Aires de Libertad

¿Quieres reaccionar a este mensaje? Regístrate en el foro con unos pocos clics o inicia sesión para continuar.

https://www.airesdelibertad.com

Leer, responder, comentar, asegura la integridad del espacio que compartes, gracias por elegirnos y participar

Estadísticas

Nuestros miembros han publicado un total de 985618 mensajes en 45537 argumentos.

Tenemos 1526 miembros registrados

El último usuario registrado es Jose Antonio Taboada

Los posteadores más activos de la semana

Clik Boton derecho y elige abrir en pestaña nueva- DICC. R.A.E

¿Quién está en línea?

En total hay 46 usuarios en línea: 1 Registrado, 0 Ocultos y 45 Invitados :: 2 Motores de búsqueda

Gustavo Trejo


El record de usuarios en línea fue de 360 durante el Sáb 02 Nov 2019, 06:25

Clik Boton derecho y elige abrir en pestaña nueva- DICC. R.A.E

Febrero 2023

LunMarMiérJueVieSábDom
  12345
6789101112
13141516171819
20212223242526
2728     

Calendario Calendario

Conectarse

Recuperar mi contraseña

Galería


Yalal ad-Din Muhammad Rumi (1207-1273) - Página 15 Empty

5 participantes

    Yalal ad-Din Muhammad Rumi (1207-1273)

    Maria Lua
    Maria Lua
    Administrador-Moderador
    Administrador-Moderador


    Cantidad de envíos : 57083
    Fecha de inscripción : 12/04/2009
    Localización : Nova Friburgo / RJ / Brasil

    Yalal ad-Din Muhammad Rumi (1207-1273) - Página 15 Empty Re: Yalal ad-Din Muhammad Rumi (1207-1273)

    Mensaje por Maria Lua Miér 24 Ago 2022, 09:13

    LA MIEL DEL VINO



    Alguien acusaba a un sheij diciendo:
    "No es más que un hipócrita. Bebe vino a escondidas. ¿Cómo creer que un
    hombre semejante pueda ayudar a sus discípulos?"
    Un fiel le dijo:
    "Ten cuidado con tus palabras. Dios no permite tener tales pensamientos
    sobre hombres santos. Aunque lo que dices fuera verdad, ese sheij no es un
    estanque tan pequeño que pueda enturbiarlo un poco de barro. Es más bien un
    océano.
    -Sí, replicó el otro, pero yo lo he visto en un estado poco conveniente.
    No reza y tiene un comportamiento indigno de un sheij. ¡Si no me crees, ven
    conmigo esta noche y verás! ¡Su ocupación es ser hipócrita de día y pecar
    de noche!"
    Llegada la noche, se encontraron bajo la ventana del sheij y lo vieron,
    con una botella en la mano.
    El hombre gritó entonces:
    "¡Oh, sheij, la verdad sale a luz! ¡Y tú nos decías que el diablo metía
    sus pezuñas en la copa de vino!"
    El sheij respondió:
    "Mi copa está tan llena que nada puede penetrar en ella."
    El hombre comprobó entonces que la botella estaba llena de miel y quedó
    avergonzado. El sheij le dijo:
    "Antes de apesadumbrarte, ve a buscar vino. Estoy enfermo y lo necesito.
    En un caso semejante, las cosas normalmente prohibidas se hacen lícitas."
    El hombre fue a la taberna pero, en cada tonel, no encontró sino miel. Ni
    rastro de vino. Preguntó al tabernero dónde estaba el vino.
    Cuando hubieron comprobado esta extraña metamorfosis, todos los bebedores
    de la taberna se pusieron a llorar y vinieron ante el sheij.
    "¡Oh, maestro! ¡Sólo has venido una vez a nuestra taberna y todo nuestro
    vino se ha transformado en miel!"
    Este mundo está lleno de alimento ilícito, pero el fiel no debe tocarlo.



    p23
    [Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo]


    _________________



    [Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]


    "Ser como un verso volando
    o un ciego soñando
    y en ese vuelo y en ese sueño
    compartir contigo sol y luna,
    siendo guardián en tu cielo
    y tren de tus ilusiones."
    (Hánjel)





    [Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]
    Maria Lua
    Maria Lua
    Administrador-Moderador
    Administrador-Moderador


    Cantidad de envíos : 57083
    Fecha de inscripción : 12/04/2009
    Localización : Nova Friburgo / RJ / Brasil

    Yalal ad-Din Muhammad Rumi (1207-1273) - Página 15 Empty Re: Yalal ad-Din Muhammad Rumi (1207-1273)

