Aires de Libertad

www.airesdelibertad.com

Leer, responder, comentar, asegura la integridad del espacio que compartes, gracias por elegirnos y participar

Nuevo Usuario

Foro Aires de Libertad le da la bienvenida a:

Estadísticas

Nuestros miembros han publicado un total de 710788 mensajes en 36901 argumentos.

Tenemos 1292 miembros registrados.

El último usuario registrado es RafaelaDeroy.

Clik Boton derecho y elige abrir en pestaña nueva- DICC. R.A.E

¿Quién está en línea?

En total hay 30 usuarios en línea: 3 Registrados, 0 Ocultos y 27 Invitados :: 2 Motores de búsqueda

cecilia gargantini, Chambonnet Gallardo, Maria Lua


La mayor cantidad de usuarios en línea fue 92 el Mar 16 Mayo 2017, 23:10.

Noviembre 2017

LunMarMiérJueVieSábDom
  12345
6789101112
13141516171819
20212223242526
27282930   

Calendario Calendario

Conectarse

Recuperar mi contraseña

Galería


UN CLICK AYUDA AL FORO EN LOS MOTORES DE BÚSQUEDA



Flujo RSS


Yahoo! 
MSN 
AOL 
Netvibes 
Bloglines 

Poemas de Amor

Comparte
avatar
Pedro Casas Serra
Administrador-Moderador
Administrador-Moderador

Cantidad de envíos : 25675
Fecha de inscripción : 24/06/2009
Edad : 69
Localización : Barcelona

Recomendado Re: Poemas de Amor

Mensaje por Pedro Casas Serra el Mar 21 Dic 2010, 12:26

´


Felipe Benítez Reyes

Poeta, novelista, traductor y ensayista español nacido en Rota, Cádiz, en 1960.
Autor de una vasta obra que abarca todos los campos de la literatura, es considerado como una de las voces más influyentes del panorama literario español. Ha sido incluido en las más importantes antologías, gracias a su excelente dominio del lenguaje, que abarca desde el neosimbolismo de su primera época hasta la gran versatilidad
de sus trabajos poéticos posteriores.
Ha obtenido entre otros, los premios Luis Cernuda, Ojo Crítico, Fundación Loewe, Premio de la Crítica, Premio Nacional de Literatura y Premio Internacional de Poesía Ciudad de Melilla 1994 por «Vidas improbables».
Parte de su obra poética está contenida en las siguientes publicaciones: «Paraíso manuscrito» en 1982, «Los vanos mundos» en 1985, «La mala compañía» en 1989, «Poesía» en 1992, «Sombras particulares» en 1992, «Paraísos y mundos» en 1996, «El equipaje abierto» en 1996 y «Escaparate de venenos» en el año 2000.



Advertencia


Si alguna vez sufres -y lo harás-
por alguien que te amó y que te abandona,
no le guardes rencor ni le perdones:
deforma su memoria el rencoroso
y en amor el perdón es sólo una palabra
que no se aviene nunca a un sentimiento.
Soporta tu dolor en soledad,
porque el merecimiento aun de la adversidad mayor
está justificado si fuiste
desleal a tu conciencia, no apostando
sólo por el amor que te entregaba
su esplendor inocente, sus intocados mundos.

Así que cuando sufras -y lo harás-
por alguien que te amó, procura siempre
acusarte a ti mismo de su olvido
porque fuiste cobarde o quizá fuiste ingrato.
Y aprende que la vida tiene un precio
que no puedes pagar continuamente.
Y aprende dignidad en tu derrota,
agradeciendo a quien te quiso
el regalo fugaz de su hermosura.


Felipe Benítez Reyes. De «Los vanos mundos»



.
avatar
Pedro Casas Serra
Administrador-Moderador
Administrador-Moderador

Cantidad de envíos : 25675
Fecha de inscripción : 24/06/2009
Edad : 69
Localización : Barcelona

Recomendado Re: Poemas de Amor

Mensaje por Pedro Casas Serra el Miér 22 Dic 2010, 07:47

.



María de Zayas y Sotomayor (Madrid, 12 de noviembre de 1590 - 1661) fue una novelista española del Siglo de Oro.

Era hija del capitán de infantería Fernando de Zayas y Sotomayor, que servía como caballero al conde de Lemos y a María de Barasa. Es de suponer que la familia siguió al Conde de Lemos a su virreinato de Nápoles. Vivió algún tiempo en Zaragoza. Se cree que pudo residir también en Sevilla o Granada. En cuanto a la fecha de su fallecimiento, existen dos partidas de defunción a nombre de María de Zayas, una del 19-I-1661 y la otra del 26-IX-1669; no se poseen datos de ella desde 1639.

Durante su estancia en Zaragoza publicó la primera parte de sus Novelas amorosas y ejemplares o Decamerón español (1637), un grupo de diez novelas cortesanas que analiza los estratos sociales superiores de su época y en la que se percibe influencia de Miguel de Cervantes.

Del Decamerón de Giovanni Boccaccio toma la fórmula de una reunión por culpa de una enfermedad (en vez de la peste, unas cuartanas de Lisis) a lo largo de cinco noches, en cada una de las cuales se narran dos novelas de gran crudeza. Al contrario que otros novelistas contemporáneos suyos, no pretende exhibir un ingenio cortesano complicando el estilo ni hacerse pasar por moralista sermoneadora, sino que le interesan la amenidad narrativa, la psicología de los personajes y los ambientes en que se mueven. Además, en sus denuncias de injusticias indignantes reflejan independencia y recio orgullo femenino, sin mostrarse pacata en las escenas escabrosas. La segunda serie está compuesta por Novelas y saraos (Barcelona, 1647) y Parte segunda del Sarao y entretenimientos honestos (1649), reeditados como Desengaños amorosos. Este segundo grupo de novelas intensifica los argumentos truculentos y escabrosos. Compuso además la comedia La traición en la amistad. Se conservan además algunas poesías suyas en diversas antologías (Botello, Montalbán, Cuevas, Del Castillo o la Fama Póstuma dedicada a Lope de Vega), aunque de altura inferior a su prosa.

Lope de Vega la elogia en la silva VIII de su El laurel de Apolo, a lo que ella correspondió homenajeándolo en un soneto. «Sibila de Madrid» la llama en La Garduña de Sevilla Alonso de Castillo Solórzano:

En estos tiempos luce y campea con felices lauros el ingenio de doña María de Zayas y Sotomayor, que con justo título ha merecido el nombre de Sibila de Madrid, adquirido por sus admirables versos, por su felice ingenio y gran prudencia, habiendo sacado de la estampa un libro de 10 novelas que son 10 asombros para los que escriben deste género, pues la meditada prosa, el artificio dellas y los versos que interpola, es todo tan admirable, que acobarda las más valientes plumas de nuestra España.

Durante largo tiempo oscurecida por la crítica, Emilia Pardo Bazán reivindicó su obra, definida como picaresca de la alta sociedad del Siglo de Oro.

Como narradora le caracteriza una gran fuerza. Es de una frescura y novedad sin precedentes ni tampoco epígonos. Tiene de su época el gusto por la violencia, la crueldad, la magia y los encantamientos. La moral en ella no es moraleja sino escarmiento. Ni ahorra episodios picarescos cuya crudeza no desmerece del Buscón quevedesco, ni queda atrás en el cultivo de la novela bizantina a la Cervantina en otros como La fuerza del amor o El prevenido engañado. Pero quizás lo que más sorprende en ella es la desenvoltura con que se comportan los personajes femeninos en el aspecto sexual y amatorio. Desde la que persigue a un hombre que ve por el balcón hasta la que guarda un amante negro en el establo hasta devorarlo sexualmente, « antes de infinitos adulterios ». No en vano en el XVIII, la Inquisición prohibió reeditar sus novelas.

Invariablemente, hay mujeres que acaban mal por la liberalidad con que se entregan; pero no son todas. Es también notable lo poco que miran al decoro personal o familiar cuando siguen a sus impulsos, que es casi siempre. Al hilo de diálogos sobre los distintos narradores en torno a la discreta Lisis, María de Zayas critica con la misma libertad que muestran sus personajes las idea de la época acerca de la honra y la virtud, que, en su opinión, tanto perjudicaban a las mujeres. Así, en una frase que recuerda las de Sor Juana Inés de la Cruz, dice Lisis a un galán que proclamaba su deseo de encontrar mujer tonta y honrada:

«Y ¿cómo sabrá ser honrada la que no sabe en qué consiste el serlo?». Doña Emilia Pardo Bazán citaba algunos pasajes suyos sobre su feminismo:

En la era que corre estamos con tan adversa opinión con los hombres, que ni con el sufrimiento los vencemos ni con la conciencia los obligamos. (...) ¿Por qué, vanos legisladores del mundo, atáis nuestras manos para la venganza, imposibilitando nuestras fuerzas con vuestras falsas opiniones, pues nos negáis letras y armas? ¿Nuestra alma no es la misma que la de los hombres? (...) Por tenernos sujetas desde que nacimos, vais enflaqueciendo nuestras fuerzas con temores de la honra, y el entendimiento con el recato de la vergüenza, dándonos por espadas ruecas, y por libros almohadillas.

Para María de Zayas, "las almas no son hombres ni mujeres". Era muy aficionada a la lectura, como dice en el prólogo "Al que leyere" de Novelas amorosas y ejemplares:

¿Qué razón hay para que no tengamos promptitud para los libros? Y más si todas tienen mi inclinación, que en viendo cualquiera nuevo o antiguo dexo la almohadilla y no sosiego hasta que le paso.

De la burla picaresca, abonada al tremendismo, que domina la primera serie novelesca, pasa en la segunda al motivo barroco por excelencia: el Desengaño, que es a veces notación de la injusta burla de las mujeres por los hombres y, en otras, expresión dolorida y casi metafísica de la imposibilidad de los sexos para vivir lealmente y en armonía, tan distintas son las fuerzas que los gobiernan. En La esclava de su amante, La inocencia castigada, El verdugo de su esposa o Mal presagio casar lejos, un hado siniestro domina las vicisitudes amorosas. De la carcajada en El castigo de la miseria se pasa a la melancolía y el pesar de Estragos que causa el vicio, última narración y despedida aparente de la autora. No hay dignidad en el amor:

¿Qué más desengaño aguardáis que el desdoro de vuestra fama en manos de los hombres?(...) ¿Es posible que con tantas cosas como habéis visto y oído no reconozcáis que en los hombres no dura más la voluntad que mientras dura el apetito, y en acabándose, se acabó?.

Lisis entra en un convento al final de las novelas y por ello muchos de sus críticos y editores han supuesto que ése fue el destino último de doña María. Azorín se la imaginaba en una buhardilla madrileña, mirando los tejados lluviosos y los gatos vagabundos.

