letra, hemorragia tras hemorragia
sobre este sillón
con sangre de color negro, la cual no es tinta de cuervo
ni su graznido,
sino la noche exprimiéndose toda
gota a gota, de la mano de la suerte y el talento.
Pudo haber sido que la poesía ganara más si él
no hubiera sido, y nadie más que él, una abubilla
sobre la entrada del abismo
quizá él habría dicho: Si hubiera sido otro
me habría vuelto yo, de nuevo.

De esta manera alardeo: Narciso no fue tan hermoso
como él lo creyó. Pero sus creadores
lo comprometieron con su espejo. Entonces prolongó
su contemplación
en el aire purificado por el agua
si hubiera estado en su poder mirar a alguien distinto a él
habría amado a una joven que lo mirara fijamente,
mientras olvidaba a los ciervos galopar entre los lirios
y las margaritas…
si hubiera sido un poco más inteligente
habría quebrado su espejo
y así vería cuánto él es de los demás…
si hubiera sido libre no se habría vuelto un mito…
Y el espejismo es el libro del viajero en los desiertos…
si no fuera por él, si no estuviera el espejismo, no habría
continuado la marcha
buscando el agua. Aquí viene una nube —dice él—
y carga la vasija de sus esperanzas con una mano
y con la otra
aprieta su cintura. Luego clava sus pisadas sobre la arena
para juntar la nube en la fosa. Y el espejismo lo llama
lo seduce, lo engaña, lo levanta: ¡Lee!,
si no lograste la lectura. Y ¡escribe!,
si no lograste la escritura. Entonces él lee: agua, agua, agua.
Y escribe con trazos sobre la arena: “Si no hubiera sido por
el espejismo
no estaría vivo ahora”.
Por la buena suerte del viajero
la esperanza es gemela de la desesperación, o es una poesía
improvisada.
Cuando el cielo se pone gris
y veo una rosa que sobresalió de repente
de entre las fisuras del muro
no digo: El cielo es gris
al contrario, prolongo la contemplación en la rosa
y le digo: ¡Que grandiosa jornada!
A dos de mis amigos les digo a la entrada de la noche:
Si fuera inevitable un sueño, que sea
igual a nosotros… y simplemente
como esto: cenamos juntos dentro de dos días,
nosotros tres,
reunidos por la veracidad de la profecía en nuestro sueño
y porque de los tres no ha faltado nadie
desde hace ya dos días,
¡celebremos por la sonata de la luna
y por la indulgencia de la muerte que al vernos juntos
y tan felices
agachó la mirada!

No digo: La vida lejana por allá es una realidad
y una ilusión los lugares
lo que digo es: La vida, aquí, es posible.
Y, por casualidad, se convirtió la tierra en una tierra santa
no porque sus lagos, sus valles y sus árboles
sean una copia de los paraísos celestiales
sino porque un profeta caminó allí
rezó sobre una roca que lloró
y se derrumbó la colina del temor a Dios
desvaneciéndose.
Y, por casualidad, se convirtió el declive del campo
en un país
un museo para el polvo…
porque miles de soldados perecieron allí
por ambos bandos, defendiendo a sus dos comandantes
quienes dicen: ¡Vamos hacia adelante!, mientras ambos
esperan el botín
en sus tiendas de campaña de seda…
mueren los soldados repetidamente y no saben
hasta ahora ¡quién fue el vencedor!
Por casualidad, sobrevivieron algunos narradores y dijeron:
“Si hubieran vencido los otros a los otros
tendría nuestra historia humana otros anuncios”.
Te amo verde, ¡oh, tierra verde! Una manzana
ondulando en la luz y el agua. Verde. Tu noche
es verde. Tu alba es verde. Espárceme con cariño…
con el cariño de la mano de la madre, en un puñado del aire.
Yo soy una semilla de entre tus semillas verdes…
Aquel poema no tiene sólo un poeta
pudo no haber sido lírico…

¿Quién soy para decirles a ustedes
lo que les digo?
Pudo haber sido que yo no fuera quien soy
Pudo haber sido que no estuviera aquí…
Pudo haberse derrumbado el avión
conmigo una mañana,
pero por mi buena suerte suelo quedarme dormido durante
el amanecer
por lo que me retrasé en mi cita con el avión
pudo haber sido que no viera Damasco, El Cairo,
ni el museo del Louvre, y las ciudades mágicas.
Pudo haber sido, si hubiera sido más lento al caminar,
que rompiera el rifle mi sombra
lejos del cedro vigilante.
Pudo haber sido, si hubiera sido más rápido al caminar,
que me hiciera astillas
y me volviera una idea pasajera.
Pudo haber sido, si me hubiera excedido en el sueño,
que perdiera la memoria.
Por mi buena suerte duermo solo
y escucho mi cuerpo
creo que mi talento consiste en descubrir el dolor
para gritarle al médico, un poco antes del fallecimiento, por
diez minutos,
diez minutos suficientes para que esté vivo por casualidad
y para decepcionar la opinión de la nada.
¿Quién soy yo para decepcionar la opinión de la nada?
¿Quién soy yo? ¿Quién soy yo?










“El jugador de dados” es uno de los últi- mos poemas de Darwīš, muy representativo de su “último estilo”5 literario. Se publicó por primera vez en el diario al-Quds al-’Arabī [Jerusalén Árabe] el 2 de julio de 2008 (Darwish, 2008, p. 10), y luego se incluyó en un poemario póstumo (Darwish, 2009, pp. 35-56). Está escrito en verso libre y estructurado en 47 estrofas con un número variable de versos. La disposición tipográfica en los manuscritos originales, actualmente en ex- hibición en el Mahmud Darwish Foundation and Museum (2008b, 2008c), ubicado en Ramala, la comparten tanto la versión publicada en al-Quds al-’Arabī como la del poemario póstumo. Darwīš lo recitó durante el festival cultural de vera- no celebrado en el Palacio de Cultura de Ramala, del 1 al 31 de julio de 2008, acompañado por los músicos palestinos at-Tulātiyyu Ğibrān [el trío Jubran]. Fue la última presentación pública del gran poeta, semanas antes de morir tras una cirugía cardiaca en Houston, Texas, el 9 de agosto de 2008 (Farsakh, 2009, p. 101; Joudah, 2009, p. 1)."



[Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo]


_________________



[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]


"Ser como un verso volando
o un ciego soñando
y en ese vuelo y en ese sueño
compartir contigo sol y luna,
siendo guardián en tu cielo
y tren de tus ilusiones."
(Hánjel)





[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]
Maria Lua
Maria Lua
Administrador-Moderador
Administrador-Moderador


Cantidad de envíos : 56076
Fecha de inscripción : 13/04/2009
Localización : Nova Friburgo / RJ / Brasil

Mahmud Darwish (1941-2008) - Página 10 Empty Re: Mahmud Darwish (1941-2008)

Mensaje por Maria Lua Jue Oct 13, 2022 8:18 am

PASAJEROS ENTRE PALABRAS FUGACES


Pasajeros entre palabras fugaces:
cargad con vuestros nombres y marchaos,
quitad vuestras horas de nuestro tiempo y marchaos,
tomad lo que queráis del azul de mar
y de la arena del recuerdo,
tomad todas las fotos que queráis para saber
lo que nunca sabréis:
cómo las piedras de nuestra tierra
construyen el techo del cielo.


Pasajeros entre palabras fugaces:
vosotros tenéis espadas, nosotros sangre,
vosotros tenéis acero y fuego, nosotros carne,
vosotros tenéis otro tanque, nosotros piedras,
vosotros tenéis gases lacrimógenos, nosotros lluvia,
pero el cielo y el aire
son los mismos para todos.
Tomad una porción de nuestra sangre y marchaos,
entrad a la fiesta, cenad, bailad...
luego marchaos
para que nosotros cuidemos las rosas de los mártires
y vivamos como queramos.