    Mensaje por Maria Lua Jue 25 Ago 2022, 08:56

    EL RATON



    Un ratón se apoderó un día de la brida de un camello y le ordenó que se
    pusiera en marcha. El camello era de naturaleza dócil y se puso en marcha.
    El ratón, entonces, se llenó de orgullo.
    Llegaron de pronto ante un arroyo y el ratón se detuvo.
    "¡Oh, amigo mío! ¿Por qué te detienes? ¡Camina, tú que eres mi guía!"
    El ratón dijo:
    "Este arroyo me parece profundo y temo ahogarme."
    El camello:
    "¡Voy a probar!"
    Y avanzó por el agua.
    "El agua no es profunda. Apenas me llega a las corvas."
    El ratón le dijo:
    "Lo que a ti te parece una hormiga es un dragón para mí. Si el agua te
    llega a las corvas, debe cubrir mi cabeza en varios cientos de metros."
    Entonces el camello le dijo:
    "En ese caso, deja de ser orgulloso y de creerte un guía. ¡Ejercita tu
    orgullo con los demás ratones, pero no conmigo!
    -¡Me arrepiento! dijo el ratón, ¡en nombre de Dios, ayúdame tú a
    atravesar este arroyo!"


    _________________



    [Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]


    "Ser como un verso volando
    o un ciego soñando
    y en ese vuelo y en ese sueño
    compartir contigo sol y luna,
    siendo guardián en tu cielo
    y tren de tus ilusiones."
    (Hánjel)





    [Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]
    Maria Lua
    Maria Lua
    Administrador-Moderador
    Administrador-Moderador


    Cantidad de envíos : 57083
    Fecha de inscripción : 12/04/2009
    Localización : Nova Friburgo / RJ / Brasil

    Yalal ad-Din Muhammad Rumi (1207-1273) - Página 15 Empty Re: Yalal ad-Din Muhammad Rumi (1207-1273)

    Mensaje por Maria Lua Jue 25 Ago 2022, 12:54

    EL ARBOL DE LA SABIDURIA



    Circulaba el rumor de que existía en la India un árbol cuyo fruto
    liberaba de la vejez y de la muerte. Un sultán decidió entonces enviar a
    uno de sus hombres en busca de esta maravilla.
    Partió, pues, el hombre y, durante unos años visitó muchas ciudades,
    muchas montañas y muchas planicies. Cuando preguntaba a los transeúntes
    dónde se encontraba este árbol de la vida, la gente sonreía pensando que
    estaba loco. Los que tenían corazón puro, le decían:
    "¡Eso son cuentos! ¡Abandona esa búsqueda!"
    Otros para burlarse de él, lo enviaban hacia selvas lejanas. El pobre
    hombre no alcanzaba nunca su meta, pues lo que perseguía era imposible.
    Perdió entonces la esperanza y tomó el camino de vuelta, con lágrimas en
    los ojos.
    Durante el camino, encontró a un sheij y le dijo:
    "¡Oh, sheij! ¡Ten piedad de mí, pues estoy desesperado!
    -¿Por qué estás tan triste
    ?-Mi sultán nie ha encargado que busque un árbol cuyo fruto es el capital
    de la vida. Todos lo desean. He buscado durante mucho tiempo, pero en vano.
    Y todo el mundo se ha burlado de mí."
    El sheij se echó a reír:
    "¡Oh corazón ingenuo y puro! Ese árbol es la sabiduría. Sólo el sabio la
    comprende. Se la llama a veces árbol, a veces sol, u océano, o nube. Sus
    efectos son infinitos, pero él es único. Un hombre es padre tuyo, pero él,
    por su parte, es también hijo de otra persona."


    _________________



    [Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]


    "Ser como un verso volando
    o un ciego soñando
    y en ese vuelo y en ese sueño
    compartir contigo sol y luna,
    siendo guardián en tu cielo
    y tren de tus ilusiones."
    (Hánjel)





    [Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]
    Maria Lua
    Maria Lua
    Administrador-Moderador
    Administrador-Moderador


    Cantidad de envíos : 57083
    Fecha de inscripción : 12/04/2009
    Localización : Nova Friburgo / RJ / Brasil

    Yalal ad-Din Muhammad Rumi (1207-1273) - Página 15 Empty Re: Yalal ad-Din Muhammad Rumi (1207-1273)

    Mensaje por Maria Lua Lun 29 Ago 2022, 19:51

    CUATRO MONEDAS DE ORO


    Un hombre había dado a cuatro personas una moneda de oro a cada una.
    El primero dijo:
    "¡Vamos enseguida a comprar ENGUR!"
    El otro, que era árabe, dijo:
    "¡No, ENGUR no. Yo quiero INEB!"
    El tercero, que era griego, exclamó:
    "¡Yo habría preferido ISTAFIL!"
    El cuarto, un turco:
    "Yo quiero uzuM (uva)."
    Estalló así una querella insensata entre los cuatro amigos. Discutían por
    ignorar la significación de lo que deseaba cada uno. Si hubiese estado allí
    un sabio, habría dicho:
    "Con vuestro dinero, podéis satisfacer todos vuestro deseo. Para
    vosotros, cada palabra es una fuente de desacuerdo. Pero, para mí, cada
    palabra es una guía hacia la unión. Vosotros queréis todos uva sin
    saberlo."


