Aires de Libertad

www.airesdelibertad.com

Leer, responder, comentar, asegura la integridad del espacio que compartes, gracias por elegirnos y participar

Nuevo Usuario

Foro Aires de Libertad le da la bienvenida a:

Estadísticas

Nuestros miembros han publicado un total de 713002 mensajes en 36979 argumentos.

Tenemos 1294 miembros registrados.

El último usuario registrado es VictorVanoli.

Clik Boton derecho y elige abrir en pestaña nueva- DICC. R.A.E

¿Quién está en línea?

En total hay 32 usuarios en línea: 6 Registrados, 2 Ocultos y 24 Invitados :: 1 Motor de búsqueda

Ana María Di Bert, Catalina de Alvarado, Javier Bustamante, javier eguílaz, Rafael Valdemar, RafaelaDeroy


La mayor cantidad de usuarios en línea fue 92 el Mar 16 Mayo 2017, 23:10.

Diciembre 2017

LunMarMiérJueVieSábDom
    123
45678910
11121314151617
18192021222324
25262728293031

Calendario Calendario

Conectarse

Recuperar mi contraseña

Galería


UN CLICK AYUDA AL FORO EN LOS MOTORES DE BÚSQUEDA



Flujo RSS


Yahoo! 
MSN 
AOL 
Netvibes 
Bloglines 

Sergio Raimondi

Comparte

Derian

Cantidad de envíos : 15
Fecha de inscripción : 03/05/2009
Edad : 29

Sergio Raimondi

Mensaje por Derian el Dom 03 Mayo 2009, 17:30

Sergio Raimondi

(Bahía Blanca, 1968)

Publicó Poesía civil (Vox, 2001), que fue traducido al alemán y editado en 2005 por el sello WVB de Berlín. Ha traducido a Catulo (Catulito, Vox, 1999) y escrito sobre Sarmiento, Alberdi, Lamborghini, Oliva y otros. Es coordinador del Museo del Puerto de Ing. White y profesor de Literatura Contemporánea en la Universidad Nacional del Sur. En la actualidad, se encuentra trabajando sobre un inmenso libro de poesía (constará de mil páginas o más) titulado Para un diccionario crítico de la lengua.
Los poemas reproducidos a continuación pertenecen al libro Poesía civil.


QUÉ ES EL MAR

El barrido de una red de arrastre a lo largo del lecho,
mallas de apertura máxima, en el tanque setecientos mil
litros de gas-oil, en la bodega bolsas de papa y cebolla,
jornada de treinta y cinco horas, sueño de cuatro, café,
acuerdos pactados en oficinas de Bruselas, crecimiento
del calamar illex en relación a la temperatura del agua
y las firmas de aprobación de la Corte Suprema, circuito
de canales de acero inoxidable por donde el pescado cae,
abadejo, hubbsi, transferencias de permiso amparadas
por la Secretaría de Agricultura, Ganadería y Pesca; ahí:
atraviesa el fresquero la línea imaginaria del paralelo, va
tras una mancha en la pantalla del equipo de detección,
ignorante el cardumen de la noción de millas o charteo,
de las estadísticas irreales del INIDEP o el desfasaje
entre jornal y costo de vida desde el año mil novecientos
noventa y dos, filet de merluza de cola, SOMU y pez rata,
cartas de crédito adulteradas, lámparas y asiático pabellón,
irrupción de brotes de aftosa en rodeos británicos, hoki,
retorno a lo más hondo de toneladas de pota muerta
ante la aparición de langostino (valor cinco veces mayor),
infraestructura de almacenamiento y frío, caladero, eso.






CABALLOS EN LA VÍA PÚBLICA

Una reglamentación referida a los horarios
en los que es lícito que un decimonónico caballo
haga resonar sus herrajes en la vía pública, eso
es el poder. Por eso apenas la yunta cansada del sol
sobre la loma asoma arriban los carros al galpón
trayendo en sus cajas botellas, cartones y metales
recolectados a lo largo de una noche cualquiera;
aquellos capaces de distinguir la rentabilidad
en lo que el resto de los vecino considera inútil
sentados van sobre un tablón con las riendas
en la mano, y por las calles de la ciudad deambulan
en concordancia a un tranco cansino que no sabe
de la urgencia del camión de la empresa de limpieza
al que, democrático, todo todo le da igual.
Los animales conocen su recorrido de memoria.
Salvo en una jornada en la que se ha reunido
más de lo habitual y gravoso es el peso de la carga,
no hace falta recordarles la existencia del alma.







