Aires de Libertad

https://www.airesdelibertad.com

Leer, responder, comentar, asegura la integridad del espacio que compartes, gracias por elegirnos y participar

Estadísticas

Nuestros miembros han publicado un total de 868881 mensajes en 41837 argumentos.

Tenemos 1418 miembros registrados

El último usuario registrado es Matilde Marco

Últimos temas

Clik Boton derecho y elige abrir en pestaña nueva- DICC. R.A.E

¿Quién está en línea?

En total hay 45 usuarios en línea: 4 Registrados, 0 Ocultos y 41 Invitados :: 2 Motores de búsqueda

Carlos Justino Caballero, Chambonnet Gallardo, MARCELA VELEZ, Maria Lua


El record de usuarios en línea fue de 360 durante el Sáb 02 Nov 2019, 06:25

Octubre 2020

LunMarMiérJueVieSábDom
   1234
567891011
12131415161718
19202122232425
262728293031 

Calendario Calendario

Conectarse

Recuperar mi contraseña

Galería


“Josep Piera, poeta”, por David Castillo (entrevista en el diario Avui) Empty

UN CLICK AYUDA AL FORO EN LOS MOTORES DE BÚSQUEDA



Flujo RSS


Yahoo! 
MSN 
AOL 
Netvibes 
Bloglines 

Clik Boton derecho y elige abrir en pestaña nueva- DICC. R.A.E


“Josep Piera, poeta”, por David Castillo (entrevista en el diario Avui)

Pedro Casas Serra
Pedro Casas Serra
Administrador-Moderador
Administrador-Moderador

Cantidad de envíos : 32852
Fecha de inscripción : 24/06/2009
Edad : 72
Localización : Barcelona

“Josep Piera, poeta”, por David Castillo (entrevista en el diario Avui) Empty “Josep Piera, poeta”, por David Castillo (entrevista en el diario Avui)

Mensaje por Pedro Casas Serra el Dom 22 Dic 2019, 06:09

.


“Josep Piera, poeta”, por David Castillo (entrevista)

“La poesía ayuda a vivir mejor, a querernos y sabernos libres”
Josep Piera (Beniopa, la Safor, 1947) nos adentra en la aventura de su obra lírica compilada en Poesia completa, 1971-2018, que presenta la Institució Alfons el Magnànim.

- Su Poesia completa abarca casi medio siglo. ¿Qué recuerda del chico que comenzó en 1971?

Empecé a escribir poesía a los quince años, en 1962. Entonces escribía poesía en castellano y letras para canciones en francés, siguiendo los dictados de unas voces interiores que me acompañaban las soledades y me permitían volar mentalmente.

- ¿Y en catalán?

En 1971 empecé a hacer poemas en la lengua que hablaba familiarmente, al mismo tiempo que publicaba en Málaga los primeros poemas (en castellano). Me sentía poeta y quería ser escritor, nada más que eso.

- ¿A escrito usted en todos los géneros? ¿qué representa la poesía en su obra?

He escrito en prosa y en verso, sí. El “como” me ha venido dado por el “que”. La poesía en mí es la manera sensorial, sonora y plástica a la vez, de decir libremente lo que se me hacía expresable. La poesía en mí es la síntesis de las diversas voces que me han ido brotando de dentro a lo largo de la vida; ellas dicen quien he sido: un yo en un cuerpo y en un tiempo.

- Hay en muchos poemas una visión de la luz, del cielo, del mar. Su paisaje de la Safor lo ha condicionado.


El paisaje de mi país íntimo más que condicionarme, me conforma. Mi país vital comienza, como realidad y como metáfora, en el entorno próximo; y se eleva hacia el norte y hacia el sur, mar adentro y cielo arriba. La luz me me impulsa, me indica el camino.

- Vivir en su casa de la Drova le ha distanciado de las capitales literarias, pero ¿cree que ha sido imprescindible para generar sus libros?