Pasajeros entre palabras fugaces:
como polvo amargo, pasad por donde queráis, pero
no paséis entre nosotros cual insectos voladores
porque hemos recogido la cosecha de nuestra tierra.
Tenemos trigo que sembramos y regamos con el rocío de nuestros cuerpos
y tenemos, aquí, lo que no os gusta:
piedras y pudor.
Llevad el pasado, si queréis, al mercado de antigüedades
y devolved el esqueleto a la abubilla
en un plato de porcelana.
Tenemos lo que no os gusta: el futuro
y lo que sembramos en nuestra tierra.
Pasajeros entre palabras fugaces:
amontonad vuestras fantasías en una fosa abandonada y marchaos,
devolded las manecillas del tiempo a la ley del becerro de oro
o al horario musical del revólver
porque aquí tenemos lo que no os gusta. Marchaos.
Y tenemos lo que no os pertenece:
una patria y un pueblo desangrándose,
un país útil para el olvido y para el recuerdo.
Pasajeros entre palabras fugaces:
es hora de que os marchéis.
Asentaos donde queráis, pero no entre nosotros.
Es hora de que os marchéis
a morir donde queráis, pero no entre nosotros
porque tenemos trabajo en nuestra tierra
y aquí tenemos el pasado,
la voz inicial de la vida,
y tenemos el presente y el futuro,
aquí tenemos esta vida y la otra.
Marchaos de nuestra tierra,
de nuestro suelo, de nuestro mar,
de nuestro trigo, de nuestra sal, de nuestras heridas,
de todo... marchaos
de los recuerdos de la memoria,
Pasajeros entre palabras fugaces.


_________________



[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]


"Ser como un verso volando
o un ciego soñando
y en ese vuelo y en ese sueño
compartir contigo sol y luna,
siendo guardián en tu cielo
y tren de tus ilusiones."
(Hánjel)





[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]
Maria Lua
Maria Lua
Administrador-Moderador
Administrador-Moderador


Cantidad de envíos : 56076
Fecha de inscripción : 13/04/2009
Localización : Nova Friburgo / RJ / Brasil

Mahmud Darwish (1941-2008) - Página 10 Empty Re: Mahmud Darwish (1941-2008)

Mensaje por Maria Lua Dom Oct 16, 2022 10:11 pm

La poesía como parte de la militancia


Mahmoud Darwish, fallecido el año pasado, fue uno de esos poetas, tal vez uno de los más importantes. Las barbaridades cometidas por el sionismo en todos estos años marcaron a hierro y fuego su poesía y están retratadas en cada uno de sus versos. Pero como gran parte de los poetas palestinos, Darwish no se limitó a escribir versos: fue un militante de la causa de su pueblo. Él fue testigo de la destrucción de su aldea, Al Birweh, durante la implantación del Estado de Israel, en 1948, y escribió varios poemas exaltando la lucha contra los usurpadores.Uri Avnery, 85 años, ex diputado del Knesset (parlamento israelí), soldado que ayudó a fundar Israel, en 1948, y que ahora lucha por la paz, estuvo presente en el funeral de Mahmoud Darwish, en Ramallah. Después escribió un texto diciendo que en aquel momento le vino a la cabeza una frase que oyó de un general egipcio, en la guerra de 1973: “Fuimos los pri-meros israelíes en llegar al Cairo y, entre otras curiosidades, queríamos mucho saber cómo los egipcios habían conseguido sorprendernos, en el inicio de la guerra de octubre de 1973. El general egipcio respondió:

‘En vez de leer infor-mes de los servicios de inteligencia, ustedes deberían leer a nuestros
poetas’.”Tratándose de estrategia militar, esta frase puede incluso parecer una exa-geración. Sin embargo, tiene una buena dosis de verdad si recordamos que los poetas palestinos, los poetas árabes en general, tienen una profunda ligazón con la vida cotidiana y están involucrados con las causas de su pueblo (muchos de ellos fueron o son combatientes) y así consiguen expresar mejor las sutilezas de la vida y de los seres humanos que muchos informes burocráticos. Uno de esos poetas fue Mahmoud Darwish quien, durante la ceremonia en Ramallah, fue llamado “el Poeta Nacional de Palestina”.

Darwish nació en al-Birwa, pequeña e histórica aldea enclavada en la estrada Acre-Safad. El día 11 de junio de 1948, la ciudad fue ocupada por el ejército de Israel. Sus 224 casas fueron derribadas poco después de la guerra, exactamente como otras 650 villas de Palestina. Sólo algunos cactos y pocas ruinas aún son testimonio de que aquellas aldeas existieron un día. La familia Darwish huyó poco antes de la llegada de las tropas; Mahmoud tenía siete años. No se sabe cómo, la familia consiguió volver. La ciudad ya era territorio israelí. Recibieron documentos de “ausentados presentes”, una invención

Marxismo Vivo - Nº 20 - 2009134111134Culturaisraelí que significaba que ellos serían residentes legales en Israel, pero que sus tierras habían sido robadas, en los términos de una ley que decía que cualquier árabe perdería la propiedad de sus tierras si no estuviese físicamente presente en la ciudad cuando ella fuese ocupada. En las tierras de la familia Darwish fue construido el kibbutz Yasur (del movimiento de izquierda israelí) y se implantó la villa-cooperativa Ahihud. El padre de Mahmoud se instalo en la villa árabe más próxima, Jadeidi, de donde podía ver de lejos sus tierras.

Ahí Mahmoud creció y su familia aún vive ahí, hasta hoy.Durante los 15 primeros años del Estado de Israel, los ciudadanos árabes vivieron bajo un “régimen militar”, un sistema de represión severa que controlaba todos los aspectos de la vida. Ningún árabe podía salir de su aldea sin permiso especial. El joven Mahmoud varias veces violó esa prohibición y, por eso, pasó mucho tiempo en prisión. Cuando comenzó a escribir poesía, fue acusado de incitar a la sublevación y puesto bajo “prisión administrativa”, sin juicio. En la prisión escribió uno de sus poemas más conocidos, Documento de Identidad, poema en que se manifiesta, por un lado, la ira de un joven que creció en condiciones de humillación y, por el otro, su identificación con el nacionalismo árabe.

Darwish entró al Partido Comunista, el único partido político de la época en que un nacionalista árabe podía actuar políticamente. Fue envia-do a Moscú, para estudiar, pero al final de los estudios se rehusó a volver a Israel (la URSS, junto con EEUU, fueron los dos primeros países que reconocieron el Estado de Israel). Por eso fue expulsado del PC y se alistó en las filas de la OLP, siendo enviado para el cuartel de Yasser Arafat, en Beirut. En aquel tiempo, se convirtió en el poeta nacional de Palestina. Acompañó la lucha de los palestinos, las sesiones del Consejo Nacional Palestino, e incendiaba al pueblo palestino con sus versos, que él mismo declamaba. Mantuvo una gran proximidad política con Arafat, y fue quien escribió la Declaración de Independencia de Palestina, adoptada en la sesión de 1988 del Consejo Nacional por iniciativa de Arafat.

Pero, poco después, Darwish rompió con Arafat porque entendió que, al adoptar ese documento, el parlamento palestino en el exilio aceptaba, en la práctica, la idea de establecer un Estado palestino al lado del Estado israelí, apenas en una parte de Palestina, como Arafat propusiera. La alianza entre los dos se rompió cuando fueron firmados los Acuerdos de Oslo. Para Arafat, se trataba “del mejor acuerdo posible, en la peor situación posible”. Darwish entendió que Arafat concedió demasiado. Nunca quiso ser el “poeta nacional”.