PAISAJE DE INDUCLOR CON UNO O DOS OPERARIOS

Anodo arriba, abajo cátodo y en el medio
la capa de tres milímetros de mercurio
que gira y gira y gira y gira y gira
luego de abrir las válvulas de la salmuera
y de inyectarle la electricidad que gasta
media ciudad en cualquiera de sus días:
por un lado el cloro, por otro el hidrógeno,
por otro, al fin, la soda cáustica al cien.
Ahora el operario limpia el sistema
con ácido, una escobilla de acero
y el cuidado de no dejar actuar
gérmenes que desplieguen el óxido.
No se le ve la cara. Lo que se le ve
es una máscara con carbón activado
que filtra los vapores del metal.
Tampoco al otro se le ve la cara, se le ve
una máscara igual, pero su cuerpo
es más voluminoso y los zapatos difieren.







LA LITERATURA SERÁ SOMETIDA A INVESTIGACIÓN
(Brecht, 1939)

Se trata de poner en tela de juicio la literatura
con criterios no creados por ella; o sea:
de tensar los versos ante la acción del fuego
y de calificarlos no con el lápiz sino con el cuchillo,
por ejemplo, o una sierra cariada o el carozo
de un durazno. Poesía y ferretería, destornillador
y vocal, metonimia a 220, en morsa la metáfora
a ser por el toc ajustada del martillo.
Las herramientas no están terminadas aún.
Y quien cree que se trabaja día a día en ellas,
chispa de la soldadora entre almanaques amarillos,
vidrio y alcohol entre fórmulas herradas,
salsa y serrucho en patios, galpones y cocinas
de casas ubicadas fuera del radio de la urbe
o en el centro mismo de su fragor cotidiano
un poco desvaría y se engaña.







PIETRO GORI & CICERÓN & PERCY SHELLEY, INGENIERO WHITE, 1901

Por los rieles va el vagón y en su techo la luna
hasta que llega a la punta del muelle y se cae
al mar. Los que oyen el discurso no vuelven
a sus casas, vuelven a otro lugar, no ven, no verán,
algunos por unos días, otros por años, más
lo mismo aunque lo mismo les frote la nariz.
El conferencista arma un dispositivo detonante
que mezcla retórica (55%), inspiración romántica
(20%) y perspicacia crítica anarquista (25%).
Ahora es imposible adivinar si la combinación
fue la adecuada, y la sospecha queda de un elemento
que fagocita al otro lentamente en el recuerdo
del estruendo primero. Ciego silencio después.
No sé. Por los rieles va el vagón y en su techo
nada, polvillo del cereal, vestigios de carbón.







EL POETA MENOR ANTE EL NACIMIENTO DE SU HIJO

Luego de hallar, tras días de búsqueda, el lápiz
en la cabina del camioncito de los bomberos,
y de comprobar la independencia de juicio
del heredero, que rompe las páginas predilectas
e intactas deja las indiferentes, el poeta menor
decide dialogar con su mujer sobre un tema clave:
la organización espacial y temporal de su labor,
en la casa, luego del nacimiento del hijo.
A lo largo de la conversación se tocan varios temas:
compra de comestibles y artículos de limpieza,
pago de impuestos, turno para el cuidado,
diversión, alimentación e higiene del niño,
ausencia de cuidado, diversión, alimentación
e higiene de la pareja, necesidad de registrar
sus primeros pasos, frecuencia de uso del
-vulgarmente denominado- chupete,
amables formas de imponer distancia a los abuelos.
Cuando una mutua mudez evidencia el final,
el poeta menor comprueba que su inquietud
ha sido desplazada en vista de otras urgencias.
Esa noche, como un inspirado romántico
que aprovecha el silencio de los mortales
para dejar fluir el carácter alado de sus versos,
canta durante horas una canción de cuna.