El estilo de María de Zayas rehúye los excesos retóricos propios del culteranismo, tal como declara en la última novela de Desengaños amorosos:

Yo, como no traigo propósito de canonizarme por bien entendida, sino por buena desengañadora, es lo cierto que, ni en lo hablado ni en lo que hablaré he buscado razones retóricas ni cultas, porque demás de ser un lenguaje que con extremo aborrezco, querría que me entendiesen todos, el culto y el lego (...) Y así he procurado hablar en el idioma que mi natural me enseña y deprendí de mis padres, que lo demás es una sofistería en que han dado los escritores por diferenciarse de los demás, y dicen a veces cosas que ellos mismos no las entienden. ¿Cómo las entenderán los demás sino en diciendo, como algunas veces me ha sucedido a mí, que, cansado el sentido por saber qué quiere decir y no sacando fruto de mi fatiga, digo: "Muy bueno debe de ser, pues que yo no lo entiendo".

En los años 80, Televisión Española emitió una serie con cuentos eróticos de María Zayas. La historia principal se ambientaba en el siglo XIX o principios del XX: unas personas que descansaban en un balneario se reunían cada tarde en un jardín y disfrutaban de una sesión de cuentos, éstos sí, ambientados en otras épocas.

(sacado de http://es.wikipedia.org/wiki/Mar%C3%ADa_de_Zayas)





QUE MUERA YO, LISEO, POR TUS OJOS...


Que muera yo, Liseo, por tus ojos,
y que gusten tus ojos de matarme;
que quiera con tus ojos alegrarme,
y tus ojos me den cien mil enojos.

Que rinda yo a tus ojos por despojos
mis ojos, y ellos en lugar de amarme
pudiendo con sus rayos alumbrarme,
las flores me convierten en abrojos.

Que me maten tus ojos con desdenes,
con rigores, con celos, con tibieza,
cuando mis ojos por tus ojos mueren.

¡Ay, dulce ingrato!, que en los ojos tienes
tan grande deslealtad como belleza,
para unos ojos que a tus ojos quieren.


María de Zayas y Sotomayor


.

avatar
Pedro Casas Serra
Administrador-Moderador
Administrador-Moderador

Cantidad de envíos : 25675
Fecha de inscripción : 24/06/2009
Edad : 69
Localización : Barcelona

Recomendado Re: Poemas de Amor

Mensaje por Pedro Casas Serra el Vie 24 Dic 2010, 07:11







Vicente Aleixandre


Poeta español nacido en Sevilla en 1898.
Su infancia transcurrió en Málaga, y aunque desde los trece años se trasladó con su familia a Madrid, el mar dejó una profunda huella en su poesía. Fue profesor de Derecho Mercantil y miembro de la Real Academia Española desde 1949.
Es uno de los grandes valores de la poesía del siglo XX.
Su primer libro, «Ámbito», fue publicado en 1928, al que siguieron, «Espadas como labios» en 1932, «Pasión de la tierra» en 1935, «Sombra del paraíso» en 1944, «Mundo a solas» en 1950, «Nacimiento último» en 1953, «Historia del corazón» en 1954, «Poemas de la consumación» en 1968, «Diálogos del conocimiento» en 1974 y póstumamente «En gran noche» en 1991.
En 1934 fue Premio Nacional de Literatura y en 1977 recibió el Premio Nobel de Literatura.
Falleció en Madrid en 1984.

(sacado de: http://amediavoz.com/aleixandre.htm)




SE QUERÍAN


Se querían.
Sufrían por la luz, labios azules en la madrugada,
labios saliendo de la noche dura,
labios partidos, sangre, ¿sangre dónde?
Se querían en un lecho navío, mitad noche, mitad luz.

Se querían como las flores a las espinas hondas,
a esa amorosa gema del amarillo nuevo,
cuando los rostros giran melancólicamente,
giralunas que brillan recibiendo aquel beso.

Se querían de noche, cuando los perros hondos
laten bajo la tierra y los valles se estiran
como lomos arcaicos que se sienten repasados:
caricia, seda, mano, luna que llega y toca.

Se querían de amor entre la madrugada,
entre las duras piedras cerradas de la noche,
duras como los cuerpos helados por las horas,
duras como los besos de diente a diente solo.

Se querían de día, playa que va creciendo,
ondas que por los pies acarician los muslos,
cuerpos que se levantan de la tierra y flotando...
Se querían de día, sobre el mar, bajo el cielo.

Mediodía perfecto, se querían tan íntimos,
mar altísimo y joven, intimidad extensa,
soledad de lo vivo, horizontes remotos
ligados como cuerpos en soledad cantando.

Amando. Se querían como la luna lúcida,
como ese mar redondo que se aplica a ese rostro,
dulce eclipse de agua, mejilla oscurecida,
donde los peces rojos van y vienen sin música.

Día, noche, ponientes, madrugadas, espacios,
ondas nuevas, antiguas, fugitivas, perpetuas,
mar o tierra, navío, lecho, pluma, cristal,
metal, música, labio, silencio, vegetal,
mundo, quietud, su forma. Se querían, sabedlo.


Vicente Aleixandre. De "La destrucción o el amor", 1935.



.
avatar
Pascual Lopez Sanchez
Administrador-Moderador
Administrador-Moderador

Cantidad de envíos : 25258
Fecha de inscripción : 29/06/2009
Localización : Murcia / Muchas veces en Mazarrón/ Algunas en Cieza ( amo la ciudad donde nací; amo su río - Río Segura_ y amo sus montes secos llenos de espartizales)

Recomendado Re: Poemas de Amor

Mensaje por Pascual Lopez Sanchez el Sáb 25 Dic 2010, 06:59

este espacio abierto por PEDRO, tiene magia : Quién puede suscribir una vida al margen de un momento sublime ?. Quién puede despreciar una palabra de amor?. Desde luego yo no. Tampoco Alberti ( su biografía y su bibliografía ya ha sido comentada en otro espacio). Yo aquí traigo un poema :

"RETORNOS DEL AMOR EN UNA NOCHE DE VERANO"

"A tientas el amor, a ciegas en lo oscuro
tal vez entre las ramas, madura, alguna estrella,
vuelvo a sentirlo, vuelvo,
mojado de la escarcha caliente de la noche,
contra el hoyo de mentas tronchadas y tomillos.

Es él, único, solo, lo mismo que mi mano,
la piel desparramada de mi cuerpo, la sombra
de mi recién salido corazón, los umbrosos
centros más subterráneos de mi ser lo querían.

Vuelve único, vuelve
como forma tocada nada más, como llena
palpitación tendida cubierta de cabellos,
como sangre enredada en mi sangre, un latido
dentro de otro latido solamente.

Mas las palabras ¿dónde?
Las palabras no llegan. No tuvieron espacio
en aquel agostado nocturno, no tuvieron
ese mínimo aire que media entre dos bocas
antes de reducirse a un clavel silencioso.


Pero un aroma oculto se desliza, resbala,
me quema un desvelado olor a oscura orilla.
Alguien está pretendiendo por la yerba un murmullo.
Es que siempre en la noche del amor pasa un río"

(Rafael Alberti. "Retornos de lo vivo lejano". 1952) (subrayados, por su calidad metafórica, míos)

(Quizás Pedro, sería interesante, que, como este espacio va a seguir creciendo, pusieramos una nómina de los autores que llevamos y los poemas, por título. Así facilitaríamos la busqueda y evitaríamos duplicidades. Díme que te parece la idea. Y aunque me han recomendado un cierto reposo lo intento)


avatar
Pedro Casas Serra
Administrador-Moderador
Administrador-Moderador

Cantidad de envíos : 25675
Fecha de inscripción : 24/06/2009
Edad : 69
Localización : Barcelona

Recomendado Re: Poemas de Amor

Mensaje por Pedro Casas Serra el Sáb 25 Dic 2010, 15:45

Pascual: Precioso poema de Alberti que no conocía.

A mí tu idea de poner una nómina de autores y obras me parece estupenda. Si sabes como hacerlo, adelante! Un abrazo.

Pedro




Jorge Guillén

Poeta español nacido en Valladolid en 1893.
Estudió Filosofía y Letras en Madrid, aunque se licenció en Granada en 1913. Fue lector de español en La Sorbona entre 1917 y 1923 y Catedrático de Lengua y Literatura Españolas en Oxford.
Durante la guerra civil estuvo preso, logrando salir de España en 1938 para establecerse en Estados Unidos.
Fue profesor de varias universidades americanas, especialmente en la Universidad de Harvard.
Al morir Franco se estableció de nuevo en España donde obtuvo el premio Cervantes en 1976.
Se le considera el principal representante de la poesía pura en España.
Falleció en Málaga en 1984.

(sacado de http://amediavoz.com/guillenjorge.htm)




PASMO DEL AMANTE


¡Hacia ti que, necesaria,
Aun eres bella! (Blancura,
Si real, más imaginaria,
Que ante los ojos perdura
Luego de escondida por
El tacto.) Contacto. ¡Horror!
Esta plenitud ignora,
Anónima, a la belleza.
¿En ti? ¿En quién? (Pero empieza
El sueño que rememora.)