    _________________



    [Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]


    "Ser como un verso volando
    o un ciego soñando
    y en ese vuelo y en ese sueño
    compartir contigo sol y luna,
    siendo guardián en tu cielo
    y tren de tus ilusiones."
    (Hánjel)





    [Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]
    Maria Lua
    Maria Lua
    Administrador-Moderador
    Administrador-Moderador


    Cantidad de envíos : 57083
    Fecha de inscripción : 12/04/2009
    Localización : Nova Friburgo / RJ / Brasil

    Yalal ad-Din Muhammad Rumi (1207-1273) - Página 15 Empty Re: Yalal ad-Din Muhammad Rumi (1207-1273)

    Mensaje por Maria Lua Lun 29 Ago 2022, 19:52

    CARNE PROHIBIDA


    Había en la India un hombre muy sabio. Un día, vio llegar a un grupo de
    viajeros. Al ver que estaban hambrientos, les dijo:
    "No hay duda de que tenéis la intención de cazar para alimentaros. Pero
    ¡cuidado, noble gente! ¡No cacéis la cría del elefante! Es ciertamente
    fácil de coger y su carne es abundante. Pero no olvidéis a su madre que lo
    vigila, pues sus gritos y lamentos se oirán desde lejos. ¡Conservad este
    consejo como una joya si queréis evitar catástrofes!"

    Y, con estas palabras, se marchó. Los viajeros, cansados por su largo
    camino, no tardaron en encontrar un elefantito muy gordo y, olvidando los
    consejos que se les habían dado, se lanzaron sobre él como lobos. Sólo uno
    de ellos decidió obedecer el consejo del sabio y no tocar la carne del
    elefantito. Los demás, hartos de carne, no tardaron en dormirse.

    De pronto, un elefante encolerizado se precipitó sobre ellos. Se dirigió
    primero hacia el único que no dormía. Olfateó su boca pero no encontró
    ningún olor acusador. Por el contrario, habiendo comprobado que todos los
    que dormían tenían el olor de su pequeño en el aliento, los aplastó bajo
    sus patas. ¡Oh, tú que te alimentas con el fruto de la prevaricación!
    ¡Estás comiéndote el elefantito! No olvides que su madre vendrá a vengarlo.
    Pues la ambición, el rencor y el deseo despiden un olor tan fuerte como el
    de la cebolla. Te será imposible ocultar que has abusado del bien del
    prójimo.


    _________________



    [Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]


    "Ser como un verso volando
    o un ciego soñando
    y en ese vuelo y en ese sueño
    compartir contigo sol y luna,
    siendo guardián en tu cielo
    y tren de tus ilusiones."
    (Hánjel)





    [Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]
    Maria Lua
    Maria Lua
    Administrador-Moderador
    Administrador-Moderador


    Cantidad de envíos : 57083
    Fecha de inscripción : 12/04/2009
    Localización : Nova Friburgo / RJ / Brasil

    Yalal ad-Din Muhammad Rumi (1207-1273) - Página 15 Empty Re: Yalal ad-Din Muhammad Rumi (1207-1273)

    Mensaje por Maria Lua Vie 02 Sep 2022, 14:28

    Escucha el ney, y la historia que cuenta,
    como canta acerca de la separación:
    Desde que me cortaron del cañaveral,
    mi lamento ha hecho llorar a hombres y mujeres.
    Deseo hallar un corazón desgarrado por la separación,
    para hablarle del dolor del anhelo.
    Todo el que se ha alejado de su origen,
    añora el instante de la unión.
    [...]
    Cuando la rosa se haya ido y el jardín esté marchito,
    no podrás escuchar más la canción del ruiseñor.
    El Amado lo es todo; el amante apenas un velo.
    El Amado está viviendo; el amante es una cosa muerta.
    Ama las voluntades de lo que traen estas palabras.
    [...]
    Le pregunté al ney (flauta de caña):
    ¿de qué te lamentas?
    ¿cómo puedes gemir sin poseer lengua?
    El ney respondió:
    Me han separado del cañaveral
    y ya no puedo vivir sin gemir y lamentarme


    _________________



    [Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]


    "Ser como un verso volando
    o un ciego soñando
    y en ese vuelo y en ese sueño
    compartir contigo sol y luna,
    siendo guardián en tu cielo
    y tren de tus ilusiones."
    (Hánjel)





    [Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]
    Maria Lua
    Maria Lua
    Administrador-Moderador
    Administrador-Moderador


    Cantidad de envíos : 57083
    Fecha de inscripción : 12/04/2009
    Localización : Nova Friburgo / RJ / Brasil

    Yalal ad-Din Muhammad Rumi (1207-1273) - Página 15 Empty Re: Yalal ad-Din Muhammad Rumi (1207-1273)

    Mensaje por Maria Lua Sáb 03 Sep 2022, 15:10

    Aparte de Amor, todo se desvanece.