A LOS REALES SEGUIDORES DEL REALISMO

No es, como gustan decir, la voluntad
implacable de nombrar la experiencia
de quien ha sufrido y por eso desecha
el recurso del adorno mortecino. Es,
en todo caso, su confianza en los sustantivos,
su adjetivación rala y apenas expresiva
y cualquier atisbo de acción subordinado
a la persistencia y fijeza de una imagen.
Suyo el artificio, en fin, de que el verso
existe porque en algún lado se vivió,
no de que el verso es la vida y lo intolerable.




LA NATURALEZA NO ES UN BANCO

Aunque el haz segado de trigo, a la luz última del día,
asemeje su brillo al que tiene el oro, la Naturaleza
no es un banco, y la flexibilidad de la vara no admite
metáfora económica ninguna, salvo cuando restalla.
Y así las grandes cosechas favorecidas por la lluvia
no alcanzaron allá por mil ocho setenta a amortiguar
el déficit provocado por los importantes empréstitos
firmados en Londres que habían permitido extender
el crédito vacante con el que se había creído pagar
la trilladora a vapor. Se importó para exportar, no
para no importar más. Un año o dos sin nubes a la vista,
y la trilladora urgida de algún repuesto, y el número
ingente de la deuda, blancos huesos, seco el junco
del fisco junto al arroyo seco, una escena romántica,
al azar del modélico destino liberal que copia y copia
como la literatura de sus ociosos, mucho, mucho y mal.
avatar
Maria Lua
Administrador-Moderador
Administrador-Moderador

Cantidad de envíos : 40048
Fecha de inscripción : 12/04/2009
Localización : Nova Friburgo / RJ / Brasil

Re: Sergio Raimondi

Mensaje por Maria Lua el Dom 03 Mayo 2009, 20:44

Gracias, Derian por traernos
poemas de Sergio Raimondi...
Un gusto conocer un poco de su obra...
Un abrazo
Maria Lua


Última edición por Maria Lua el Mar 05 Mayo 2009, 16:32, editado 1 vez
avatar
Walter Faila
Fundador del Foro
Fundador del Foro

Cantidad de envíos : 14007
Fecha de inscripción : 12/04/2009
Edad : 55
Localización : Santiago Del Estero

Derian

Mensaje por Walter Faila el Mar 05 Mayo 2009, 16:23

Gracias por hacer docencencia con éstas incrustaciones.-

Un abrazo grande
avatar
Walter Faila
Fundador del Foro
Fundador del Foro

Cantidad de envíos : 14007
Fecha de inscripción : 12/04/2009
Edad : 55
Localización : Santiago Del Estero

Re: Sergio Raimondi

Mensaje por Walter Faila el Vie 15 Ene 2010, 21:27

Vuelvo y festejo este post, un abrazo Derian.-


_________________



Cualquier realidad desmerece lo soñado, pero todos tenemos derecho a nuestros sueños*
P.Casas Serra¨



avatar
Liliana Aiello
Administrador-Moderador
Administrador-Moderador

Cantidad de envíos : 17443
Fecha de inscripción : 12/04/2009
Edad : 64
Localización : Ciudad Autonoma de Buenos Aires

Re: Sergio Raimondi

Mensaje por Liliana Aiello el Dom 17 Ene 2010, 16:20

BRAVÍSMOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO!!!!
MIS CARIÑOS

LILI


_________________
En mi mirada lo he perdido todo.
Es tan lejos pedir. Tan cerca saber que no hay.
Alejandra Pizarnik
avatar
Evangelina Valdez
Administrador-Moderador
Administrador-Moderador

Cantidad de envíos : 7477
Fecha de inscripción : 24/07/2009
Edad : 61

Re: Sergio Raimondi

Mensaje por Evangelina Valdez el Miér 16 Sep 2015, 12:33

Sileno en la Estación de Ferrocarril

Acostado de lado, con un codo incómodo
apoyado en el cemento y la cabeza
tirada hacia atrás, duerme. Rodillas dobladas,
pies contra el culo, al aire la panza enorme,
boca abierta al cielo, chata nariz.
Esto es obra de dos o tres treta-brik.
Si fuera de mármol estaría expuesto
en un museo de Roma, Londres o París
como un ejemplo de arte helenístico.
Y no le molestarían las moscas.

-POESÍA CIVIL-



Contenido patrocinado

Re: Sergio Raimondi

Mensaje por Contenido patrocinado


    Fecha y hora actual: Jue 14 Dic 2017, 21:25