No quería hacer poesía política; quería ser lírico, poeta del amor. Pero, para cualquier lado para el que fuese, el largo brazo del destino de los palestinos lo alcanzaba y lo arrastraba de vuelta. Por la poesía, consiguió lo que no consiguiera hacer por otros medios: unificar todas las fracturas y fragmentos que dividen aún al pueblo palestino en Cisjordania, en la Franja de Gaza, en Israel, en los campos de refugiados y en toda la Diáspora. Los refugiados se identificaban con Darwish porque era uno de ellos y fue un guerrero incansable contra la ocupación. Dicen que sus poemas están cargados de ira, debido a la injusticia cometida contra el pueblo palestino y contra cada hijo de Palestina, individualmente. Están cargados de nostalgia, del “café de mi madre”, de los olivos de su aldea, de la tierra de los antepasados. Y están cargados de la esperanza de que la guerra llegue al fin.

Él apoyaba la paz entre israelíes y palestinos, basada en justicia y respeto mutuo. Y adoptó el borrico como símbolo del pueblo palestino, porque es inteligente, paciente y siempre encuentra medios para sobrevivir. Para Darwish, el conflicto entre israelíes y palestinos era “una lucha entre dos memorias”: la memoria histórica de Palestina colisiona contra a memoria histórica de los judíos. Sólo habrá paz cuando un lado entendiera la memoria del otro lado: sus mitos, sus nostalgias secretas, las esperanzas, los miedos.

Hace ocho años, el entonces ministro de Educación de Israel, Yosi Sarid, intentó incluir dos poemas de Darwish en el currículo de las escuela de Israel. Fue un escándalo, y el primer ministro Ehud Barak decidió que “el público israelí no está preparado para esto”. vengan compañeros de cadenas y tristezascaminemos para la más bella margennosotros no nos someteremossólo podemos perderel ataúd.La poesía épica de Mahmoud Darwish hacía un llamado directo a los palestinos a luchar, a enorgullecerse de su batalla por la revolución palestina y por recuperar su territorio usurpado.

Pero, en el fondo, parecía estar dirigida a todos los pueblos del mundo, a quienes hacía el mismo llamado, a que no se dejasen abatir, a que levantasen la cabeza y defendiesen con uñas y dientes su identidad y soberanía. Además de la épica, su poesía es también histórica, porque recuerda las batallas enfrentadas por los palestinos, las luchas contra el imperialismo y las fuerzas de Israel, impidiendo de esa forma que ellas fuesen borradas de la memoria, evitando que caigan en el olvido





[Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo]


_________________



[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]


"Ser como un verso volando
o un ciego soñando
y en ese vuelo y en ese sueño
compartir contigo sol y luna,
siendo guardián en tu cielo
y tren de tus ilusiones."
(Hánjel)





[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]
Maria Lua
Maria Lua
Administrador-Moderador
Administrador-Moderador


Cantidad de envíos : 56076
Fecha de inscripción : 13/04/2009
Localización : Nova Friburgo / RJ / Brasil

Mahmud Darwish (1941-2008) - Página 10 Empty Re: Mahmud Darwish (1941-2008)

Mensaje por Maria Lua Dom Oct 16, 2022 10:25 pm

CONFESIÓN DE UN TERRORISTA


Ocuparon mi patria
expulsaron mi pueblo
anularon mi identidad
Y me llamaron terrorista
Confiscaron mi propiedad
arrancaron mis frutales
demolieron mi casa
Y me llamaron terrorista
legislaron leyes fascistas
practicaron el odiado apartheid
destruyeron, dividieron, humillaron
Y me llamaron terrorista
asesinaron mis alegrías,
secuestraron mis esperanzas,
esposaron mis sueños,
cuando rechace todas las barbaries
ellos...
¡mataron un terrorista



[Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo]





Última edición por Maria Lua el Lun Oct 17, 2022 11:00 pm, editado 1 vez


_________________



[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]


"Ser como un verso volando
o un ciego soñando
y en ese vuelo y en ese sueño
compartir contigo sol y luna,
siendo guardián en tu cielo
y tren de tus ilusiones."
(Hánjel)





[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]
Maria Lua
Maria Lua
Administrador-Moderador
Administrador-Moderador


Cantidad de envíos : 56076
Fecha de inscripción : 13/04/2009
Localización : Nova Friburgo / RJ / Brasil

Mahmud Darwish (1941-2008) - Página 10 Empty Re: Mahmud Darwish (1941-2008)

Mensaje por Maria Lua Dom Oct 16, 2022 10:40 pm

Llamada de la Tumba

(en memoria de la masacre en la ciudad de kafr kasem, 29 de octubre de 1956)

Mi muerte ocurrió hace ocho años
tengo la misma edad de mi padre
llamamos a todos los vivos
a todos los que quieren vivir por mucho tiempo
sobre la tierrano debajo de ella
a todos los que quieren
que el trigo madure en su campo
sembrar y cosechar
que la masa fermente en sus hogares
Hacer el pan y comerlo
nosotros les pedimos: no duerman
si quieren vivir por mucho tiempo
sobre la tierrano debajo de ella
monten guardia... aquí el sol es de barro y miseria
nuestra edad se cuenta en años de muerte
mi muerte ocurrió hace ocho años
tengo la misma edad de mi padre
iiles decimosno queremos sobre nuestras tumbas
Ni agua ni flores
nada está vivo aquí
apenas los huevos de víbora y los gusanos

les décimos
no queremos ropas de luto
no hay en la tumba otro color
que el negro
les decimos no queremos canciones tristes
interminables
dormimos aquí
Y nuestro retorno es imposible
les décimos
canten por la tierra que permanece
rebélense
enseñen nuestra historia sombría
a los hijos
para que nuestra sangre
permanezca en la bandera de los criminales
como señal de catástrofe
les pedimos
protejan a los débiles de las balas
para que los que vivan queden a salvo
e los que nascerán en el futuro
aún gotea la fuente de crimen
obstrúyanla
Y permanezcan vigilantes
listos para el combate.


[Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo]


_________________



[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]


"Ser como un verso volando
o un ciego soñando
y en ese vuelo y en ese sueño
compartir contigo sol y luna,
siendo guardián en tu cielo
y tren de tus ilusiones."
(Hánjel)





[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]
Maria Lua
Maria Lua
Administrador-Moderador
Administrador-Moderador


Cantidad de envíos : 56076
Fecha de inscripción : 13/04/2009
Localización : Nova Friburgo / RJ / Brasil

Mahmud Darwish (1941-2008) - Página 10 Empty Re: Mahmud Darwish (1941-2008)

Mensaje por Maria Lua Dom Oct 16, 2022 10:44 pm

Desafío

Átenme
prohíbanme los libros, los cigarrillos
obstruyan mi boca con arena
la poesía es sangre
el agua de los ojos
se imprime con las uñas
las órbitas
las dagas
clamaré su nombre
en la cárcelen el baño, en la cantera
bajo el látigo, la violencia de las cadenas
un millón de pájaros
sobre los ramos de mi corazón
inventan el himno combatiente


_________________



[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]


"Ser como un verso volando
o un ciego soñando
y en ese vuelo y en ese sueño
compartir contigo sol y luna,
siendo guardián en tu cielo
y tren de tus ilusiones."
(Hánjel)





[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]
Maria Lua
Maria Lua
Administrador-Moderador
Administrador-Moderador


Cantidad de envíos : 56076
Fecha de inscripción : 13/04/2009
Localización : Nova Friburgo / RJ / Brasil

Mahmud Darwish (1941-2008) - Página 10 Empty Re: Mahmud Darwish (1941-2008)

Mensaje por Maria Lua Mar Oct 18, 2022 12:32 am

***
Tened piedad de mí, amigos,
tened piedad de las madres desconsoladas que buscan otras albórbolas
para celebrar el nacimiento de los espejos en los estallidos de las bombas.
Tened piedad de las paredes que desean la hierba,
de los escritores en las noticias necrológicas,
tened piedad de un pueblo al que hemos prometido el acceso de la rosa por la puerta de las cenizas amargas.
No desaparezcáis ahora, como el poeta en el sombrero del mago.
¿Quién recogerá las rosas de los mártires?
Esperad, amigos, tened piedad de nosotros.
Nuestras ocupaciones no nos permiten buscar tumbas y una elegía
distinta de la anterior.
¡Qué pequeñas son estas rosas!
¡Qué grande es esta sangre!
¡Qué bellos sois, amigos,
cuando violáis la tierra en el milagro del génesis
o descubrís la fuente entre las rocas de las montañas posibles!