    El camino al cielo está en tu corazón.

    ¡Abre y levanta las alas del amor!

    Cuando las alas del amor son fuertes, no se necesita ninguna escalera.

    Aunque el mundo sea espinas, un corazón amante es una enramada de rosas.

    Aunque ruede del cielo hacia abajo, la vida de los amantes sigue adelante.

    Invita al amor en cada rincón oscuro.

    ¡El amante es brillante como cientos de miles de velas!

    Incluso si un amante parece estar a solas, el secreto Amado está cerca.

    El lapso de tiempo de unión es la eternidad.

    La vida es un frasco, y en ella, la Unión es el vino puro.

    Si no estamos juntos, ¿de qué sirve el frasco?

    En el momento en que escuché mi primera historia de amor es que comencé a buscarte,

    sin darme cuenta de que la búsqueda era inútil.

    Los amantes no se encuentran finalmente en algún lugar;

    se encuentran en ellos las almas desde el principio.


    _________________



    [Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]


    "Ser como un verso volando
    o un ciego soñando
    y en ese vuelo y en ese sueño
    compartir contigo sol y luna,
    siendo guardián en tu cielo
    y tren de tus ilusiones."
    (Hánjel)





    [Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]
    cecilia gargantini
    cecilia gargantini
    Administrador-Moderador
    Administrador-Moderador


    Cantidad de envíos : 36932
    Fecha de inscripción : 25/04/2009
    Edad : 69
    Localización : buenos aires

    Yalal ad-Din Muhammad Rumi (1207-1273) - Página 15 Empty Re: Yalal ad-Din Muhammad Rumi (1207-1273)

    Mensaje por cecilia gargantini Dom 04 Sep 2022, 14:56

    Me gusta conocer un poco más de Rumi...volveré.
    Gracias Maria!!!!!!!!!!!!!
    Maria Lua
    Maria Lua
    Administrador-Moderador
    Administrador-Moderador


    Cantidad de envíos : 57083
    Fecha de inscripción : 12/04/2009
    Localización : Nova Friburgo / RJ / Brasil

    Yalal ad-Din Muhammad Rumi (1207-1273) - Página 15 Empty Re: Yalal ad-Din Muhammad Rumi (1207-1273)

    Mensaje por Maria Lua Lun 05 Sep 2022, 08:39

    LA BOCA DE MOISES



    Dios ordenó un día a Moisés:
    "¡Oh, Moisés! ¡Que no haya pecado en tu boca cuando te dirijas a mí para
    rezar!
    -¡Pero, Señor! ¡No poseo tal boca!"
    Dios respondió:
    "Entonces, reza por boca de algún otro. ¡Porque es imposible que cometas
    un pecado con una boca distinta de la tuya!"
    ¡Tú también, anda! ¡E intenta que, día y noche, haya bocas que recen en
    tu lugar!


    _________________



    [Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]


    "Ser como un verso volando
    o un ciego soñando
    y en ese vuelo y en ese sueño
    compartir contigo sol y luna,
    siendo guardián en tu cielo
    y tren de tus ilusiones."
    (Hánjel)





    [Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]
    Maria Lua
    Maria Lua
    Administrador-Moderador
    Administrador-Moderador


    Cantidad de envíos : 57083
    Fecha de inscripción : 12/04/2009
    Localización : Nova Friburgo / RJ / Brasil

    Yalal ad-Din Muhammad Rumi (1207-1273) - Página 15 Empty Re: Yalal ad-Din Muhammad Rumi (1207-1273)

    Mensaje por Maria Lua Lun 05 Sep 2022, 08:40

    ELIAS


    Erase un hombre que comía todas las noches golosinas invocando el nombre
    de Dios. Un día, Satanás le dijo:
    "¡Hombre sin dignidad, cállate! ¿Hasta cuándo repetirás el nombre de
    Dios? ¡Ya ves que no te responde!"
    Al hombre se le partió el corazón ante estas palabras y se durmió en ese
    estado de espíritu. Tuvo entonces un sueño y vio a Elías que le decía:
    "¿Por qué has dejado de repetir el nombre de Dios?"
    El hombre respondió:
    "¡Porque no he tenido ninguna respuesta y he temido que me haya echado de
    su puerta!"
    Elías dijo entonces:
    Dios nos ha dicho: "Porque he aceptado tu plegaria es por lo que sigo
    manteniéndote en esta preocupación".
    Tu temor y tu amor son pretextos para conservar tu intimidad con Dios. El
    solo hecho de que sigues rezando te anuncia que son aceptadas tus
    oraciones.