Jorge Guillén. De Cántico.
avatar
Pascual Lopez Sanchez
Administrador-Moderador
Administrador-Moderador

Cantidad de envíos : 25258
Fecha de inscripción : 29/06/2009
Localización : Murcia / Muchas veces en Mazarrón/ Algunas en Cieza ( amo la ciudad donde nací; amo su río - Río Segura_ y amo sus montes secos llenos de espartizales)

Recomendado Re: Poemas de Amor

Mensaje por Pascual Lopez Sanchez el Mar 28 Dic 2010, 02:45

Menciona Pedro , en su presentación del poema anterior, a Jorge Guillén como el representante español más nítido de lo que se ha venido en llamar "POESÍA PURA". Se puede decir, creo, lo son. Y en la misma medida : Juan Ramón Jimenez y Jorge Guillén. Otra cosa bien diferente es definir el concepto, evaluar su nacimiento -perspectiva histórica, acontecer artístico, desarrollo filosófico-
valorar su evolución y saber si está o no certificada su defunción. Es archisabido que en su nacimiento hemos de hacer referencia a personajes aparentemente tan dispares como el mismísimo Victor Hugo -empecinado en hallar la pureza de la lírica- ; Mallarmé; el abad Brémond y Paul Valery. En su estrapolación conceptual, en España, quien juega un papel fundamental es Ortega y Gasset, y su Revista de Occidente. ¿Hubo o no hubo movimiento en torno al concepto?. ¿Y cual es el propio concepto?. Dos preguntas difíciles de responder. En cuanto a la primera lo más previsible es que no hubiera movimiento. Especulaciones literarias sí. Pero parece una obviedad : Independientemente de protocolos, manifiestos, etc...cada escritor se ha valido siempre de la interpretación de "su propio universo" para hacer valer su palabra -o su pintura, o su compòsición sinfónica-.. Respecto al propio concepto de Poesía Pura, fue el mismo Guillén el que dijera que se desnudara al poema de cualquier contenido no poético y que tras ello quedaría la poesía. Eso fue al principio...añado yo ( sin poder precisar de que principio estoy hablando). Al final, hablando sobre la GENERACIÓN DEL 27 ,

"D.G.: ¿Quiénes influyeron más en aquella generación y especialmente en usted?
J.G.: Es una pregunta que, en cierto sentido, es demasiado vasta y complicada. Por una parte, estaba la tradición española. Nosotros nos sabíamos la poesía española muy bien, claro. ¡Había cuatro profesores!, y cuando se decía poeta-profesor, alguno lo decía con hostilidad, como si hubiera conflicto entre la conciencia crítica y la cultura de inspiración poética. Es una idea grosera, aunque la tengan algunos maestros también ( cuando digo maestros, verá usted que lo digo con cierto retintin). Y por otra parte, el conocimiento de la poesía francesa, de la inglesa y de la alemana; la italiana vino poco a poco. Teníamos la esplendida poesía francesa del siglo XIX, del simbolismo, esa poesía que empezaba por Baudelaire. Pero todo eso se graduó. Influencias momentáneas, como aquella que me atribuyen de Paul valéry. Claro, sí, pero eso se ha exagerado mucho; el crítico ligero lo simplifica todo. Yo tengo un poema en "Final" en el que digo : "¡Quién es mi enemigo? El que me simplifica. LA POESÍA PURA; LA POESÍA PURA EN UNA MAÑANA, Y POR LA TARDE MENOS PURA; TONTERÍAS..."
("Páginas Dispersas" Dionisia García. Colección Estudios Críticos.Ediciones Tres Fronteras. Murcia 2008)
Subrayado anterior mío. D.G.- Dionisia García. J.G.- Jorge Guillén ( Y siento haber simplificado yo lo que no debería simplificarse). Total lo que quería era poner otro poema de Jorge Guillén que ya deberé dejar para mañana.

(Ya es mañana : ¡Que contrasentido!)

"SALVACIÓN DE LA PRIMAVERA"

I

Ajustada a la sola
Desnudez de tu cuerpo,
Entre el aire y la luz
Eres puro elemento.

¡Eres! Y tan desnuda,
Tan continua, tan simple
Que el mundo vuelve a ser
Fábula irresistible.

En torno, forma a forma,
Los objetos diarios
Aparecen. Y son
Prodigios, y no mágicos.

Incorruptibles dichas,
Del sol indisolubles,
A través de un cristal
La evidencia difunde

Con todo esplendor
Seguro en astro cierto.
Mira cómo esta hora
Marcha por esos cielos.

II

Mi atención, ampliada,
Columbra. Por tu carne
La atmósfera reune
Términos. Hay paisaje.

Calmas en soledad
Que pide lejanía
Dulcemente a perderse
Muy lejos llegaría,

Ajenas a su propia
Ventura sin testigo,
Si ya tanto concierto
No convirtiese en íntimos

Esos blancos tan rubios
Que sobre su tersura
La mejor claridad
Primaveral sitúan.

Es tuyo el resplandor
De una tarde perpetua.
¡Qué cerrado equilibrio
Dorado, qué alameda!

III

Presa en tu exactitud,
Inmóvil regalándote,
A un poder te sometes,
Férvido, que me invade.

¡Amor! Ni tú ni yo,
Nosotros, y por él
Todas las maravillas
En que el ser llega a ser.

Se colma su apogeo
Máximo de la tierra.
Aquí está : la verdad
Se revela y nos crea.

¡Oh realidad, por fin
Real, en aparición!
¿Que universo me nace
Sin velar a su dios?

Pesa, pesa en mis brazos,
Alma, fiel a un volumen.
Dobla con abandono,
Alma, tu pesadumbre.

IV

Y los ojos prometen
Mientras la boca aguarda.
Favorables, sonríen.
¡Como íntima, callada!

Henos aquí. Tan próximos.
¡Que oscura es nuestra voz!
La carne expresa más.
Somos nuestra expresión.

De una vez paraíso,
Con mi ansiedad completo,
La piel reveladora
Se tiende al embeleso

Todo en un solo ardor
Se iguala. Simultáneoas
Apremios me conducen
Por círculos de rapto.

Pero más, más ternura
Tras la caricia. Lentas,
Las manos se demoran,
Vuelven, también contemplan.

V

Sí, ternura. Vosotros,
Soberanos, dejadme
Participar del orden :
Dos gracias en contraste,

Valiéndose, repartiéndose.
¿Sois la belleza o dos
Personales delicias?
¿Qué hacer, oh proporción?

Aunque...Brusco y secreto,
un encanto es un orbe,
Obsesión repentina
Se centra, se recoge.

Y un capricho celeste
Cándidamente luce,
Improvisa una gloria,
Se va.Le cercan nubes.

Nubes por variación
De azares se insinúan,
Son, no son, sin cesar
Aparentes y en busca.

VII

Nadie sueña y la estancia
No resurge habitual.
¡Cuidado! Todavía
Sigue aquí la verdad.

Pero siempre en nosotros
Perfección de un instante,
Nos exige sin tragua
Verdad inacabable.

¿Yo querré, yo? Querrá
mi vida.¡Tanto impulso
Que corre a mi destino
Desemboca en tu mundo!

Necesito sentir
Que eres bajo mis labios,
en el gozo de hoy,
Mañana necesario.

Nuestro mañana apenas
Futuro y siempre incógnito:
Un calor de misterio
Resguardado en tesoro.

VIII

Inexpugnable así
Dentro de la esperanza,
Sintiéndose alentar
En mi voz si me canta,

Me centro y me realizo
Tanto a fuerza de dicha
Que ella y yo por fin somos
Una misma energía,

La precipitación
del ímpetu en su acto
Pleno, ya nada más
Tránsito enamorado,

Un ver hondo a través
De la fe y un latir
A ciegas y un velar
Fatalmente -por ti-

Para que en ese júbilo
De suprema altitud,
Allí donde no hay muerte,
Seas la vida tú

IX

¡Tú, tú, tú, mi incesante
Primavera profunda,
Mi río de verdor
Agudo y aventura!

¡Tú, ventana a lo diáfano:
Desenlace de aurora,
Modelación del día:
Mediodía en su rosa,

Tranquilidad de lumbre:
Siesta del horizonte,
Lumbre en lucha y coro:
Poniente contra noche,

Constelación de campo,
Fabulosa, precisa,
Trémula hermosamente,
Universal y mía!

Tú más aún: tú como
Tú, sin palabras toda
Singular, desnudez
Única, tú, tú sola!

("Salvación de la Primavera" -"CÁNTICO", 1928-1950 - . Jorge Guillén)
avatar
Pedro Casas Serra
Administrador-Moderador
Administrador-Moderador

Cantidad de envíos : 25675
Fecha de inscripción : 24/06/2009
Edad : 69
Localización : Barcelona

Recomendado Re: Poemas de Amor

Mensaje por Pedro Casas Serra el Jue 30 Dic 2010, 06:46

Gracias, Francisco, por tan interesante aportación sobre la poesía de Jorge Guillén considerada por él mismo. Estoy leyendo la obra "Jaime Gil de Biedma. Poesía y prosa" (Galaxia Gutemberg - Círculo de Lectores, Barcelona, 2010) y en ella encontré su ensayo sobre "Cántico" de Jorge Guillén. Leerlo me hizo descubrir que los versos de Guillén, por su concisión y ser una constante contraposición de realidad y reflexión, permitían extraer poemas con la forma del haiku, y saqué algunos que te dejo a continuación. Esto permite comprobar la proximidad entre la poesía pura y el haiku japonés.

Entre aire y luz,
desnudez de tu cuerpo:
puro elemento.

Aquí, tan próximos,
la carne expresa más,
la boca aguarda.

Amar, amar,
ser más, ser más aún,
fulgir en luz.

Afán, afán,
afán extraordinario,
delirio. ¡Pasmo!

No a lo infinito.
Perfecto es el amor.
La angustia cesa.

Ya va la paz
apartando los cuerpos.
Dos yacen, dos.

Tanta es la dicha,
que ella y yo por fín somos
pura energía.

¡Tú, tú, tú, tú!,
primavera profunda,
río de verdor.

¡Tú, sin palabras,
singular, desnudez
única, sola!

Jorge Guillén (De "Salvación de la Primavera")



Un fuerte abrazo y Feliz Año 2011!
Pedro




Francisco Luis Bernárdez

Poeta argentino nacido en Buenos Aires en 1900.
Inició su carrera literaria en España y Portugal, países donde estuvo radicado por mucho tiempo.
Tiene su obra una entonación lírica y romántica influida por los poetas místicos, pero conservando su propio estilo que siempre reflejó su criterio y su forma de enfocar la belleza de la vida.
Fue miembro de la Academia Argentina de Letras.
Entre sus obras más destacadas se cuentan: «El buque», «La ciudad sin Laura, «Poemas elementales» y «Poemas de carne» y hueso».
Falleció en 1978.