Vivir en la Drova -un rincón de mundo real y fantástico a la vez- me ha permitido ser como soy, y sí, este humilde lugar me ha regalado el tiempo y la vida para sentirme poeta. Quizá en una gran ciudad me habría perdido, no sé si por oscuras cloacas, por calles laberínticas, por cielos multicolores, o entre grises soledades.

- ¿No es un hombre de ciudad?

Las ciudades me gustan para pasearlas, para mirar las miserias y admirar las grandezas.

- Ha hablado mucho de grandes ciudades, como Nápoles o Marraquech. Son dos ciudades crueles, duras…


Ciudades como las que me acabas de nombrar son ciudades con una grandísima tradición, donde el pasado está presente y se percibe vivamente, no como arqueología sino como algo realmente vivo, actual, presente, en la actualidad que ellas mismas representan en todos sus sentidos: crueldad, belleza, emoción, sorpresas… Todo esto es lo que sabe expresar la poesía.

- ¿Cómo resumiría para un lector neófito el contenido global de su obra?

La veo como la expresión compartible de una visión apalabrada de la vida, porque la literatura son palabras escritas para ser ofrecidas a los demás.

- Usted ha hablado con muchos maestros del pasado de diferentes tradiciones. ¿Cómo ve la evolución de la literatura catalana desde sus inicios?

Como una continua voluntad de ser. Una ansia cambiante de ser, quiero decir. Creo que esta ansia de dejar escrita la propia manera de existir, de estar presente, es la que le da colectivamente sentido, también personalmente.

- ¿Cuál es momento o el poema más epifánico que recuerda y por qué?

Como en todo en la vida, no hay uno solo, hay una colección. Hay aquellos, momentos o poemas, que me han hecho gozar bellamente del instante, que me han permitido seguir viviendo, que me han descubierto una maravilla, que me han hecho temblar de gozo, que me han regalado una sonrisa feliz, o una risa.

-¿Vale la pena vivir sin poesía?

No puedo concebir la vida sin poesía, pero añadiré que vivir siempre vale la pena, porque es un regalo que nos ha sido dado. Y esto no es despreciable.

- Decía Horacio que la poesía enseña o engaña…

La poesía ayuda a vivir mejor, a querernos y sabernos libres. Por eso tiene tanto sentido.

- ¿Cuál es su concepto de libertad?


Para mí van unidas la libertad personal individual y la colectiva. No existe una sin la otra. Libertad quiere decir precisamente, ser libre para pensar, para sentir, para querer… En resumen, para amar la vida siendo cada uno quien es, sin prejuicios. Por eso la poesía tiene tanta importancia.

- ¿Cuál?

La de permitirte ser quien eres y compartirlo con los otros.

- Lo que plantea es casi una fórmula mágica, de interpretación psicológica.

Solo desde la libertad es posible este diálogo entre la propia manera de ser y de trascender la soledad del individuo porque no somos nada sin los otros. A mí me gusta decir que somos seres solitarios. Por eso nos gusta tanto la compañía.

David Castillo
(Traducción del catalán por Pedro Casas Serra)

*

Josep Piera es poeta, novelista, editor y promotor de iniciativas culturales como L’Any del Tirant. En 1979, ganó el Premio Carles Riba de poesía con El somriure de l’herba (La sonrisa de la hierba) y en 1991 publicó sus poemas en el libro Dictats d’amors (Poesia 1971-1991) (Dictados de amor) (Edicions 62). Posteriormente, publicaría El jardí llunyà (Edicions 62, 2000) (El jardín lejano) y Cants i encants (Ensiola, 2004) (Cantos y encantos). Su primera novela fue Rondalla del retorn (1977) (Rondalla del retorno), género que poco después cambiaría por la «narrativa del yo». Sus libros, que en cierto modo se mueven entre el relato intimista y las memorias, describen a menudo viajes: El cingle verd (1982) (La peña verde); Ací s’acaba tot (1993) (Aquí se acaba todo), fruto de un año de hospitalización; Seduccions de Marràqueix (1996) (Seducciones de Marrakesch), ganador del Premio Sant Joan, y A Jerusalem (2005), todos ellos publicados por Edicions 62. En el 2007, publicó Puta postguerra, continuación de El temps feliç (El tiempo feliz), que es una parte de las memorias publicadas en el 2001, también en Edicions 62. Su última obra poética es Trobadors amb turbant. Diwan andalusí (2017) (Trobadores con turbante. Diván andalusí).