Amigos,
me basta con que sobreviva alguno de vosotros para vivir un año,
otro año.
Un año es suficiente para que caminemos juntos,
para que nos colguemos el río en la espalda como los gitanos,
para que destruyamos juntos el último templo
y coloquemos una piedra bajo otra,
para que retornemos al alma de su exilio
cuando marchemos juntos,
cuando declaremos una pequeña huelga de adoración a las imágenes.

Si me abandonáis ahora, amigos,
si partís
para habitar en la nebulosa del cráneo,
no os llamaré, no os haré elegías
ni escribiré una palabra sobre vosotros.
***


_________________



[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]


"Ser como un verso volando
o un ciego soñando
y en ese vuelo y en ese sueño
compartir contigo sol y luna,
siendo guardián en tu cielo
y tren de tus ilusiones."
(Hánjel)





[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]
Maria Lua
Maria Lua
Administrador-Moderador
Administrador-Moderador


Cantidad de envíos : 56076
Fecha de inscripción : 13/04/2009
Localización : Nova Friburgo / RJ / Brasil

Mahmud Darwish (1941-2008) - Página 10 Empty Re: Mahmud Darwish (1941-2008)

Mensaje por Maria Lua Mar Oct 18, 2022 12:40 am

La estupenda serie "La chica del Tambor" me ha regalado el conocimiento del poeta Mahmud Darwish (o Darwix), poeta nacional palestino. Hay un plano donde aparece la protagonista (Florence Pogh) leyendo un libro de poesía de MAHMUD DARWISH. Los versos comienzan diciendo "Now, as awken..." y habla de amor. La serie está muy cuidada y este plano da a entender que no puedes entender al pueblo palestino y su sufrimiento, si no conoces a su poeta mayor.

Wole Soyinka fue testigo de uno de sus recitales: "Se hizo el silencio. Mahmud Darwix empezó a leer. No sabíamos ni una palabra de árabe, pero oímos su voz alzarse y sumergirse para tañer las cuerdas del alma palestina. Fue una noche mágica en Ramala. Y el mago, Mahmud Darwix, lanzó su conjuro como se ha hecho durante siglos: siendo, sencillamente, ese elusivo arquetipo, tan envidiado y temido por el poder: un poeta que está a gusto entre su gente porque sintoniza con ella”.

Mahmud Darwish es uno de los más célebres literatos árabes contemporáneos. Nació en Birwa, una pequeña aldea de Galilea, situada a nueve kilómetros de Acre, donde sus padres poseían unas tierras que cultivaban para poder vivir. En 1948, tras la retirada de las tropas británicas de Palestina y la implantación del Estado de Israel, su familia –como miles de familias palestinas- se vio obligada a huir de su casa para salvar la vida. Permanecieron un año en el Líbano y al regresar a Palestina se encontraron con que Birwa había sido completamente destruida por el ejército israelí, al igual que otras muchas aldeas. Tuvieron que instalarse en Dair Al Asad aunque de forma clandestina porque durante el año que habían permanecido refugiados en el Líbano, las autoridades israelíes habían elaborado unos censos, y los que no figuraban en los mismos, no tenían derecho a vivir en el nuevo Estado de Israel.Clandestino en su propio país y posteriormente ciudadano de segunda categoría en un Estado que le rechaza, el adolescente se refugia en los libros y plasma su identidad con lo único que le queda: el lenguaje.

En 1961, después de abandonar el país residió sucesivamente en El Cairo, Beirut, Túnez, Moscú, Paris y Londres. En los años ’90 regresó a su tierra, ingresando en la OLP. Ocupó cargos importantes en el Departamento de Cultura y fundó la revista Al-Karmel. Hombre laico y moderno, refinado y elegante, Darwish fue un palestino de diálogo, aunque nunca estuvo dispuesto a hacer concesiones humillantes.

En su obra, Palestina se convierte en una metáfora de la pérdida del Edén, del nacimiento y la resurrección, así como de la angustia por el despojo y el exilio. En sus textos se conjuga la proclama política, la situación social de guerra constante y el riquísimo simbolismo de oriente. Su poesía está influenciada por poetas como Nazim Hikmet, Louis Aragon, Pablo Neruda, García Lorca y T. S. Eliot.

En una primera etapa, que abarca de 1966 a 1986, su obra responde de una manera inmediata a las acuciantes necesidades de denuncia de la tragedia palestina, si bien la búsqueda formal y la renovación de los modos poéticos árabes están siempre presentes en su obra. A partir de 1995 Darwish se afianza en la escritura de una poesía de introspección metafísica que ya venía ensayando desde el fin del anterior periodo. Para ello se inspira en su más profunda intimidad, aunque no podrá desgajar elementos míticos o históricos.


Los poemarios El lecho de una extraña, de 1999, y Mural, del 2000, están concebidos como obras arquitectónicas, con una estructura sólida y proporciones calculadas con gran precisión. El resultado son unos poemas de gran sobriedad expresiva y a la vez extraordinaria finura, gracia y armonía, compuestos no sólo para ser recitados en su lengua original sino también para ser visualizados.
Ambos poemarios están inspirados, sin duda, en experiencias vitales del poeta, especialmente Mural, en el que el Darwish muestra una gran maestría técnica, al tratarse de un largo poema en el que logra mantener continuamente una estructura y un ritmo armónicos, siendo asimismo admirable por la economía y la pureza de la composición.

El poema está basado en visiones y sensaciones que le embargaron durante el breve periodo de tiempo que permaneció clínicamente muerto. Por ello, está concebido como una especie de fresco donde aparecen yuxtapuestas de forma impresionista diversas escenas que constituyen lo esencial de su trayectoria humana, salpicadas de diálogos y monólogos interiores.

El lecho de una extraña, por el contrario, está compuesto íntegramente por poemas de amor en todas sus facetas, entremezclando, como ya lo había hecho anteriormente, la realidad con el mito y estableciendo numerosas relaciones intertextuales, tanto con la tradición clásica árabe como con el mundo contemporáneo, suprimiendo de este modo las barreras culturales del arte.


En Estado de sitio, Darwish rememora los medievales cercos de las fortalezas mediterráneas, el sitio de una ciudad simbólica y las pone en contexto con las modernas tácticas de destrucción y asedio. Mahmud Darwix ha sido testigo de modernos asedios como el de Beirut en 1982 y el actual de Ramala. «Estado de sitio» es un poema extenso, fechado en enero de 2002, que explora en tono metafísico y con un potente sesgo dialógico, la vivencia del sitio de la ciudad cisjordana durante el invierno 2001-2002. Sorprende en este poema la capacidad de Darwix para escribir excelente poesía, a partir de un hecho prosaico, terrible y aparentemente apoético.