(sacado de http://amediavoz.com/bernardez.htm)




ESTAR ENAMORADO


Estar enamorado, amigos, es encontrar el nombre justo de la vida.
Es dar al fin con la palabra que para hacer frente a la muerte se precisa.
Es recobrar la llave oculta de la cárcel en que el alma está cautiva.
Es levantarse de la tierra con una fuerza que reclama desde arriba.
Es respirar el ancho viento que por encima de la carne se respira.
Es contemplar desde la cumbre de la persona la razón de las heridas.
Es advertir en unos ojos una mirada verdadera que nos mira.
Es escuchar en una boca la propia voz profundamente repetida.
Es sorprender en unas manos ese calor de la perfecta compañía.
Es sospechar que, para siempre, la soledad que nos pesaba está vencida.
Estar enamorado amigos, es descubrir dónde se juntan cuerpo y alma.
Es percibir en el desierto la cristalina voz de un río que nos llama.
Es ver el mar desde la torre donde ha quedado prisionera nuestra infancia.
Es apoyar los ojos tristes en un paisaje de cigüeñas y campanas.
Es ocupar un territorio donde conviven los perfumes y las armas.
Es dar la ley a cada rosa y al mismo tiempo recibirla de su espada.
Es confundir el sentimiento con una hoguera que del pecho se levanta.
Es gobernar la luz del fuego y al mismo tiempo ser esclavo de la llama.
Es entender la pensativa conversación del corazón y la distancia.
Es encontrar el derrotero que lleva al reino de la música sin tasa.
Estar enamorado, amigos, es adueñarse de las noches y los días.
Es olvidar entre los dedos emocionados la cabeza distraída.
Es recordar a Garcilaso cuando se siente la canción de una herrería.
Es ir leyendo lo que escriben en el espacio las primeras golondrinas.
Es ver la estrella de la tarde por la ventana de una casa campesina.
Es contemplar un tren que pasa por la montaña con las luces encendidas.
Es comprender muy bien que no hay fronteras entre el sueño y la vigilia.
Es ignorar en qué consiste la diferencia entre la pena y la alegría.
Es escuchar a medianoche la vagabunda confesión de la llovizna.
Es divisar en las tinieblas del corazón una pequeña lucecita.
Estar enamorado, amigos, es padecer espacio y tiempo con dulzura.
Es despertarse una mañana con el secreto de las flores y las frutas.
Es libertarse de sí mismo y estar unido con las otras criaturas.
Es no saber si son ajenas o son propias las lejanas amarguras.
Es remontar hasta la fuente las aguas turbias del torrente de la vida.
Es compartir la luz del mundo y a un tiempo compartir su noche oscura.
Es asombrarse y alegrarse de que la luna sea todavía luna.
Es comprobar en cuerpo y alma que la tarea de ser hombre es menos dura.
Es empezar a decir siempre, y en adelante no volver a decir nunca.
Y es, además, amigos míos, estar seguro de tener las manos puras.


Francisco Luis Bernárdez




.
avatar
Pascual Lopez Sanchez
Administrador-Moderador
Administrador-Moderador

Cantidad de envíos : 25258
Fecha de inscripción : 29/06/2009
Localización : Murcia / Muchas veces en Mazarrón/ Algunas en Cieza ( amo la ciudad donde nací; amo su río - Río Segura_ y amo sus montes secos llenos de espartizales)

Recomendado Re: Poemas de Amor

Mensaje por Pascual Lopez Sanchez el Jue 30 Dic 2010, 13:55

Aparte del pequeño deslizamiento mi querido amigo, confundirme, con no sé qué Francisco, sobre la utilización del Haiku ( jaiku para no pocos estudiosos del tema) en lengua española, parece ser un prestamo, una vez más a través de la cultura francesa. Jorge Guillén bien pudo tomarla de allí en sus años de profesorado en Francia. pero no siquiera tiene por qué ser definitivamente así : A. Machado; J.R.Jimenez; Luis Cernuda utilizan formas constructivas similares al haiku en múltiples ocasiones. Bien merecería la pena un estudio más profundo sobre si Bashô, Buson, Shiki, Issa...y tantos otros ejercieron algún tipo de influencia en nuestros autores. Lo que a estas alturas no cabe duda es que sí sobre nuestro amadísimo Benedetti. Y cuanto hemos ganado de ello.
Pascual, Pedro. Que a estas alturas no es cosa de cambiar de nombre. Un abrazo.
avatar
Pedro Casas Serra
Administrador-Moderador
Administrador-Moderador

Cantidad de envíos : 25675
Fecha de inscripción : 24/06/2009
Edad : 69
Localización : Barcelona

Recomendado Re: Poemas de Amor

Mensaje por Pedro Casas Serra el Jue 30 Dic 2010, 15:29

Te ruego me disculpes, Pascual, por equivocar tu nombre. ¿En qué estaría yo pensando? Supongo que al pensar en haiku, en Francisco Basallote, nuestro moderador del subforo de haiku. Perdón otra vez.

Feliz comienzo de año 2011!

Un fuerte abrazo.
Pedro




Eusebio Lahoz (Barcelona, 1976) es autor de la novela "Leer del revés" (El Cobre, 2005), distinguida en el Festival du Premier Roman de Chambery, 2006, Francia, y del libro de poemas "Envío sin cargo". Sus poemas han aparecido en diversas revistas... (no he encontrado más información sobre este autor)




ENVÍO SIN CARGO


No está, Mariana, perdido lo que dura.

Por eso, y por más cosas,
yo te envío sin cargo
este verso pasado por agua,
y te lo iré dando a cucharadas
como un cielo molido
hasta que abra tu beso,

-un cuerpo desnudo puede ser brasero, y eso es paradoja,
semejante a mi vicio de llamarte sabiendo que estás lejos-

Desde mi sótano de Palermo
hasta tu penthouse de Pocitos, sin cargo
de conciencia, yo te envío este verso,

porque cada palabra que te elijo, Mariana,
ya nace exprimida y viene
dispuesta a dispersarse en tu cintura,
y a saltar con saliva la bóveda
que tu paladar perfila si no niegas.

Yo te llevo, Mariana,
sin cargos ni cargas,
corazón incluido,
porque este verso, Mariana,
lo guarda mi rabia mientras duermo,
y luego lo muerdo con ahogo,
como se asoma un vértigo a una espera,
hasta que haga un siete a tu cordura
y desde la orla de tu lengua pueda
gravitar en nuestra tregua mansamente,

así que yo te envío, Mariana, sin cargo esta anarquía,
sólo con que descuelgues el teléfono.


Eusebio Lahoz


.
avatar
Pedro Casas Serra
Administrador-Moderador
Administrador-Moderador

Cantidad de envíos : 25675
Fecha de inscripción : 24/06/2009
Edad : 69
Localización : Barcelona

Recomendado Re: Poemas de Amor

Mensaje por Pedro Casas Serra el Sáb 01 Ene 2011, 16:09





Juan Boscán Almogávar
(o Joan Boscà i Almogàver) (Barcelona, 1492 - Perpiñán, 1542), poeta y traductor español que, aunque catalán, compuso su obra exclusivamente en lengua castellana.

De familia noble, recibió una excelente formación humanística y sirvió en la Corte de los Reyes Católicos y después en la del emperador Carlos I de España. Fue preceptor del Duque de Alba. En la Corte conoció a otro gran poeta amigo suyo, don Diego Hurtado de Mendoza; éste le dirigió la famosa Epístola a Boscán. El caballero catalán se casó con una culta dama valenciana, doña Ana Girón Rebolledo. Viajó a Italia como embajador español. Allí encontró al caballero toledano Garcilaso de la Vega, con quien entabló una gran amistad; seguramente al aprecio que Boscán sentía por la obra del poeta valenciano Ausiàs March se deben las reminiscencias de éste que hay en algunas de las composiciones del poeta manchego.

Boscán, que había cultivado con anterioridad la conceptuosa y cortesana lírica cancioneril, introdujo el verso endecasílabo y las estrofas italianas (soneto, octava real, terceto encadenado, canción en estancias), así como el poema en endecasílabos blancos y los motivos y estructuras del Petrarquismo en la poesía castellana. Se persuadió de ello en una conversación mantenida en 1526 con su amigo, el embajador veneciano y humanista Andrea Navagiero, en los jardines del Generalife, en Granada, como contó él mismo, ya que éste le animó a intentar esa experiencia poética, y convenció de esta novedad también a sus amigos Garcilaso de la Vega y don Diego Hurtado de Mendoza y escribió el manifiesto de la nueva estética italianizante del Renacimiento en la siguiente epístola incluida como prólogo en uno de sus volúmenes de poesías:

Estando un día en Granada con el Navagero, tratando con él en cosas de ingenio y de letras, me dijo por qué no probaba en lengua castellana sonetos y otras artes de trovas usadas por los buenos autores de Italia: y no solamente me lo dijo así livianamente, mas aún me rogó que lo hiciere... Así comencé a tentar este género de verso, en el cual hallé alguna dificultad por ser muy artificioso y tener muchas particularidades diferentes del nuestro. Pero fui poco a poco metiéndome con calor en ello. Mas esto no bastara a hacerme pasar muy adelante, si Garcilaso, con su juicio -el cual, no solamente en mi opinión, mas en la de todo el mundo ha sido tenido por cosa cierta- no me confirmara en esta mi demanda. Y así, alabándome muchas veces este propósito y acabándome de aprobar con su ejemplo, porque quiso él también llevar este camino, al cabo me hizo ocupar mis ratos en esto más fundadamente. (Epístola nuncupatoria de Juan Boscán a la duquesa de Soma)

Otros caballeros, sin embargo, tenían un concepto más nacionalista del Renacimiento, como por ejemplo Cristóbal de Castillejo, e hicieron ver amablemente su disconformidad en sátiras contra el nuevo estilo. La novedad del endecasílabo, sin embargo, arraigó al lado del octosílabo como el verso más usado en la lírica española y desde entonces el dodecasílabo, con un ritmo machacón y menos flexible que el del endecasílabo, fue arrinconado y preterido en favor del endecasílabo cuando había que tratar temas importantes. La poesía castellana quedó así enriquecida con nuevos versos, estrofas, temas, tonos y recursos expresivos.

El poema Hero y Leandro de Boscán es el primero que trata de temas legendarios y mitológicos clásicos. Por otra parte, su Epistola a Mendoza introduce en España el modelo de la epístola moral como un género poético imitado de Horacio, donde se expone el ideal del sabio estoico con su prudente moderación y equilibrio.

Estudios modernos han desterrado la idea infundada de la dureza y sequedad de sus versos con el pretexto de que no era un hablante nativo de castellano. Fuera de un amplio cancionero petrarquista, Boscán demostró su dominio del castellano traduciendo además "Il libro del cortegiano" (1528) del humanista italiano Baldassare Castiglione con el título de "El Cortesano" (1534) en una modélica prosa renacentista esmaltada de germinaciones ciceronianas. Además, preparó la edición de las obras de su amigo Garcilaso de la Vega junto a las suyas, si bien murió antes de poder culminar el proyecto, por lo que su viuda imprimió la obra en 1543 en el taller de Carles Amorós, en Barcelona, con el título Las obras de Boscán con algunas de Garcilaso de la Vega.

(sacado de http://es.wikipedia.org/wiki/Juan_Bosc%C3%A1n)




SONETO LXXXV


Quien dice que la ausencia causa olvido
merece ser de todos olvidado.
El verdadero y firme enamorado
está, cuando está ausente, más perdido.

Aviva la memoria su sentido;
la soledad levanta su cuidado;
hallarse de su bien tan apartado
hace su desear más encendido.

No sanan las heridas en él dadas,
aunque cese el mirar que las causó,
si quedan en el alma confirmadas,

que si uno está con muchas cuchilladas,
porque huya de quien lo acuchilló
no por eso serán mejor curadas.