*

Dos poemas de Josep Piera:


LA POESIA
No són veus celestials, que de lluny
endins ens parlen. Són veus estimades.
Veus de dins, veus distants, veus que diuen
un camí que ningú no sap on va.

Hi ha veus que són fanals en un carreró fosc;
com n’hi ha que són remors de llunyanies.
Hi ha veus que ens han fet ser de mots.
Veus callades, veus absents, veus silencis...

La poesia són veus convertides en sons
que diuen d’on venim, on anem, i qui som.

LA POESÍA

No son voces celestiales, que desde lejos
nos hablan adentro. Son voces amadas.
Voces de dentro, voces distantes, voces que dicen
un camino que nadie sabe a dónde va.

Hay voces que son farolas en un callejón oscuro;
como las hay que son rumores de lejanías.
Hay voces que nos han hecho ser de palabras.
Voces calladas, voces ausentes, voces silencios…

La poesía son voces convertidas en sonidos
que dicen de donde venimos, donde vamos, y quién somos.


JA NO SÉ ESCRIURE POEMES D’AMOR

Ja no sé escriure poemes d’amor
com aquells, ardorosos, que de jove
dedicava a ningú; a ningú, o al desig
d’un algú sense nom. No de tu.
Potser els anys m’han fet més púdic
o és que el desig no sap trobar els mots
per dir el que sent quan te m’apropes
a poc a poc, i et veig venir de goig
mentre t’espere. No sé dir-te que et vull,
que et somie despert i et tinc en somnis,
que en el desig i en el deler t’estime.
Que en el deliri et tinc i et veig venir.
Que em sent tot teu, lligat a tu, de cos
i de voler, de pell a pell, i d’ànima.
Dic que ets la mar per on navegue,
i a penes s’insinue el que vull dir:
el goig, la llum, el vi, el bell viatge...
No dic però la por del nàufrag sol,
llavis de sal, brut d’algues i nafrat,
cremat pel sol a la platja deserta.
No dic el dol, ni dic la solitud,
ni dic la por de perdre’t. Això no.
A tu, a qui tant he estimat.
A tu, volcà volgut de flama viva.
A tu, illa del cel i lluna en mar.
A tu, cendra cremant i lava freda.
A tu et cante ara, sols a tu.

YA NO SÉ ESCRIBIR POEMAS DE AMOR

Ya no sé escribir poemas de amor
como aquellos, ardorosos, que de joven
dedicaba a nadie; a nadie, o al deseo
de un alguien sin nombre. No de ti.
Quizás los años me han hecho más púdico
o es que el deseo no sabe encontrar las palabras
para decir lo que siente cuando te me acercas
despacio, y te veo venir con gozo
mientras te espero. No sé decirte que te quiero,
que te sueño despierto y te tengo en sueños,
que en el deseo y en la pasión te amo.
Que en el delirio te tengo y te veo venir.
Que me siento todo tuyo, ligado a ti, en cuerpo
y en querer, de piel a piel, y en alma.
Digo que eres el mar por donde navego,
y apenas se insinúa lo que quiero decir:
el gozo, la luz, el vino, el bello viaje...
Pero no digo el miedo del náufrago solo,
labios de sal, sucio de algas y llagado,
quemado por el sol en la playa desierta.
No digo el luto, ni digo la soledad,
ni digo el miedo de perderte. Esto no.
A ti, a quien tanto he amado.
A ti, volcán querido de llama viva.
A ti, isla en el cielo y luna en el mar.
A ti, ceniza ardiente y lava fría.
A ti te canto ahora, solo a ti.


Josep Piera
(Versión de Pedro Casas Serra)


.


    Fecha y hora actual: Sáb 24 Oct 2020, 21:05