Resalta la gran austeridad poética de Darwish: las imágenes quedan reducidas al mínimo para dar un mayor protagonismo a la palabra, auténtico elemento estructural de los poemas.
En La huella de la mariposa (2007), escribía sobre el verso esencial: "
"Lo que le falta al poema, y no sabemos qué es, es su secreto más radiante. A eso, a lo que le falta, le llamamos «el verso esencial».
Cuando el poema, antes de escribirse, está claro en la mente del poeta del primer al último verso, el poeta se convierte en cartero, y la imaginación en bicicleta.
El camino al significado, por largo y laberíntico que sea, es el viaje del poeta"
En líneas generales, su poesía ha sido relacionada con el denominado `realismo metafísico`, que incluye a poetas como Seamus Heaney, Derek Walcott, Czeslaw Milosz, Zbigniew Herbert, Joseph Brodsky y Wislawa Szymborska.
Entre los árabes, está considerado un clásico. Darwish no sólo es uno de los más grandes poetas árabes sino también una leyenda viva: sus libros circulan a millares por todos los países árabes y los estadios se llenaban para escuchar sus recitales poéticos, acontecimientos irrepetibles que nadie quería perderse.





_________________



[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]


"Ser como un verso volando
o un ciego soñando
y en ese vuelo y en ese sueño
compartir contigo sol y luna,
siendo guardián en tu cielo
y tren de tus ilusiones."
(Hánjel)





[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]
Maria Lua
Maria Lua
Administrador-Moderador
Administrador-Moderador


Cantidad de envíos : 56076
Fecha de inscripción : 13/04/2009
Localización : Nova Friburgo / RJ / Brasil

Mahmud Darwish (1941-2008) - Página 10 Empty Re: Mahmud Darwish (1941-2008)

Mensaje por Maria Lua Mar Oct 18, 2022 12:41 am

MURAL


Éste es tu nombre /
dijo una mujer,
y desapareció en el pasillo espiral...


Veo el cielo ahí, al alcance de la mano.
El ala de una paloma blanca me lleva a
otra infancia. No sueño
que sueño. Todo es real. Noto
que pierdo pie
y alzo el vuelo. Seré lo que llegue a ser en
el último firmamento. Todo es blanco,
el mar que cuelga de los tejados de nubes
blancas. La nada es blanca en
el cielo blanco del absoluto. He sido
y no he sido. Estoy solo en esta
eternidad blanca. Me he adelantado a la cita
y ni un ángel ha salido a decirme:
«¿Qué has hecho allá, en el mundo?»
No he escuchado los gritos de júbilo de los justos, ni
los lamentos de los pecadores, estoy solo en lo blanco,
solo...


Nada me duele a las puertas de la resurrección.
Ni el tiempo ni los afectos. No
siento la ligereza de las cosas o la pesadez
de las obsesiones. No he encontrado a quién preguntarle:
¿Dónde está mi dónde ahora? ¿Dónde la ciudad
de los muertos, dónde yo? No hay nada
aquí en el no aquí... en el no tiempo,
en la no existencia.


Como si hubiera muerto antes...
conozco esta visión, y sé que
voy a lo desconocido. Quizá
siga vivo en algún lugar, consciente de
lo que quiero...


Un día seré lo que quiero.


Un día seré idea. No habrá espada que la lleve
a la tierra en ruinas, ni libro...
Será como lluvia en el monte rota
contra la hierba pujante,
y no habrá fuerza bruta
ni justicia errática.


Un día seré lo que quiero.


Un día seré pájaro, y extraeré de mi no siendo
mi ser. Según ardan mis alas
me acercaré a la verdad y renaceré de
la ceniza. Soy la charla de los soñadores, he renegado
de mi cuerpo y mi alma para consumar
mi viaje primero al significado, que me ha abrasado
y se ha ocultado. Soy lo oculto. Soy el celeste
proscrito.


Un día seré lo que quiero.


Un día seré poeta,
y el agua será rehén de como yo la vea. Mi lengua será metáfora
de la metáfora, y no dirá o indicará
lugar. Pues el lugar es mi pecado y mi pretexto.
Soy de allí. Mi aquí da un salto
de donde piso a mi fantasía...
Soy quien fui o quien seré,
me fragua o me derrumba el espacio que se extiende
infinito.


Un día seré lo que quiero.


Un día seré viña,
¡que me prense el verano,
y beba mi vino quien pase
junto a las pléyades del lugar azucarado!
Soy el mensaje y el mensajero,
soy las pequeñas direcciones y el correo.
Un día seré lo que quiero.





En Poesía escogida (1966-2005).
Traducción de Luz Gómez García.
Valencia, Pre textos, 200


_________________



[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]


"Ser como un verso volando
o un ciego soñando
y en ese vuelo y en ese sueño
compartir contigo sol y luna,
siendo guardián en tu cielo
y tren de tus ilusiones."
(Hánjel)





[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]
Maria Lua
Maria Lua
Administrador-Moderador
Administrador-Moderador


Cantidad de envíos : 56076
Fecha de inscripción : 13/04/2009
Localización : Nova Friburgo / RJ / Brasil

Mahmud Darwish (1941-2008) - Página 10 Empty Re: Mahmud Darwish (1941-2008)

Mensaje por Maria Lua Mar Oct 18, 2022 12:42 am

SOBRE ESTA TIERRA



Sobre esta tierra hay algo que merece vivir: la indecisión
de abril, el olor del pan
al alba, las opiniones de una mujer sobre los hombres, los
escritos de Esquilo, las primicias del amor, la hierba

sobre las piedras, las madres erguidas sobre un hilo de
flauta y el miedo que los recuerdos inspiran a los invasores.

Sobre esta tierra hay algo que merece vivir: el fin de
septiembre, una dama que entra,
con toda su lozanía, en la cuarentena, la hora del sol en la
cárcel, una nube que imita un grupo de

seres, las aclamaciones de un pueblo a quienes ascienden
a la muerte sonriendo y el miedo que las canciones
inspiran a los tiranos.

Sobre esta tierra hay algo que merece vivir: sobre esta
tierra está la señora de

la tierra, la madre de los comienzos, la madre de los
finales. Se llamaba Palestina. Se sigue llamando

Palestina. Señora: yo merezco, porque tú eres mi dama, yo
merezco vivir.



[Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo]


_________________



[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]


"Ser como un verso volando
o un ciego soñando
y en ese vuelo y en ese sueño
compartir contigo sol y luna,
siendo guardián en tu cielo
y tren de tus ilusiones."
(Hánjel)





[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]
Maria Lua
Maria Lua
Administrador-Moderador
Administrador-Moderador


Cantidad de envíos : 56076
Fecha de inscripción : 13/04/2009
Localización : Nova Friburgo / RJ / Brasil

Mahmud Darwish (1941-2008) - Página 10 Empty Re: Mahmud Darwish (1941-2008)

Mensaje por Maria Lua Miér Oct 19, 2022 9:04 am

No hay un solo palestino que no sepa quien es Mahmud Darwish. Es más, muchos de ellos son capaces de recitar de memoria algunos de sus poemas, ya que hablan de su historia, de una vida de lucha y represión, de ocupación y exilio, de amor a la tierra y a la patria. En 2008 nos quedamos sin el gran poeta árabe del siglo XX. Una operación a corazón abierto no pudo salvarle la vida y acabó marchándose a sus 67 años. Hoy, la poesía de Darwish está más viva que nunca, recuerda a los más de cinco millones de palestinos que han tenido que abandonar a la fuerza su hogar -su estatus de refugiado es hereditario-, a las familias rotas, a la pérdida de identidad y de derechos.

El 29 de noviembre de 1947, la Asamblea General de las Naciones Unidas aprobó el Plan de Partición de Palestina, que establecía la división del territorio en dos partes, una para los judíos, a los que otorgó el 55% de la tierra, y otra para los árabes, que se quedaron con el 45% restante. La resolución 181 de la ONU derivó en una guerra civil en el territorio del Mandato de Palestina que estalló al día siguiente de la votación del plan, seguida de la guerra árabe-israelí de 1948 y los sucesivos enfrentamientos entre árabes y judíos que se mantienen hasta la actualidad.

La resolución establecía que debían constituirse ambos estados; Israel lo hizo el 14 de mayo de 1948, Palestina, a día de hoy, sigue sin ser un Estado reconocido por muchos países. Lejos de ser justo, el reparto fue acordado con la ONU, pero una de las partes nunca lo cumplió. Actualmente, los palestinos apenas controlan un 22% del territorio.