Juan Boscán



.
avatar
cecilia gargantini
Administrador-Moderador
Administrador-Moderador

Cantidad de envíos : 25812
Fecha de inscripción : 25/04/2009
Edad : 64
Localización : buenos aires

Recomendado Re: Poemas de Amor

Mensaje por cecilia gargantini el Sáb 01 Ene 2011, 17:01

Me gusta mucho este sitio; pero siempre ando corriendo y con poco tiempo.
Hoy quiero aportar algo de Silvina Ocampo (1903-1993). Nació y vivió en Buenos Aires.Estudió dibujo y pintura y De Chirico fue uno de sus maestros. Se casó con el escritos Adolfo Bioy Casares y con él y con Jorge Luis Borges compilaron una Antología de la Literatura Fantástica.Varios de sus poemas y cuentos aparecieron en la revista SUR, que dirigía su hermana Victoria Ocampo. Tiene más de 20 obras publicadas. Recibió el Premio Municipal de Poesía y el Primer Premio Nacional de Poesía.
Para mí, es una de las más grandes.


Consecuencias

Amamos en un ser
a todos los demás
cuando ese ser nos ama.
Odiamos en un ser
a todos los demás
si ese ser no nos ama.

Dilección

Con preferencia siempre recordamos
los queridos defectos de la dicha;
recordamos también con preferencia
de una persona amada los pecados.

Y mis versos preferidos no son de amor, pero me gustaría incluirlos:
NOCTURNO
Sueñan las casas que son barcos cuando
de noche hay viento, oscuridad y lluvia.
avatar
Pedro Casas Serra
Administrador-Moderador
Administrador-Moderador

Cantidad de envíos : 25675
Fecha de inscripción : 24/06/2009
Edad : 69
Localización : Barcelona

Recomendado Re: Poemas de Amor

Mensaje por Pedro Casas Serra el Sáb 01 Ene 2011, 17:51

Gracias, Cecilia, por traernos los versos de Silvina Ocampo.

Pascual, para que se puedan localizar mejor los autores y los poema, al principio de cada p'agina del tema he puesto la lista, que ir'e ampliando a medida que aparezcan *mi ordenador se ha vuelto loco con los acentos.


Un abrazo.
Pedro

PARA
avatar
cecilia gargantini
Administrador-Moderador
Administrador-Moderador

Cantidad de envíos : 25812
Fecha de inscripción : 25/04/2009
Edad : 64
Localización : buenos aires

Recomendado Re: Poemas de Amor

Mensaje por cecilia gargantini el Sáb 01 Ene 2011, 19:52

Está buenísimo lo del índice al principio de cada página!!!!!!!!!!
Cariñossssssssss y gracias por trabajar tanto para todos
avatar
Maria Lua
Administrador-Moderador
Administrador-Moderador

Cantidad de envíos : 39979
Fecha de inscripción : 12/04/2009
Localización : Nova Friburgo / RJ / Brasil

Recomendado Re: Poemas de Amor

Mensaje por Maria Lua el Lun 03 Ene 2011, 20:39

Quien dice que la ausencia causa olvido
merece ser de todos olvidado.
El verdadero y firme enamorado
está, cuando está ausente, más perdido.



Gracias, querido amigo Pedro
por los haikus, por los poemas de
varios autores, que nos dejaste...
Destaco el soneto de Juan Boscán...
Besos, con cariño
Maria Lua




_________________


Te encuentro
tus huellas son tatuajes en mi corazón
intensas e inmensas
como el vino de la pasíón
y la rosa roja del amor
eternas y etereas
como los sortilegios de una Luna Creciente...


Maria Lua
avatar
Maria Lua
Administrador-Moderador
Administrador-Moderador

Cantidad de envíos : 39979
Fecha de inscripción : 12/04/2009
Localización : Nova Friburgo / RJ / Brasil

Recomendado Re: Poemas de Amor

Mensaje por Maria Lua el Lun 03 Ene 2011, 20:42

Pero un aroma oculto se desliza, resbala,
me quema un desvelado olor a oscura orilla.
Alguien está pretendiendo por la yerba un murmullo.
Es que siempre en la noche del amor pasa un río



Gracias, querido amigo Pascual,
por el bello poema de
Rafael Alberti...
Besos, con cariño
Maria Lua


_________________


Te encuentro
tus huellas son tatuajes en mi corazón
intensas e inmensas
como el vino de la pasíón
y la rosa roja del amor
eternas y etereas
como los sortilegios de una Luna Creciente...


Maria Lua
avatar
Maria Lua
Administrador-Moderador
Administrador-Moderador

Cantidad de envíos : 39979
Fecha de inscripción : 12/04/2009
Localización : Nova Friburgo / RJ / Brasil

Recomendado Re: Poemas de Amor

Mensaje por Maria Lua el Lun 03 Ene 2011, 20:44

Gracias, querida Cecilia,
me gustó conocer la poesía
de Silvina Ocampo...
Besos, amiga, con cariño
Maria Lua


_________________


Te encuentro
tus huellas son tatuajes en mi corazón
intensas e inmensas
como el vino de la pasíón
y la rosa roja del amor
eternas y etereas
como los sortilegios de una Luna Creciente...


Maria Lua
avatar
Maria Lua
Administrador-Moderador
Administrador-Moderador

Cantidad de envíos : 39979
Fecha de inscripción : 12/04/2009
Localización : Nova Friburgo / RJ / Brasil

Recomendado Re: Poemas de Amor

Mensaje por Maria Lua el Lun 03 Ene 2011, 21:03

Os dejo tres bellísimos sonetos
de García Lorca...
Besos
Maria Lua




Federico García Lorca


Poeta español nacido en Fuentevaqueros, Granada en 1898.
Estudió Letras en la Universidad de Granada y Música con Manuel de Falla. Fue una de las puntas del triángulo
surrealista formado por él, Salvador Dalí y Luis Buñuel, atraídos por el significado del manifiesto surrealista
de André Breton.
Considerado uno de los grandes poetas del siglo XX, murió asesinado en Granada en 1936.






El poeta pide a su amor que le escriba



Amor de mis entrañas, viva muerte,
en vano espero tu palabra escrita
y pienso, con la flor que se marchita,
que si vivo sin mí quiero perderte.

El aire es inmortal. La piedra inerte
ni conoce la sombra ni la evita.
Corazón interior no necesita
la miel helada que la luna vierte.

Pero yo te sufrí. Rasgué mis venas,
tigre y paloma, sobre tu cintura
en duelo de mordiscos y azucenas.

Llena, pues, de palabras mi locura
o déjame vivir en mi serena
noche del alma para siempre oscura.




El amor duerme en el pecho del poeta



Tú nunca entenderás lo que te quiero
porque duermes en mí y estás dormido.
Yo te oculto llorando, perseguido
por una voz de penetrante acero.

Norma que agita igual carne y lucero
traspasa ya mi pecho dolorido
y las turbias palabras han mordido
las alas de tu espíritu severo.

Grupo de gente salta en los jardines
esperando tu cuerpo y mi agonía
en caballos de luz y verdes crines.

Pero sigue durmiendo, vida mía.
¡Oye mi sangre rota en los violines!
¡Mira que nos acechan todavía!




Llagas de amor



Esta luz, este fuego que devora.
Este paisaje gris que me rodea.
Este dolor por una sola idea.
Esta angustia de cielo, mundo y hora.

Este llanto de sangre que decora
lira sin pulso ya, lúbrica tea.
Este peso del mar que me golpea.
Este alacrán que por mi pecho mora.

Son guirnaldas de amor, cama de herido,
donde sin sueño, sueño tu presencia
entre las ruinas de mi pecho hundido.

Y aunque busco la cumbre de prudencia
me da tu corazón valle tendido
con cicuta y pasión de amarga ciencia.




_________________


Te encuentro
tus huellas son tatuajes en mi corazón
intensas e inmensas
como el vino de la pasíón
y la rosa roja del amor
eternas y etereas
como los sortilegios de una Luna Creciente...


Maria Lua
avatar
Pedro Casas Serra
Administrador-Moderador
Administrador-Moderador

Cantidad de envíos : 25675
Fecha de inscripción : 24/06/2009
Edad : 69
Localización : Barcelona

Recomendado Re: Poemas de Amor

Mensaje por Pedro Casas Serra el Mar 04 Ene 2011, 16:56

Cecilia: Celebro que te parezca bien la idea propuesta por Pascual de poner la relación de autores y poemas; de vez en cuando la iré actualizando.

Maria: Gracias por los sonetos de Federico. Siguiendo el soneto de Juan Boscán se escribieron otros. Te dejo uno de Francisco de Medrano.

Un fuerte abrazo a las dos.
Pedro


Francisco de Medrano(1570 - 1607)

Nació en Sevilla. Estudió con los jesuitas, no por mucho tiempo, sin embargo, porque se salió de la Compañía cuando estaba en el noviciado. Parece ser que también estudió en Salamanca. A pesar de que murió relativamente joven, viajó mucho. Estuvo en Italia y en América.

En España, específicamente en Sevilla, se relacionó con los grandes escritores de su tiempo, como Alcázar, Rioja y Herrera, entre otros.

(sacado de http://www.los-poetas.com/k/medra.htm)




QUIEN TE DICE QUE AUSENCIA...


Quien te dice que ausencia causa olvido
mal supo amar, porque si amar supiera,
¿qué, la ausencia?: la muerte nunca hubiera
las mientes de su amor adormecido.

¿Podrá olvidar su llaga un corzo herido
del acertado hierro, cuando quiera
huir medroso, con veloz carrera,
las manos que la flecha han despedido?

Herida es el amor tan penetrante
que llega al alma; y tuya fue la flecha
de quien la mía dichosa fue herida.

No temas, pues, en verme así distante,
que la herida, Amarili, una vez hecha,
siempre, siempre y doquiera, será herida.


Francisco de Medrano





El soneto de Juan Boscán (1495-1542):


QUIEN DICE QUE LA AUSENCIA...


Quien dice que la ausencia causa olvido
merece ser de todos olvidado.
El verdadero y firme enamorado
está, cuando está ausente, más perdido.

Aviva la memoria su sentido;
la soledad levanta su cuidado;
hallarse de su bien tan apartado
hace su desear más encendido.

No sanan las heridas en él dadas,
aunque cese el mirar que las causó,
si quedan en el alma confirmadas,

que si uno está con muchas cuchilladas,
porque huya de quien lo acuchilló
no por eso serán mejor curadas.


Juan Boscán



.
avatar
cecilia gargantini
Administrador-Moderador
Administrador-Moderador

Cantidad de envíos : 25812
Fecha de inscripción : 25/04/2009
Edad : 64
Localización : buenos aires

Recomendado Re: Poemas de Amor

Mensaje por cecilia gargantini el Mar 04 Ene 2011, 17:17

Uno de los sonetos de amor más grandes en lengua española.