    _________________



    [Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]


    "Ser como un verso volando
    o un ciego soñando
    y en ese vuelo y en ese sueño
    compartir contigo sol y luna,
    siendo guardián en tu cielo
    y tren de tus ilusiones."
    (Hánjel)





    [Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]
    Maria Lua
    Maria Lua
    Administrador-Moderador
    Administrador-Moderador


    Cantidad de envíos : 57083
    Fecha de inscripción : 12/04/2009
    Localización : Nova Friburgo / RJ / Brasil

    Yalal ad-Din Muhammad Rumi (1207-1273) - Página 15 Empty Re: Yalal ad-Din Muhammad Rumi (1207-1273)

    Mensaje por Maria Lua Lun 05 Sep 2022, 08:43

    EL CIUDADANO Y EL CAMPESINO


    Un ciudadano era amigo de un campesino y, todos los años, durante dos o
    tres meses, le ofrecía hospitalidad. El campesino gozaba de su casa, de su
    almacén y de su mesa. Sus menores deseos eran satisfechos, antes incluso de
    ser expresados. Un día, el campesino, dijo al ciudadano:
    "¡Oh, maestro! ¡Nunca me has visitado! Ven a mi casa con tu mujer y tus
    hijos pues pronto llegará la primavera y, en esa estación, los rosales y
    los árboles frutales están cubiertos de flores. Quédate en mi casa durante
    tres o cuatro meses para que tengamos también ocasión de servirte."

    El ciudadano declinó la invitación, pero el campesino renovó este
    ofrecimiento durante ocho años sin que el ciudadano se desplazara. En cada
    una de sus visitas, el campesino reiteraba su invitación y, todas las
    veces, el ciudadano encontraba una excusa para zafarse. Como la cigüeña, el
    campesino venía a hacer su nido en la casa del ciudadano y éste gastaba
    todos sus bienes para no faltar a los deberes de la hospitalidad. En el
    curso de una de estas visitas, el campesino suplicó de nuevo al ciudadano:
    "¡Hace ya diez años que me prometes venir! ¡En nombre de Dios, haz un
    esfuerzo esta vez!"

    Los hijos del ciudadano dijeron a su padre:
    "¡Oh, padre! Las nubes, la luna y las sombras viajan. ¿Por qué te niegas?
    No hay tensiones entre él y tú. ¡Ofrécele la ocasión de saldar la deuda que
    ha contraído contigo!"
    Era su madre la que los había incitado a tomar así la palabra y el
    ciudadano les dijo:
    "¡Oh, hijos míos! ¡Tenéis razón, pero los sabios dicen que hay que
    desconfiar de la calumnia de aquellos a los que se ha ayudado!"
    A pesar de esto, las repetidas invitaciones del campesino acabaron por
    vencer la reticencia del ciudadano y, un día, después de haber hecho los
    preparativos y cargado el asno y el buey con lo necesario para el viaje,
    tomó el camino con su mujer y sus hijos.
    Estos se decían:
    "Vamos a comer fruta y a jugar en los prados. Tenemos allí un amigo que
    nos espera. A la vuelta, traeremos trigo y cebollas para el invierno."
    Pero el ciudadano les dijo:
    "¡No seáis aún tan imaginativos!"
    Atravesaron las mesetas llenos de alegría. El sol quemaba su frente. Por
    la noche, se guiaban gracias a las estrellas. Al cabo de un mes, llegaron
    al pueblo del campesino en un estado de gran agotamiento. Se informaron
    para encontrar la casa de su amigo pero, una vez que hubieron llegado a
    ella, éste se negó a abrirles la puerta. Durante cinco días, permanecieron
    así ante su casa, sofocados por el calor durante el día y transidos de frío
    por la noche. Pero ¡ay!, el hambre lleva al león a actuar como buitre y a
    comer carroña. Y cada vez que él veía al campesino salir de su casa, el
    ciudadano le decía:

    "¿No me recuerdas?"
    El campesino respondía:
    "¡Seas bueno o malo, ignoro quién eres!
    -¡Oh, hermano mío! decía entonces el ciudadano, ¿has olvidado? ¡Tú vienes
    a mi casa y comes a mi mesa desde hace años!"
    El campesino respondía:
    "¿Qué significan esas palabras insensatas? ¡No te conozco y ni siquiera
    sé cómo te llamas!"
    Al cabo de unos días, empezaron las lluvias y esta espera se hizo
    insoportable. El ciudadano llamó a la puerta con todas sus fuerzas
    preguntando por el amo de la casa.
    "¿Qué quieres?" le dijo este último.
    El ciudadano respondió:

    "Renuncio a todas mis pretensiones y abandono mis ilusiones sobre nuestra
    amistad. Sólo te pido una cosa. Está lloviendo. Así que, por esta noche al
    menos, ofrécenos un pequeño rincón de tu casa."
    El campesino le dijo:
    "Hay desde luego un sitio en que puedo alojaros, pero es el refugio en el
    que suele instalarse el guardián que nos protege de los lobos. i Si quieres
    hacer ese oficio por esta noche, puedes instalarte ahí!
    -¡Desde luego! dijo el ciudadano. Dame un arco y flechas y te garantizo
    que no dormiré. Me basta con que mis hijos estén protegidos del barro y de
    la lluvia."

    La familia se amontonó, pues, en el refugio. El ciudadano, con su arco y
    sus flechas a mano, se decía:
    "¡Oh, Dios mío! ¡Merecemos este castigo! Pues nos hemos hecho amigos de
    un hombre indigno. Más vale estar a servicio de un hombre sensato que
    aceptar los favores de un hombre cruel como éste!"
    Los mosquitos y las pulgas laceraban su piel, pero el ciudadano no les
    prestaba atención, concentrado sólo en su tarea de guardián: tanto temía
    incurrir en los reproches del campesino.
    A media noche, cuando estaba agotado, el ciudadano divisó una sombra que
    se movía. Se dijo:
    "¡Ahí está el lobo!"

    Y disparó una flecha. El animal, alcanzado, cayó a tierra ventoseando.
    Inmediatamente, el campesino salió de su casa gritando:
    "¡Qué horror! ¡Acabas de matar a la cría de mi burra!
    -¡No! dijo el ciudadano. ¡Era un lobo negro y su forma era desde luego la
    de un lobo!
    -¡No! dijo el campesino, ¡lo he reconocido por su manera de ventosear!
    -Es imposible, dijo el ciudadano, está demasiado oscuro para ver algo. Ve
    a cerciorarte.
    -Es inútil, dijo el campesino. Para mí está claro como la luz del día.
    Demasiado bien he reconocido su manera de ventosear. ¡Lo reconocería así
    entre otros veinte!"

    Ante aquellas palabras, el ciudadano se encolerizó y lo sujetó por el
    cuello:
    "¡Oh, imbécil! ¿Qué significa esto? ¡En esta obscuridad, consigues
    reconocer al hijo de tu asna gracias al ruido de sus pedos, pero no me has
    reconocido a mí, que soy amigo tuyo desde hace más de diez años!"




    [Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo]


    _________________



    [Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]


    "Ser como un verso volando
    o un ciego soñando
    y en ese vuelo y en ese sueño
    compartir contigo sol y luna,
    siendo guardián en tu cielo
    y tren de tus ilusiones."
    (Hánjel)





    [Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]
    Maria Lua
    Maria Lua
    Administrador-Moderador
    Administrador-Moderador


    Cantidad de envíos : 57083
    Fecha de inscripción : 12/04/2009
    Localización : Nova Friburgo / RJ / Brasil

    Yalal ad-Din Muhammad Rumi (1207-1273) - Página 15 Empty Re: Yalal ad-Din Muhammad Rumi (1207-1273)

    Mensaje por Maria Lua Miér 07 Sep 2022, 22:03

    Cuando el amor depende de los colores o de los perfumes, no es amor es
    una vergüenza. Sus más hermosas plumas, para el pavo real, son enemigas. El
    zorro que va desprevenido pierde la vida a causa de su cola. El elefante
    pierde la suya por un poco de marfil.
    El joyero decía:
    "Un cazador ha hecho correr mi sangre, como si yo fuese una gacela y él
    quisiera apoderarse de mi almizcle. Que el que ha hecho eso no crea que no
    me vengaré."
    Rindió el alma y la sirvienta quedó libre de los tormentos del amor. Pero
    el amor a lo efímero no es amor.


    _________________



    [Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]


    "Ser como un verso volando
    o un ciego soñando
    y en ese vuelo y en ese sueño
    compartir contigo sol y luna,
    siendo guardián en tu cielo
    y tren de tus ilusiones."
    (Hánjel)





    [Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]
    Maria Lua
    Maria Lua
    Administrador-Moderador
    Administrador-Moderador


    Cantidad de envíos : 57083
    Fecha de inscripción : 12/04/2009
    Localización : Nova Friburgo / RJ / Brasil

    Yalal ad-Din Muhammad Rumi (1207-1273) - Página 15 Empty Re: Yalal ad-Din Muhammad Rumi (1207-1273)

    Mensaje por Maria Lua Jue 08 Sep 2022, 07:47

    LA CHARCA


    Un día, un halcón dijo a un pato:
    "Ven a vivir en el prado. Aquí conocerás la felicidad. Deja tu charca y
    ven conmigo."
    El pato respondió:
    "¡Vete! ¡Para los de nuestra especie, el agua es el castillo de la
    alegría!"
    Para el pato de nuestro ego, Satanás es como el halcón. ¡Piénsatelo dos
    veces antes de dejar tu charca!