Mahmud Darwish, “el poeta nacional de Palestina”, título que a él nada le gustaba, fue uno de tantos palestinos que tuvo que dejar su hogar con la esperanza de regresar algún día.

Darwish nació en 1941 en Birwa, en la Palestina del mandato británico; hoy norte de Israel. Su pueblo, como muchos otros fue arrasado por las fuerzas israelíes en 1948, el año en el que los palestinos conmemoran la Nabka, el desastre. En 1970 partió hacia el exilio. El Cairo, Túnez, Beirut, París y Amán le acogieron hasta 1995, cuando finalmente regresó a los territorios palestinos, convirtiéndose en exiliado dentro de su propia tierra.

Mahmud Darwish, la voz de la Palestina ocupadaEl poeta palestino Mahmud Darwish es una foto de archivo sin fecha. | Foto: Reuven Kopichinsky/AP.

Desde que ocupó Cisjordania y Jerusalén Este tras la Guerra de los Seis Días 1967, Israel no ha dejado de colonizar, sobre todo después de que renunciara hace un decenio a permanecer en la franja de Gaza. Las colonias han venido creciendo a un ritmo anual del 5% para sumar hoy más de 600.000 colonos, en los cerca de 200 asentamientos judíos en Cisjordania y Jerusalén oriental, todos considerados ilegales por la ONU.

No fue hasta el 15 de noviembre de 1988, cuando el entonces dirigente de la Organización para la Liberación de Palestina (OLP), Yaser Arafat, se proclamó en Argel presidente de un Estado palestino sobre las fronteras de 1967, con Jerusalén Este como capital, pero sin reconocimiento internacional. La Declaración de independencia fue redactada por Mahmud Darwish, e incluía el respaldo a la solución de los dos Estados y reconocía, por primera vez, el derecho de Israel a existir en la región.

El poeta fue miembro del Comité Ejecutivo de la OLP hasta 1993, cuando la abandonó en protesta por la firma de los acuerdos de Oslo con los israelíes que tenían la intención de ofrecer una solución permanente en el conflicto palestino-israelí. Darwish se opuso a los acuerdos porque, entre otras cosas, no contemplaban un claro compromiso israelí de retirada de los territorios palestinos ocupados.


Desde entonces, todo parece haber ido a peor, y las negociaciones nunca han dado sus frutos. Es más, desde 2014 se encuentran suspendidas, ya que ni siquiera los palestinos acuden unidos en esta lucha. Por un lado están los simpatizantes de Fatah, de corte laico y progresista, y por otro los de Hamás, islamistas y más conservadores.


Mahmud Darwish hace un gesto durante una lectura en la ciudad de Haifa, en el norte de Israel, el domingo 15 de julio de 2007. | Foto: Gil Cohen Magen/AP
El poeta y director de la revista literaria Al Karmel, solía decir que no estaba cansado de escribir de su tierra, de esos cinco millones de refugiados, de protestar con la palabra. Pero más allá de su incansable poesía política, Darwish supo trascender de lo local. Como él mismo explicó muchas veces, los temas del exilio, de la melancolía que destilan sus obras no resultan ajenos a los europeos, a los americanos y tampoco a los israelíes. «El exilio es más que un concepto geográfico. Puedes ser un exiliado en tu patria, en tu casa, en una habitación. No es sólo una cuestión palestina».



Hoy, la poesía de Darwish se convierte en un mecanismo de denuncia que toma voz de la mano de cantantes como el gran Marcel Khalife, que no duda en tañer su laúd y transportar los textos del gran poeta palestino por medio mundo. Los palestinos lucharon, luchan y lucharán por conseguir lo que por derecho les corresponde –así lo estiman las resoluciones de la ONU–. Recuperar el territorio ocupado y conseguir vivir en paz. La esperanza es lo último que se pierde, «la esperanza es, a modo de compensación, la fuerza indómita del débil», al menos, eso decía Darwish.


El poeta y director de la revista literaria Al Karmel, solía decir que no estaba cansado de escribir de su tierra, de esos cinco millones de refugiados, de protestar con la palabra. Pero más allá de su incansable poesía política, Darwish supo trascender de lo local. Como él mismo explicó muchas veces, los temas del exilio, de la melancolía que destilan sus obras no resultan ajenos a los europeos, a los americanos y tampoco a los israelíes. «El exilio es más que un concepto geográfico. Puedes ser un exiliado en tu patria, en tu casa, en una habitación. No es sólo una cuestión palestina».

Hoy, la poesía de Darwish se convierte en un mecanismo de denuncia que toma voz de la mano de cantantes como el gran Marcel Khalife, que no duda en tañer su laúd y transportar los textos del gran poeta palestino por medio mundo. Los palestinos lucharon, luchan y lucharán por conseguir lo que por derecho les corresponde –así lo estiman las resoluciones de la ONU–. Recuperar el territorio ocupado y conseguir vivir en paz. La esperanza es lo último que se pierde, «la esperanza es, a modo de compensación, la fuerza indómita del débil», al menos, eso decía Darwish.





[Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo]


_________________



[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]


"Ser como un verso volando
o un ciego soñando
y en ese vuelo y en ese sueño
compartir contigo sol y luna,
siendo guardián en tu cielo
y tren de tus ilusiones."
(Hánjel)





[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]
Maria Lua
Maria Lua
Administrador-Moderador
Administrador-Moderador


Cantidad de envíos : 56076
Fecha de inscripción : 13/04/2009
Localización : Nova Friburgo / RJ / Brasil

Mahmud Darwish (1941-2008) - Página 10 Empty Re: Mahmud Darwish (1941-2008)

Mensaje por Maria Lua Miér Oct 26, 2022 9:16 am




Ahlan wa sahlan bikum اهلا وسهلا بكم

Ya estamos cada vez más cerca del 1er Encuentro de Poesía Árabe en Buenos Aires y queremos ayudarles con la recitación y la práctica de una de las poesías mas seleccionadas por ustedes. Se trata de la poesía de el gran poeta Mahmoud Darwish titulada «Un extraño en una ciudad lejana».

A continuación encontrarán el video con la letra de la poesía en árabe con todos sus «harakat» (vocales), recitada en su idioma original por el profesor Agustín Dib, y amenizada por un acompañamiento musical tradicional de la música palestina.

Este video les servirá para acompañar la lectura mientras la practican y encontrarán a la vez la subtítulos de la misma en español.



Presentación y traducción de Sara Achik, Joaquín Kirjner y Silvia Sáez. Coordinación y asesoría de Shadi Rohana.


Mahmud Darwish (1941-2008) fue uno de los poetas más importantes de Palestina, leído en todo el mundo árabe, y sus obras se han traducido a múltiples idiomas. Su influencia reside en su constitución como referente para la construcción cultural de la identidad palestina; esto es, a través de sus poemas ofrece un mundo de símbolos, metáforas, ideas y demandas que han sido socialmente compartidas para definir el ser palestino. Es también un caso comparable al de otros poetas palestinos que han sufrido la experiencia de la expulsión y la ghurba,1 y que la han explorado desde la escritura. En este aspecto, el título del poema “Un extraño en una ciudad distante”, que traducimos del árabe al español,2 hace referencia a la experiencia compleja de un segmento de los palestinos que han tenido que vivir como exiliados en su propio país, como fue el caso del mismo Darwish. Se trata de un sentido de extrañeza o lejanía que siente el autor estando cerca de su hogar, ya que escribió este poema viviendo en Haifa, pero al mismo tiempo distante de su aldea —destruida durante la Nakba3 y a donde no podía volver ni siquiera de visita por prohibición de las autoridades israelíes.