"Amor constante más allá de la muerte"

Cerrar podrá mis ojos la postrera
Sombra que me llevare el blanco día,
Y podrá desatar esta alma mía
Hora a su afán ansioso lisonjera;
Mas no, de esotra parte, en la ribera,
Dejará la memoria, en donde ardía:
Nadar sabe mi llama el agua fría,
Y perder el respeto a ley severa.
Alma a quien todo un dios prisión ha sido,
Venas que humor a tanto fuego han dado,
Medulas que han gloriosamente ardido:
Su cuerpo dejará no su cuidado;
Serán ceniza, mas tendrá sentido;
Polvo serán, mas polvo enamorado.

FRANCISCO DE QUEVEDO (1580-1645)


Francisco de Quevedo es sobre todo conocido por su poesía satírica y burlona, siendo poco conocida su poesía amorosa. Sin embargo, ésta, a juicio de los críticos, alcanza las más altas cotas de la lírica española. Es lo que ocurre con "Amor constante más allá de la muerte", considerado uno de los más bellos sonetos de amor jamás escritos en lengua española.
En apenas catorce versos Quevedo condensa parte de la mitología griega sobre el más allá: tras la muerte("la postrera sombra que me llevare el blanco día"), el alma se separa del cuerpo y tiene que atravesar la siniestra laguna Estigia, conducida a bordo de la barca de Caronte. La ley impone que al atravesar la laguna el alma tiene que dejar todos sus recuerdos en la ribera de la que se parte, de modo que cuando se llega al destino final, los infiernos, ningún recuerdo le quede a esa alma.
Ahora bien, el amor del poeta es tan intenso que está dispuesto a desafiar la ley de los infiernos:
"mas no, de esotra parte, en la ribera,
dejará la memoria, en donde ardía:
nadar sabe mi llama el agua fría,
y perder el respeto a ley severa."
La alusión a la "llama" ha de ponerse necesariamente en relación con la conocida metáfora que identifica al amor con un fuego intenso, lo que se simplifica aludiendo únicamente a la llama, en ese conceptualismo propio de Quevedo. El recuerdo de ese amor no puede quedarse en la ribera de la laguna, viendo cómo se aleja el alma que lo albergó("alma a quien todo un dios prisión ha sido"). Será capaz de "nadar el agua fría" persiguiendo a esa alma atormentada
Y llegamos a la parte final, la descripción de ese profundo amor, inolvidable incluso después de la muerte. Para entender correctamente el poema hay que desentrañar el sentido de los últimos seis versos, y colocarlos correctamente, porque el poeta ha jugado con los mismos para realzar el emocionante final, de modo que, ordenados, resultan del siguiente modo:
"Alma a quien todo un dios prisión ha sido,
su cuerpo dejará no su cuidado"
"venas que humor a tanto fuego han dado,
serán ceniza, mas tendrá sentido"
"medulas que han gloriosamente ardido,
polvo serán, mas polvo enamorado".
Ese alma que ha sido como una prisión para ese amor dejará su cuerpo, pero nunca el cuidado del mismo; las venas por las que ha corrido el fuego de ese amor serán ceniza como consecuencia de la muerte, pero tendrán sentido... Medulas (medula, no médula porque la expresión "médula" no se empleó hasta el siglo XIX), que han gloriosamente ardido, esto es, un amor que llegaba hasta lo más profundo de los huesos; "polvo serán, mas polvo enamorado", siendo esto lo que da sentido a toda la existencia.
El poema, por tanto, describe un amor de tal profundidad que resulta inolvidable incluso después de la muerte, y es tal la intensidad de ese amor que no sólo daba sentido a la vida del poeta, sino que también da sentido a su muerte: "serán ceniza, mas tendrá sentido; polvo serán, mas polvo enamorado".























avatar
Maria Lua
Administrador-Moderador
Administrador-Moderador

Cantidad de envíos : 39979
Fecha de inscripción : 12/04/2009
Localización : Nova Friburgo / RJ / Brasil

Recomendado Re: Poemas de Amor

Mensaje por Maria Lua el Miér 05 Ene 2011, 06:27

Bello soneto de Francisco de Medrano,
amigo Pedro...
Besos...


Bello soneto de Quevedo...
Besos, amiga Cecilia...



Dejo un soneto de un poeta brasileño
que es famoso solo por ese soneto...
Su obra es desconocida...
Pero DOS ALMAS es uno de los
más famosos sonetos de la
literatura brasileña...
Está en portugués...
Pedro, harías la versión
al castellano?




Alceu de Freitas Wamosy (Uruguaiana RS, 14 de febrero de 1895 — Santana del Livramento RS, 13 de septiembre de 1923) fue un periodista y poeta brasileño.

Hijo de José Afonso Wamosy, de origen húngara y Maria de Freitas, fue un poeta simbolista publicó su primer libro de poesía, Flâmulas, en 1913, mientras ya trabajaba como colaborador en el periódico fundado por su padre, La Ciudad, en Alegrete RS.

Poeta simbolista,escribió poemas llenos de desencanto, en una producción que se destacó en el sur del país y es una de las más significativas del Simbolismo brasileño.

En 1917 adquirió el periódico El Republicano, en el cual permaneció trabajando hasta su falecimento en 1923. Republicano ferrenho, luchó en la Revolución Federalista, combatiendo en Santa Maria Chica, Puentes del Ibirapuitá y Ponche Verde, donde fue herido mortalmente.

RS: Rio Grande do Sul, el Estado
( provincia) brasileño, al sur,
hace frontera con Uruguay
y Argentina...




Duas almas




Ó tu que vens de longe, ó tu, que vens cansada,
Entra, e, sob este teto encontrarás carinho:
Eu nunca fui amado, e vivo tão sozinho,
Vives sozinha sempre, e nunca foste amada...

A neve anda a branquear, lividamente, a estrada,
E a minha alcova tem a tepidez de um ninho,
Entra, ao menos até que as curvas do caminho
Se banhem no esplendor nascente da alvorada.

E amanhã, quando a luz do sol dourar, radiosa,
Essa estrada sem fim, deserta, imensa e nua,
Podes partir de novo, ó nômade formosa!

Já não serei tão só, nem irás tão sozinha.
Há de ficar comigo uma saudade tua...
Hás de levar contigo uma saudade minha...


_________________


Te encuentro
tus huellas son tatuajes en mi corazón
intensas e inmensas
como el vino de la pasíón
y la rosa roja del amor
eternas y etereas
como los sortilegios de una Luna Creciente...


Maria Lua
avatar
Pedro Casas Serra
Administrador-Moderador
Administrador-Moderador

Cantidad de envíos : 25675
Fecha de inscripción : 24/06/2009
Edad : 69
Localización : Barcelona

Recomendado Re: Poemas de Amor

Mensaje por Pedro Casas Serra el Miér 05 Ene 2011, 08:30

Belleza de soneto de Quevedo, Cecilia, gracias por traerlo aquí.

Te dejo una versión (muy libre) al castellano, del soneto muy lindo de Alceu de Freitas Wamosy, Maria.

Un fuerte abrazo.
Pedro



DUAS ALMAS

Ó tu que vens de longe, ó tu, que vens cansada,
Entra, e, sob este teto encontrarás carinho:
Eu nunca fui amado, e vivo tão sozinho,
Vives sozinha sempre, e nunca foste amada...

A neve anda a branquear, lividamente, a estrada,
E a minha alcova tem a tepidez de um ninho,
Entra, ao menos até que as curvas do caminho
Se banhem no esplendor nascente da alvorada.

E amanhã, quando a luz do sol dourar, radiosa,
Essa estrada sem fim, deserta, imensa e nua,
Podes partir de novo, ó nômade formosa!

Já não serei tão só, nem irás tão sozinha.
Há de ficar comigo uma saudade tua...
Hás de levar contigo uma saudade minha...

Alceu de Freitas Wamosy





DOS ALMAS

Tú que vienes de lejos, tú que vienes cansada,
Entra, bajo este techo hallarás calorcito:
Yo nunca fuí querido y vivo tan solito,
También tú vives sola y nunca fuiste amada...

La nieve va blanqueando, lívida, la calzada,
Y mi alcoba retiene tibieza de niñito,
Entra, espera al menos que el curvo caminito
se bañe en esplendor naciente de alborada.

Mañana, cuando dore la luz del sol, radiante,
Esa vía sin fin, que inmensa se te engulla,
Puedes partir de nuevo, oh esplendorosa errante!

Ya no estaré tan frío, ni tú te irás tan fría.
Ha de quedar conmigo una nostálgia tuya...
Has de llevar contigo una nostálgia mía...

Alceu de Freitas Wamosy

(versión de Pedro Casas Serra)



.
avatar
Pedro Casas Serra
Administrador-Moderador
Administrador-Moderador

Cantidad de envíos : 25675
Fecha de inscripción : 24/06/2009
Edad : 69
Localización : Barcelona

Recomendado Re: Poemas de Amor

Mensaje por Pedro Casas Serra el Jue 06 Ene 2011, 14:20





Luis Alberto de Cuenca

Poeta, traductor y ensayista español nacido en Madrid en 1950.
Interrumpió los estudios de Derecho en la Universidad Complutense de Madrid para licenciarse en Filología Clásica.
Es un miembro destacado de los poetas de su generación, caracterizado por cultivar tanto las formas clásicas como modernas, evolucionando hacia fórmulas personales que le han valido el reconocimiento de la crítica literaria.
Fue director de la Biblioteca Nacional y Secretario de Cultura del gobierno español, obtuvo el Premio de la Crítica con «La caja de plata» en 1985 y el Premio Nacional de Traducción con el «Cantar de Valtario» en 1987.
De su obra poética también merecen destacarse, «Los retratos» 1971, «Elsinore» 1972, «Scholia» 1978, «Necrofilia» 1983, «El otro sueño» 1987 y «El hacha y la rosa» 1993. «Sin miedo ni esperanza recoge, en seis partes, sesenta poemas escritos entre 1996 y 2002 y su poesía completa hasta 1996, está contenida en «Los mundos y los días».

(sacado de http://amediavoz.com/cuenca.htm)




EL DESAYUNO

Me gustas cuando dices tonterías,
cuando metes la pata, cuando mientes,
cuando te vas de compras con tu madre
y llego tarde al cine por tu culpa.
Me gustas más cuando es mi cumpleaños
y me cubres de besos y de tartas,
o cuando eres feliz y se te nota,
o cuando eres genial con una frase
que lo resume todo, o cuando ríes
(tu risa es una ducha en el infierno),
o cuando me perdonas un olvido.
Pero aún me gustas más, tanto que casi
no puedo resistir lo que me gustas,
cuando, llena de vida, te despiertas
y lo primero que haces es decirme:
«Tengo un hambre feroz esta mañana.
Voy a empezar contigo el desayuno».