    _________________



    [Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]


    "Ser como un verso volando
    o un ciego soñando
    y en ese vuelo y en ese sueño
    compartir contigo sol y luna,
    siendo guardián en tu cielo
    y tren de tus ilusiones."
    (Hánjel)





    [Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]
    Maria Lua
    Maria Lua
    Administrador-Moderador
    Administrador-Moderador


    Cantidad de envíos : 57083
    Fecha de inscripción : 12/04/2009
    Localización : Nova Friburgo / RJ / Brasil

    Yalal ad-Din Muhammad Rumi (1207-1273) - Página 15 Empty Re: Yalal ad-Din Muhammad Rumi (1207-1273)

    Mensaje por Maria Lua Jue 08 Sep 2022, 07:47

    EL SECRETO DEL PERRO



    Un día Medyun paseaba con su perro. Lo tomaba en brazos y lo acariciaba
    como un enamorado acaricia a su amada. Un hombre que pasaba por allí le
    dijo:
    "¡Oh, Medyun! ¡Lo que haces es pura locura! ¿No sabes que la boca de un
    perro es sucia?"
    Y se puso a enumerar todos los defectos de los perros. Medyun le dijo:
    "¡No eres más que un idólatra de las formas! ¡Si vieses con mis ojos,
    sabrías que este perro es el secreto de Dios y la morada de Leila!"


    _________________



    [Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]


    "Ser como un verso volando
    o un ciego soñando
    y en ese vuelo y en ese sueño
    compartir contigo sol y luna,
    siendo guardián en tu cielo
    y tren de tus ilusiones."
    (Hánjel)





    [Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]
    Maria Lua
    Maria Lua
    Administrador-Moderador
    Administrador-Moderador


    Cantidad de envíos : 57083
    Fecha de inscripción : 12/04/2009
    Localización : Nova Friburgo / RJ / Brasil

    Yalal ad-Din Muhammad Rumi (1207-1273) - Página 15 Empty Re: Yalal ad-Din Muhammad Rumi (1207-1273)

    Mensaje por Maria Lua Jue 08 Sep 2022, 07:48

    POBRE CHACAL


    Un día un chacal cayó en un cacharro de pintura. Cuando se vio con todo
    el pelaje cubierto de pintura de todos los colores, se dijo:
    "¡Soy un pavo real, un elegido entre los animales!"
    Y adoptando unos aires llenos de pretensiones, fue a reunirse con los
    demás chacales. Estos le dijeron:
    "¡Oh, pobre chacal! ¿De dónde te vienen esas pretensiones y estas
    maneras? ¿Estás loco o estás haciéndote el payaso?"
    Los que mienten y se suben a la cátedra para hacerse admirar por el
    pueblo ven un día que su orgullo es objeto de vergüenza. No esperan más que
    los halagos del pueblo pero su interior es tan engañoso como su apariencia.


    _________________



    [Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]


    "Ser como un verso volando
    o un ciego soñando
    y en ese vuelo y en ese sueño
    compartir contigo sol y luna,
    siendo guardián en tu cielo
    y tren de tus ilusiones."
    (Hánjel)





    [Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]
    Maria Lua
    Maria Lua
    Administrador-Moderador
    Administrador-Moderador


    Cantidad de envíos : 57083
    Fecha de inscripción : 12/04/2009
    Localización : Nova Friburgo / RJ / Brasil

    Yalal ad-Din Muhammad Rumi (1207-1273) - Página 15 Empty Re: Yalal ad-Din Muhammad Rumi (1207-1273)

    Mensaje por Maria Lua Jue 08 Sep 2022, 07:50

    EL IDIOTA



    Un idiota encontró un día una cola de carnero. Todas las mañanas la
    utilizaba para engrasarse el bigote. Después iba a casa de sus amigos y les
    decía que volvía de una recepción en la que habían festejado y habían
    comido platos muy suculentos. Su vientre vacío maldecía su bigote,
    reluciente de grasa.
    ¡Oh, pobre! ¡Si no fueses tan embustero, quizá te invitaría a comer un
    hombre generoso!
    Un día, mientras el estómago de nuestro idiota se quejaba ante Dios, un
    gato le robó la cola de carnero. El hijo del idiota intentó capturar al
    animal, pero en vano. Por temor a que su padre le regañara, se puso a
    llorar. Después, fue corriendo al lugar en el que su padre se reunía con
    sus amigos. Llegó en el mismo instante en que su padre contaba a los demás
    su imaginaria comida de la víspera. Le dijo:
    "¡papá! El gato se ha llevado la cola de carnero con la que te engrasas
    el bigote todas las mañanas. He intentado perseguirlo, pero no he logrado
    atraparlo!"
    Ante estas palabras, todos sus amigos se echaron a reír y lo invitaron a
    una comida, muy real esta vez. Y así, nuestro hombre, abandonando sus
    pretensiones, conoció el placer de ser sincero.