Darwish era proveniente del pueblo de Birwa, Palestina. Siendo niño tuvo que refugiarse temporalmente junto con su familia en el Líbano y luego volvieron de forma clandestina a Galilea, ahora Israel. Posteriormente se trasladó a Haifa, donde trabajó como periodista en Al-Ittihad y se inició en la militancia comunista. Ante las dificultades para vivir como palestino dentro de las fronteras israelíes, Darwish decidió exiliarse en 1970, y desde su juventud vivió de manera itinerante en Moscú, El Cairo, Beirut, Túnez, París, Amán y Ramala. Fue miembro del Comité Ejecutivo de la Organización para la Liberación de Palestina (OLP), y en 1993 dimitió de esta a raíz de la firma de los Acuerdos de Oslo entre la OLP y el Estado de Israel, por considerar dichas negociaciones una continuación del sistema de opresión israelí sobre los palestinos.

El poema “Un extraño en una ciudad distante” forma parte del poemario Los pájaros mueren en Galilea, publicado en 1969, con anterioridad a su exilio. En esta composición lírica, Darwish presenta el sentido de nostalgia y añoranza de la época de su infancia y la vida placentera en Palestina antes de la Nakba, en un claro contraste con lo que tuvo que vivir después de la expulsión de su aldea.

La presentación de un diálogo en el poema amerita preguntarnos quién es el interlocutor, y las posibilidades son varias: un amigo, una amante, un colega, un camarada. Nos inclinamos a pensar que en este caso el autor hace uso del recurso del diálogo consigo mismo, ya que ha sido una herramienta que lo acompañó en toda su obra. El poeta plantea un hipotético retorno. En su frente no solo posee marcas que hacen alusión al paso del tiempo, sino que alberga la memoria que lo mantiene como lo que fue, «niño/ y hermoso».

La presente traducción fue realizada de forma colectiva en el marco de las clases de árabe con el profesor Shadi Rohana, de la maestría de Estudios de Asia y África de El Colegio de México. Para el presente trabajo, decidimos llevar a cabo una traducción literal del poema y, al mismo tiempo, tomamos ciertas libertades para cambiar algunas palabras, respetando siempre el sentido y contenido de estos versos. De esta manera, por ejemplo, hemos optado por usar la palabra “arroyos” en vez de “manantiales” (ينابيع ), ya que la primera se ajusta más al sentido de pequeñez que tiene la palabra original en árabe, siguiendo con la serie de contrastes que revisa el autor.

— Sara Achik, Joaquín Kirjner y Silvia Sáez

Un extraño en una ciudad distante

Cuando era niño
y hermoso,
la rosa era mi hogar
y los arroyos mis mares.
La rosa se hizo herida
y los arroyos, sed.
—¿Has cambiado mucho?
—No he cambiado mucho.
Cuando volvamos como el viento
a nuestra morada,
mira mi frente
hasta que encuentres las rosas como palmeras
y los arroyos como sudor.
Yo estaré como lo que fui,
niño
y hermoso.



غريبٌ في مدينةٍ بعيدة
عِندَما كُنتُ صغيرا
وجَميلا
كانت الوَردَةُ داري
والينابيعُ بِحاري
صارت الوردةُ جُرحا
واليَنابيعُ ظَمَأْ
هَلْ تَغَيَّرتَ كثيرا؟ –
ما تَغَيَّرتُ كثيرا –
عندما نَرجِعُ كالرِّيح
إلى مَنْزِلِنا
حَدِّقي في جَبهَتي
تَجِدي الوَردَ نخيلا
واليَنابيعَ عرقْ
تَجِديني مِثْلَما كُنتُ
صغيرا
..وجميلا


* Fuente: Mahmud Darwish (2010), Diwan. Beirut: Dar al-‘Awda, pp. 277-278. En esta edición de las obras completas de Darwish, publicada en Beirut, no se menciona el nombre del lugar donde se publicó la primera edición del poemario en 1969. Sin embargo, por la trayectoria biográfica del poeta, podemos asumir que la primera edición del poemario se imprimió en Haifa o Acre, Palestina.

1 Ghurba significa, de manera literal, “alejamiento” o “distanciamiento”. Sin embargo, se traduce del árabe al español como “exilio” o “diáspora”, en referencia al sentido de ser un extraño o extranjero fuera de su hogar. En el contexto palestino, ghurba refiere a la situación en la que viven millones de palestinos que fueron expulsados de sus tierras en 1948 y 1967, y que fueron forzados a vivir en el exilio y en condición de refugiados, así como los palestinos que viven bajo la ocupación israelí.

2 Existe otra traducción de este poema en español: Luz Gómez García (ed. y trad.) (2008), “Extraño en una ciudad lejana”, Poesía escogida (1966-2005), Valencia: Pre-Textos.

3 La Nakba (del árabe, “la catástrofe”) se refiere al éxodo de 700,000 palestinos entre 1947 y 1949 como consecuencia de la operación militar ejecutada por los ejércitos armados del movimiento sionista y la formación del Estado de Israel. Esto implicó un proceso de limpieza étnica: el desplazamiento forzado de la población o la eliminación de pueblos enteros palestinos y, por lo tanto, refugiados en varios países árabes vecinos. Para leer más al respecto de este tema, consultar Rashid Khalidi [2015 (1997)], La identidad palestina. La construcción de una conciencia nacional moderna, Buenos Aires: Editorial Canaán e Ilan Pappé (2006); La limpieza étnica de Palestina (trad. Luis Noriega), Barcelona: Crítica.

Mahmud Darwish / Al-Birwa, Palestina, 1941 – Houston, Estados Unidos, 2008. Es considerado el poeta nacional palestino y uno de los autores árabes contemporáneos de mayor relevancia. Ganador del Premio Lenin de la Paz (1980), del Premio Príncipe Claus de Holanda (2004) y del Premio a la Libertad Cultural de la Lannan Foundation (2001), entre otros. Una decena de libros de su autoría se ha traducido al castellano, en editoriales como Pre-Textos, Cátedra e Hiperión.

Sara Achik, Joaquín Kirjner y Silvia Sáez

Sara Achik, Joaquín Kirjner y Silvia Sáez / Estudiantes de las clases de árabe de Shadi Rohana en el marco de la Maestría en Estudios de Asia y África, Especialidad Medio Oriente, en El Colegio de México. Silvia es traductora (UNAM), Sara es internacionalista (UDLAP) y Joaquín es historiador (UNLP). Los tres son fundadores del Centro MOIC (Centro de Aproximaciones al Medio Oriente, Identidades y Conflictos).

Shadi Rohana / Es profesor de lengua y literatura árabes y de traducción literaria en el Centro de Estudios de Asia y África de El Colegio de México. Es traductor al árabe de Las batallas en el desierto de José Emilio Pacheco (Palestina, 2016) y de Volverse Palestina de Lina Meruane (El Cairo, 2020).



[Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo]


_________________



[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]


"Ser como un verso volando
o un ciego soñando
y en ese vuelo y en ese sueño
compartir contigo sol y luna,
siendo guardián en tu cielo
y tren de tus ilusiones."
(Hánjel)





[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]
Maria Lua
Maria Lua
Administrador-Moderador
Administrador-Moderador


Cantidad de envíos : 56076
Fecha de inscripción : 13/04/2009
Localización : Nova Friburgo / RJ / Brasil

Mahmud Darwish (1941-2008) - Página 10 Empty Re: Mahmud Darwish (1941-2008)

Mensaje por Maria Lua Jue Oct 27, 2022 7:50 am

No tienes tiempo para las palabras
sentimentales.
Has amasado la albahaca todo el mediodía,
y para el zumaque has cocido la cresta del gallo.
Sé lo que carcome tu corazón, traspasado por
el pavo real,
desde que te cazaron por segunda vez
del Paraíso.
Nuestro universo entero ha cambiado y nuestras voces
se han transformado.
Hasta el saludo entre nosotros ha caído
sin ruido,
cual botón de un traje en la arena.
Dame los buenos días,
dime cualquier cosa, para que la vida me trate
con ternura.