Luia Alberto de Cuenca



.
avatar
Pedro Casas Serra
Administrador-Moderador
Administrador-Moderador

Cantidad de envíos : 25675
Fecha de inscripción : 24/06/2009
Edad : 69
Localización : Barcelona

Recomendado Re: Poemas de Amor

Mensaje por Pedro Casas Serra el Jue 06 Ene 2011, 14:34




Lidia Bravo

(Málaga, 1975) es licenciada en Periodismo y titulada superior en Arte Dramático.

(sacado de http://www.123people.es/s/lidia+bravo)


DECLARACIÓN DE INTENCIONES


Es en defensa propia que te quiero.
En la madrugada de tus manos de tierra
soy inocente como el asombro de una anciana
que contempla el mar por vez primera
y mi nombre en tu garganta
es tan antiguo como las piedras
que engendraron el fuego.

Es en defensa propia que te quiero.
Como quieren los secretos a los bosques
y los gritos a las ciudades desiertas de agosto
y la risa al eco de las montañas más altas
y el silencio a la noche
como un telón para ocultar las respuestas.

Y no quiero morir
sino quedarme contigo
como el otoño quiere quedarse sin hojas.


Lidia Bravo




.
avatar
cecilia gargantini
Administrador-Moderador
Administrador-Moderador

Cantidad de envíos : 25812
Fecha de inscripción : 25/04/2009
Edad : 64
Localización : buenos aires

Recomendado Re: Poemas de Amor

Mensaje por cecilia gargantini el Jue 06 Ene 2011, 16:04

Me encantaron El Desayuno y también el poema de Lidia bravo.
Me gustaría agregar dos textos más de Alejandra Pizarnik- para mí la suprema-que siempre trabajo con mis alumnos por su belleza.

Amantes

una flor
no lejos de la noche
mi cuerpo mudo
se abre
a la delicada urgencia del rocío
( de Los trabajos y las noches)

El ausente

La sangre quiere sentarse.
Le han robado su razón de amor.
Ausencia desnuda.
Me deliro, me desplumo.
¿ Qué diría el mundo si Dios
lo hubiera abandonado así?

( de Las aventuras perdidas)



avatar
Maria Lua
Administrador-Moderador
Administrador-Moderador

Cantidad de envíos : 39979
Fecha de inscripción : 12/04/2009
Localización : Nova Friburgo / RJ / Brasil

Recomendado Re: Poemas de Amor

Mensaje por Maria Lua el Jue 06 Ene 2011, 17:25

Gracias, querido amigo Pedro,
por la preciosa traducción
del soneto Duas Almas de
Alceu de Freitas Wamosy...
bello tu trabajo!

Bellos los poemas de
Luis Alberto de Cuenca y de
Lidia Bravo...

Besos...
Maria Lua





JULIA DE BURGOS
(1914 – 1953)

Poetisa, dramaturga y educadora puertorriqueña. Nació en el Barrio Santa Cruz, en Carolina, Puerto Rico. Falleció en Nueva York, Estados Unidos. Su obra puede ser caracterizada por una capacidad enorme de proyectar la feminidad de su tiempo. Pero también por la problemática personal, tanto de su vida ajetreada y, a veces, hasta turbulenta, como de la intuición de su inminente su muerte.

Su familia era numerosa y pobre, pero sus padres se preocuparon por la educación de sus hijos. En el Barrio Santa Cruz, asistió Julia a la escuela primaria. Desde niña mostró una gran inteligencia. En ciudad Carolina lleva a cabo sus estudios secundarios. Terminada la secundaria, ingresó en la Universidad de Puerto Rico, recinto Río Piedras. Sin embargo, no terminó sus estudios superiores, aunque, antes de dejarlos, obtuvo el Certificado de Maestra.

Desde su inicio en el magisterio se dedicó a la creación poética. Uno de sus primeros poemas fue el famoso "Río Grande de Loíza". Por ese tiempo, se puso en contacto con algunos de los poetas puertorriqueños modernistas, como Luis Lloréns Torres y los vanguardistas Luis Pelés Matos y Evaristo Rivera Chebremont. En su poesía se refleja su problemática vital en todos sus aspectos: el feminismo, una vida ajetreada y el amor bajo sus múltiples vertientes, a veces con una sencillez atractiva, pero lo más común bajo la nota de un amor altamente sensual, erótico y desgarrador. Recuerda, servatis servandis, la poesía amorosa y torturada tanto de la uruguaya Delmira Agustini como de la argentina Alfonsina Storni, en particular por su fuerza expresiva.

En 1940, Julia Brugos viajó a Nueva York. En esta temporada fue muy activa, tanto en recitales de su propia poesía, como en discursos pronunciados en diversos centros culturales, casi siempre invitada por puertorriqueños radicados en esta metrópoli.

Abandona Estados Unidos para pasar a Cuba, uniéndose al doctor Jimenes Grullón, y en donde continuó con sus proyectos de conferencias y producción poética. Pudo identificarse fácilmente con el pueblo cubano, pero se le descubrió el incipiente cáncer mortífero, que le afectó su vitalidad y su producción poética.

Pronto tuvo que dejar Cuba, porque ocurrió la precipitada ruptura con su amante, el doctor Jimenes Grullón. Salió, pues, de Cuba para irse nuevamente a Nueva York. Conoció allí al músico Armando Marín. Se casaron y se trasladaron a Washington. En esta ciudad conoció brevemente al laureado poeta Juan Ramón Jiménez..

Volvió a Nueva York, pero su actividad literaria mermó mucho, debido a que, además del cáncer y de su inestabilidad psíquica, se vio adicta al alcohol y, a consecuencia, se le desarrolló una fuerte cirrosis hepática. Todo ello la llevó a una temprana muerte.

En vista de su reputación y prestigio literarios, en 1987 el Colegio Universitario de Humacao le otorgó el Doctorado Honoris Causa en Letras, "Post Mortem".




NOCHE DE AMOR EN TRES CANTOS

I

Ocaso

¡Cómo suena en mi alma la idea
de una noche completa en tus brazos
diluyéndome toda en caricias
mientras tú te me das extasiado!

¡Qué infinito el temblor de miradas
que vendrá en la emoción del abrazo,
y qué tierno el coloquio de besos
que tendré estremecida en tus labios!

¡Cómo sueño las horas azules
que me esperan tendida a tu lado,
sin más luz que la luz de tus ojos,
sin más lecho que aquel de tu brazo!

¡Cómo siento mi amor floreciendo
en la mística voz de tu canto:
notas tristes y alegres y hondas
que unirán mi emoción a tu rapto!

¡Oh la noche regada de estrellas
que enviará desde todos sus astros
la más pura armonía de reflejos
como ofrenda nupcial a mi tálamo!


II

Media noche

Se ha callado la idea turbadora
y me siento en el sí de tu abrazo,
convertida en un sordo murmullo
que se interna en mi alma cantando.

Es la noche una cinta de estrellas
que una a una a mi lecho han rodado;
y es mi vida algo así como un soplo
ensartado de impulsos paganos.

Mis pequeñas palomas se salen
de su nido de anhelos extraños
y caminan su forma tangible
hacia el cielo ideal de sus manos.

Un temblor indeciso de trópico
nos penetra la alcoba. ¡Entre tanto,
se han besado tu vida y mi vida...
y las almas se van acercando!

¡Cómo siento que estoy en tu carne
cual espiga a la sombra del astro!
¡Cómo siento que llego a tu alma
y que allá tú me estás esperando!

Se han unido, mi amor, se han unido
nuestras risas más blancas que el blanco,
y ¡oh milagro! en la luz de una lágrima
se han besado tu llanto y mi llanto...

¡Cómo mueren las últimas millas
que me ataban al tren del pasado!
¡Qué frescura me mueve a quedarme
en el alba que tú me has brindado!


III

Alba

¡Oh la noche regada de estrellas
que envió desde todos sus astros
la más pura armonía de reflejos
como ofrenda nupcial a mi tálamo!

¡Cómo suena en mi alma la clara
vibración pasional de mi amado,
que se abrió todo en surcos inmensos
donde anduve mi amor, de su brazo!

La ternura de todos los surcos
se ha quedado enredada en mis pasos,
y los dulces instantes vividos
siguen, tenues, en mi alma soñando...

La emoción que brotó de su vida
-que fue en mi manantial desbordado-
ha tomado la ruta del alba
y ahora vuela por todos los prados.

Ya la noche se fue; queda el velo
que al recuerdo se enlaza, apretado,
y nos mira en estrellas dormidas
desde el cielo en nosotros rondando...

Ya la noche se fue; y las nuevas
emociones del alba se han atado.
Todo sabe a canciones y a frutos,
y hay un niño de amor en mi mano.

Se ha quedado tu vida en mi vida
como el alba se queda en los campos;
y hay mil pájaros vivos en mi alma
de esta noche de amor en tres cantos...






_________________


Te encuentro
tus huellas son tatuajes en mi corazón
intensas e inmensas
como el vino de la pasíón
y la rosa roja del amor
eternas y etereas
como los sortilegios de una Luna Creciente...


Maria Lua
avatar
Pedro Casas Serra
Administrador-Moderador
Administrador-Moderador

Cantidad de envíos : 25675
Fecha de inscripción : 24/06/2009
Edad : 69
Localización : Barcelona

Recomendado Re: Poemas de Amor

Mensaje por Pedro Casas Serra el Dom 09 Ene 2011, 08:56

"Mis pequeñas palomas se salen
de su nido de anhelos extraños
y caminan su forma tangible
hacia el cielo ideal de sus manos."




Maria: Bellos versos los de Julia de Burgos: la espera, el encuentro y el recuerdo.

Un abrazo.
Pedro




Manuel Scorza

Poeta y novelista peruano nacido en Lima en 1928.
Terminados sus primeros estudios en Acoria, ingresó en 1945 a la Universidad Nacional de San Marcos.
Desde muy joven se dedicó activamente a la lucha política, razón por la cual, a los veinte años viajó como exiliado a México. Allí publicó su primera obra importante, "Las imprecaciones".
Diez años después, ya depuesto el General Odria, regresó a Lima donde continuó su carrera literaria como poeta y novelista, sin olvidarse de su lucha por los derechos sociales de los indigenistas. En 1970, y debido nuevamente a su actividad política, se exilió en Paris, donde trabajó como lector de español en la "Ecole Normale Superieure de Saint Cloud". Obtuvo el premio de los "Juegos Florales de la Universidad Nacional de México" y el "Premio Nacional de Poesía Peruana" en 1956.
De su obra también deben mencionarse "Los adioses" 1959, "Desengaños del mago" 1961, "Poesía amorosa" 1963, "El vals de los reptiles" 1970, "Poesía incompleta" 1970, "La danza inmóvil" en 1983 y "Obra poética" en 1990.
Falleció en un accidente aéreo en el año de 1983.

(sacado de http://amediavoz.com/scorza.htm)



NOCTURNO EN SAN SALVADOR


La noche era bellísima.
......... Yo te quería.
San Salvador brillaba entre las flores.
......... Yo te quería.
La Felicidad nunca tendrá tus ojos azules.
......... Yo te quería.
Dueña de los Crepúsculos.
......... Yo te quería.
Pastora de la Brisa.
......... Yo te quería.
Ruiseñor Malvado.
......... Yo te quería.
Espuma del Silencio.
......... Yo te quería.
Agua bajo los Puentes.
......... Yo te quería.
Olvida los cantos que te escribí.
......... Yo te quería.
Aun ahora, aunque sea tarde,
y una paloma ciega
vuele para siempre entre nosotros.

Adiós a las bandadas,
adiós al tesoro enterrado en tu infancia,
adiós a las Hadas porque las Hadas no existen.

Ya dije las cosas que dije.
Por las que callo ha de crecerme musgo en la voz.
Cuando termine de contar esta agonía,
otro hombre se levantará de esta mesa.

Tal vez él no recuerde.
¡Pero yo me acuerdo tanto!
¡Si supieras cuánto te recuerdo!


Manuel Scorza



.
avatar
Walter Faila
Fundador del Foro
Fundador del Foro

Cantidad de envíos : 13949
Fecha de inscripción : 12/04/2009
Edad : 55
Localización : Santiago Del Estero

Recomendado Re: Poemas de Amor

Mensaje por Walter Faila el Dom 09 Ene 2011, 14:29

ESTE FORO DE GRANDES ESCRITORES, AL IGUAL QUE EL FORO DE REVISIÓN DEBIERA SER IMPRESCINDIBLES PARA TODOS, UNA VERDADERA MARAVILLA, GRACIAS PEDRO, MARIA, PASCUAL, CARMEN, ANGEL Y TODOS LOS QUE AQUI CONCURREN Y APORTAN.- ABRAZOS


_________________



Cualquier realidad desmerece lo soñado, pero todos tenemos derecho a nuestros sueños*
P.Casas Serra¨



avatar
Pedro Casas Serra
Administrador-Moderador
Administrador-Moderador

Cantidad de envíos : 25675
Fecha de inscripción : 24/06/2009
Edad : 69
Localización : Barcelona

Recomendado Re: Poemas de Amor

Mensaje por Pedro Casas Serra el Lun 10 Ene 2011, 08:33

Gracias, Walter, como a todos cuantos participan haciendo que así el enriquecimiento mutuo sea mayor.

Un fuerte abrazo.
Pedro
avatar
Pascual Lopez Sanchez
Administrador-Moderador
Administrador-Moderador

Cantidad de envíos : 25258
Fecha de inscripción : 29/06/2009
Localización : Murcia / Muchas veces en Mazarrón/ Algunas en Cieza ( amo la ciudad donde nací; amo su río - Río Segura_ y amo sus montes secos llenos de espartizales)

Recomendado Re: Poemas de Amor

Mensaje por Pascual Lopez Sanchez el Lun 10 Ene 2011, 08:36

BERTOLT BRECHT.-
Alemania (1898-196). Conocido sobre todo como dramaturgo, siendo una de sus obras más destacadas y conocidas, MADRE CORAJE. Debido a su destacada militancia comunista tuvo que abandonar la Alemania nazi (1) viviendo en diferentes países ( Dinamarca, Finlandia y EE.UU). En este último país trabajó en Hollywood, debiendo comparecer ante el Comité de Actividades Antiamericanas. Su obra poética más conocida es "El Libro de las plegarias domésticas". Independientemente de su militancia expresó su pensamiento independiente oponiéndose incluso al "realismo socialista" por su estrechez de miras (Ver V. Maiakovsky)

"Corre,amado, hacia mí, querido huesped,
más querido no voy a hallar otro,
pero cuando me estreches en tus brazos
no tengas mucha prisa.
Fíjate en las ciruelas en otoño
que están maduras para la cosecha
y tienen miedo a la tormenta poderosa
y ganas de un viento leve.
Un viento así, tan leve, apenas si lo sientes,
es como un suave balanceo.
Las ciruelas quieren bajar del árbol
y yacer en el suelo.
¡Ay, segador, ya tenemos bastante,
segador,dejan algún tallo en pie!
No te bebas de un solo trago el vino
y no me beses mientras caminamos.
Fijate en las ciruelas en otoño
que están maduras para la cosecha
y tienen miedo a la tormenta poderosa
y ganas de un viento leve.
Un viento así, tan leve, apenas si lo sientes,
es como un suave balanceo.
Las ciruelas quieren bajar del árbol
y yacen en el suelo" ( La Canción del viento leve. Trad. V. Forés; Jesús Munárriz y Jenaro Talens. Mil años de poesía europea.)

(1) Su poema Alemania ( con este preludio : "Hablen otros de su vergüenza./Yo hablo de la mía) es uno de los más desgarradores poémas que autor alguno haya podido componer a su patria.


Última edición por Pascual Lopez Sanchez el Mar 11 Ene 2011, 13:31, editado 1 vez
avatar
Pascual Lopez Sanchez
Administrador-Moderador
Administrador-Moderador

Cantidad de envíos : 25258
Fecha de inscripción : 29/06/2009
Localización : Murcia / Muchas veces en Mazarrón/ Algunas en Cieza ( amo la ciudad donde nací; amo su río - Río Segura_ y amo sus montes secos llenos de espartizales)

Recomendado Re: Poemas de Amor

Mensaje por Pascual Lopez Sanchez el Mar 11 Ene 2011, 01:52

El ROMANTICISMO, como corriente literaria - e incluso como corriente artística, en general- merecería un estudio singular tanto por sus postulados( conciencia del yo, primacía del creativismo, exaltación del nacionalismo, universo propio, originalidad frente a clasicismo, obra abierta e inconclusa, etc) como por su extensión (España -Espronceda...-; Francia- Rousseau; Victor Hugo...-; Inglaterra -Lord Byron...-; Rusia -Puskhin...;- Argentina -Esteban Echevarría...;- etc.
Sirva este pequeño preambulo como introductor de un poema ( "AMOR") de una de las figuras más destacadas del primer romanticismo inglés : SAMUEL TAYLOR COLERIDGE ( 1772-1834), cuya obra más destacada sea, probablemente la "BALADA DEL VIEJO MARINERO"

"Todos los pensamientos, pasiones, deleites,
todo lo que mueve este mortal cuerpo,
todos no son más que embajadores del amor,
y alimentan su sagrado fuego.

A menudo en mis sueños despiertos
a vivir vuelvo otra vez aquella feliz hora,
cuando a medio camino de la montaña estaba,
junto a la torre en ruinas.

La luz de la luna, invadiendo el paisaje,
mezclábase con las luces de la noche,
y allí estaba ella, esperanza mía, júbilo mío,
¡mi muy querida Genevieve!

Recostada estaba contra el hombre armado,
la estatua del armado caballero;
quieta allí estaba y escuchaba mi ¡ay!,
entra la luz que se demoraba.

Pocas tristezas tenía que fueran suyas,
¡esperanza mía!¡Júbilo mío!¡Genevieve mía!
Mejor me ama , siempre que entono
las canciones que la hacen afligirse.

Tocaba un suave y lastimero aire,
cantaba una vieja y conmovedora historia :
vieja canción rústica, que bien le iba
a aquella ruina desierta y remota.

Ella escuchaba con sonrojo revoloteante,
con ojos bajos y modesto talante,
pues bien sabía que yo elegir no podía
sino contemplarle el rostro.

Le conté del caballero que tenía
sobre el escudo una ardiente antorcha;
y que durante diez largos años arrulló
a la Dama de la Tierra.

Le conté cómo él desfallecía: y, ah,
el profundo, el bajo timbre suplicante
con que yo cantaba el amor de otro,
traducía el mío propio.

Ella escuchaba con sonrojo revoloteante,
con ojos bajos y modesto talante,
y me perdonaba que le mirase
con demasiado afecto el rostro.

Pero cuando le conté el cruel desprecio
que enloqueció al osado y hermoso caballero,
y que cruzó los bosques montañosos,
y no descansaba ni de día ni de noche;

que a veces del cubil salvaje,
y a veces de la sombra perversa,
y a veces apareciendo de súbito
en verde y soleado claro,

allí llegaba y al rostro mirábale
un ángel hermoso y resplandeciente;
y que él sabía que un demonio era,
¡este infeliz caballero!

Y que no sabiendo lo que hacía,
cayó sobre una banda de asesinos,
y salvó de un ultraje peor que la muerte
a la Dama de la Tierra.

Y cómo ella lloraba y asía sus rodillas;
y cómo en vano le cuidaba...
Y hasta esforzóse por expiar
el desprecio que enloqueció su mente.

Y que lo cuidó en una cueva;
y cómo desapareció su locura,
cuando sobre las amarillas hojas del bosque,
estaba ya moribundo.

Sus palabras moribundas...Pero cuando llegué
a la frase más tierna de toda la canción,
mi voz que vacilaba y el arpa que calló
con piedad le turbaron el alma.

Todos los impulsos del alma y los sentidos
conmovieron a mi cándida Genevieve;
la música y el relato lastimero,
la rica y embalsamada noche;

Y esperanzas y temores que encienden la esperanza,
una multitud indistinguible,
y suaves deseos largo tiempo sometidos,
sometidos y adorados largo tiempo.

Ella lloró por piedad y deleite,
sonrojóse por amor y virginal vergüenza;
y como el murmullo de un sueño,
la oí susurrar mi nombre.

Suspiró su pecho...Se apartó un poco,
consciente de mi mirada apartóse;
luego de pronto, con ojos asustadizos
corrió hasta mí llorando.

Medio me ciñó con sus brazos,
me estrechó con suave abrazo,
y echando hacia atrás la cabeza alzó los ojos
y me contempló el rostro.

Era en parte amor y en parte miedo,
y en parte era una modesta astucia,
para que más bien sintiera, que viese,
el amor que le llenaba el pecho.

Calmé sus temores y ella se calmó,
y le hablé de amor con orgullo virginal;
y así conquisté a mi Genevieve,
resplandeciente y hermosa novia mía." ("Balada del viejo marinero y otros poemas". S.T. Coleridge. Versión de J.María Martín Triana. Colección Visor de Poesía. 6ª Edición. Madrid, 2007)

Contenido patrocinado

Recomendado Re: Poemas de Amor

Mensaje por Contenido patrocinado


    Fecha y hora actual: Miér 22 Nov 2017, 13:35