_________________



[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]


"Ser como un verso volando
o un ciego soñando
y en ese vuelo y en ese sueño
compartir contigo sol y luna,
siendo guardián en tu cielo
y tren de tus ilusiones."
(Hánjel)





[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]
Maria Lua
Maria Lua
Administrador-Moderador
Administrador-Moderador


Cantidad de envíos : 56076
Fecha de inscripción : 13/04/2009
Localización : Nova Friburgo / RJ / Brasil

Mahmud Darwish (1941-2008) - Página 10 Empty Re: Mahmud Darwish (1941-2008)

Mensaje por Maria Lua Dom Nov 06, 2022 6:18 am

SONATA I

Si eres la última palabra que me ha dicho Dios,
seamos dos en uno y dichosos
ahora que los almendros se han iluminado sobre los pasos de los caminantes, aquí
en tus dos riberas, y revolotean sobre ti las perdices y las palomas.

Has apuñalado al cielo con el cuerno de la gacela y las palabras han fluido
como rocío en las venas de la naturaleza. ¿Cuál es el nombre del poema
ante la dualidad de la Creación y la Justicia, entre el cielo lejano
y el cedro de tu lecho, cuando la sangre anhela otra sangre y el mármol gime?
Un mito necesitará broncearse en torno a ti. Esta hilera son
las diosas de Egipto y Sumer que, bajo las palmeras, cambian su ropa
y los nombres de sus días, y concluyen el viaje hacia el fin de la rima.

Mi canto necesita respirar: la poesía no es poesía
ni la prosa es prosa. He soñado que eres la última palabra que me ha dicho
Dios cuando os he visto en sueños, y se hizo el Verbo.


_________________



[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]


"Ser como un verso volando
o un ciego soñando
y en ese vuelo y en ese sueño
compartir contigo sol y luna,
siendo guardián en tu cielo
y tren de tus ilusiones."
(Hánjel)





[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]
Maria Lua
Maria Lua
Administrador-Moderador
Administrador-Moderador


Cantidad de envíos : 56076
Fecha de inscripción : 13/04/2009
Localización : Nova Friburgo / RJ / Brasil

Mahmud Darwish (1941-2008) - Página 10 Empty Re: Mahmud Darwish (1941-2008)

Mensaje por Maria Lua Sáb Nov 12, 2022 11:49 am

CANCIÓN DE AMOR SOBRE LA CRUZ



Ciudad de todas las heridas pequeñas,
¿no apagarás mi mano?
¿No podrás enviarme una gacela,
y limpiarme la frente,
y el pulmón,
de ceniza?
Añorarte es lo mismo que una ausencia.
Llamo a todas las puertas,
gritando,
preguntando:
¿Cómo pueden trocarse
en polvo
las estrellas?
Te amo… Sé mi cruz.
Sé, como tú deseas, un palomar.
Yo sé que si tus manos me fundieran
se llenarían de nubes los desiertos.

Te amo,
¡totalidad del corazón!
¡Oh tú sabor de uvas!
¡Gusto a sangre!
Una luna ,en mi frente, no se extingue,
y en mi boca se agita
un fuego,
una guitarra.
Si muriera de amor, deja mi tumba
expuesta a las pestañas de los vientos,
y no me entierres, no.
Para poder sembrar tu voz en todo el barro.

Para poder alzar tu espada en todo el campo.
Te amo… Sé mi cruz.
Sé lo que tú desees.
Dilúyete en mi alma,
como el sol.
!Y no me compadezcas!


_________________



[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]


"Ser como un verso volando
o un ciego soñando
y en ese vuelo y en ese sueño
compartir contigo sol y luna,
siendo guardián en tu cielo
y tren de tus ilusiones."
(Hánjel)





[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]
Maria Lua
Maria Lua
Administrador-Moderador
Administrador-Moderador


Cantidad de envíos : 56076
Fecha de inscripción : 13/04/2009
Localización : Nova Friburgo / RJ / Brasil

Mahmud Darwish (1941-2008) - Página 10 Empty Re: Mahmud Darwish (1941-2008)

Mensaje por Maria Lua Lun Nov 14, 2022 4:11 am

Lo que le falta al poema, y no sabemos qué es, es su secreto más radiante. A eso, a lo que le falta, le llamamos «el verso esencial».
Cuando el poema, antes de escribirse, está claro en la mente del poeta del primer al último verso, el poeta se convierte en cartero, y la imaginación en bicicleta.
El camino al significado, por largo y laberíntico que sea, es el viaje del poeta


_________________



[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]


"Ser como un verso volando
o un ciego soñando
y en ese vuelo y en ese sueño
compartir contigo sol y luna,
siendo guardián en tu cielo
y tren de tus ilusiones."
(Hánjel)





[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]
Maria Lua
Maria Lua
Administrador-Moderador
Administrador-Moderador


Cantidad de envíos : 56076
Fecha de inscripción : 13/04/2009
Localización : Nova Friburgo / RJ / Brasil

Mahmud Darwish (1941-2008) - Página 10 Empty Re: Mahmud Darwish (1941-2008)

Mensaje por Maria Lua Sáb Nov 26, 2022 12:19 pm

La mariposa es agua que ansía volar.
Se escapa del sudor de las muchachas y crece
en la nube de los recuerdos.
La mariposa no declama el poema,
es tan ligera que rompe las palabras
como rompen los sueños los soñadores.


_________________



[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]


"Ser como un verso volando
o un ciego soñando
y en ese vuelo y en ese sueño
compartir contigo sol y luna,
siendo guardián en tu cielo
y tren de tus ilusiones."
(Hánjel)





[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]
Maria Lua
Maria Lua
Administrador-Moderador
Administrador-Moderador


Cantidad de envíos : 56076
Fecha de inscripción : 13/04/2009
Localización : Nova Friburgo / RJ / Brasil

Mahmud Darwish (1941-2008) - Página 10 Empty Re: Mahmud Darwish (1941-2008)

Mensaje por Maria Lua Sáb Nov 26, 2022 10:30 pm

CANCIÓN DE AMOR SOBRE LA CRUZ



Ciudad de todas las heridas pequeñas,
¿no apagarás mi mano?
¿No podrás enviarme una gacela,
y limpiarme la frente,
y el pulmón,
de ceniza?
Añorarte es lo mismo que una ausencia.
Llamo a todas las puertas,
gritando,
preguntando:
¿Cómo pueden trocarse
en polvo
las estrellas?
Te amo… Sé mi cruz.
Sé, como tú deseas, un palomar.
Yo sé que si tus manos me fundieran
se llenarían de nubes los desiertos.

Te amo,
¡totalidad del corazón!
¡Oh tú sabor de uvas!
¡Gusto a sangre!
Una luna ,en mi frente, no se extingue,
y en mi boca se agita
un fuego,
una guitarra.
Si muriera de amor, deja mi tumba
expuesta a las pestañas de los vientos,
y no me entierres, no.
Para poder sembrar tu voz en todo el barro.

Para poder alzar tu espada en todo el campo.
Te amo… Sé mi cruz.
Sé lo que tú desees.
Dilúyete en mi alma,
como el sol.
!Y no me compadezcas!


_________________



[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]


"Ser como un verso volando
o un ciego soñando
y en ese vuelo y en ese sueño
compartir contigo sol y luna,
siendo guardián en tu cielo
y tren de tus ilusiones."
(Hánjel)





[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]

Contenido patrocinado


Mahmud Darwish (1941-2008) - Página 10 Empty Re: Mahmud Darwish (1941-2008)

Mensaje por Contenido patrocinado


    Fecha y hora actual: Mar Dic 06, 2022 5:11 am