    p289
    [Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo]


    _________________



    [Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]


    "Ser como un verso volando
    o un ciego soñando
    y en ese vuelo y en ese sueño
    compartir contigo sol y luna,
    siendo guardián en tu cielo
    y tren de tus ilusiones."
    (Hánjel)





    [Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]
    Maria Lua
    Maria Lua
    Administrador-Moderador
    Administrador-Moderador


    Cantidad de envíos : 57083
    Fecha de inscripción : 12/04/2009
    Localización : Nova Friburgo / RJ / Brasil

    Yalal ad-Din Muhammad Rumi (1207-1273) - Página 15 Empty Re: Yalal ad-Din Muhammad Rumi (1207-1273)

    Mensaje por Maria Lua Lun 12 Sep 2022, 16:27

    LA SERPIENTE-DRAGON



    Un día, un cazador de serpientes salió de caza a las montañas. Pretendía
    capturar la mayor de las serpientes. Pues bien, una violenta tempestad de
    nieve se desencadenó en las alturas.
    De pronto, nuestro cazador se quedó al acecho ante una enorme serpiente.
    Buscaba una serpiente pero acababa de encontrar un dragón. Presa de gran
    terror al principio, se dio cuenta enseguida de que el monstruo estaba
    entumecido por el frío. Decidió, pues, llevarlo al pueblo para que la
    población pudiese admirarlo.
    Ya de vuelta en el pueblo, proclamó:
    "¡Acabo de capturar un dragón! ¡Me ha dado mucho trabajo, pero, sin
    embargo, he conseguido matarlo!"
    El cazador creía realmente muerta la serpiente, cuando sólo estaba
    adormecida por el frío. La multitud acudió para admirar el dragón mientras
    que el cazador contaba las peripecias imaginarias de esta captura. La
    gente, llena de curiosidad, no dejaba de agruparse y esperaba que el
    cazador alzase la manta bajo la cual había disimulado el animal. El
    cazador, por su parte, esperaba sacar un buen provecho de aquel público,
    pero el tiempo que pasaba y el calor acabaron por sacar a la serpiente de
    su sopor...
    Cuando la multitud vio que aquella serpiente, supuestamente muerta, aún
    se movía, huyó gritando de horror. La gente se atropellaba para escapar más
    aprisa. En cuanto a la serpiente, se tragó de un solo bocado al cazador
    triturándole los huesos.
    Las privaciones transforman a una serpiente en un gusano. La abundancia
    transforma al mosquito en halcón. ¡Anda! Mejor deja al dragón sepultado en
    la nieve. No lo expongas al sol. Desconfía del sol del deseo porque puede
    transformar al búho en halcón.


    _________________



    [Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]


    "Ser como un verso volando
    o un ciego soñando
    y en ese vuelo y en ese sueño
    compartir contigo sol y luna,
    siendo guardián en tu cielo
    y tren de tus ilusiones."
    (Hánjel)





    [Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]
    Maria Lua
    Maria Lua
    Administrador-Moderador
    Administrador-Moderador


    Cantidad de envíos : 57083
    Fecha de inscripción : 12/04/2009
    Localización : Nova Friburgo / RJ / Brasil

    Yalal ad-Din Muhammad Rumi (1207-1273) - Página 15 Empty Re: Yalal ad-Din Muhammad Rumi (1207-1273)

    Mensaje por Maria Lua Lun 12 Sep 2022, 16:28

    EL ELEFANTE



    En un establo oscuro había sido encerrado un elefante originario de la
    India. La población, curiosa por conocer semejante animal, se precipitó en
    el establo. Como no se veía apenas a causa de la falta de luz, la gente se
    puso a tocar al animal. Uno de ellos tocó la trompa y dijo:
    "¡Este animal se parece a un enorme tubo!"
    Otro tocó las orejas:
    "¡Diríase más bien un gran abanico!"
    Otro, que tocaba las patas, dijo:
    "¡No! ¡Lo que se llama un elefante es desde luego una especie de
    columna!"
    Y así, cada uno de ellos se puso a describirlo a su manera.
    Es lástima que no hubieran tenido una vela para ponerse de acuerdo.


    _________________



    [Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]


    "Ser como un verso volando
    o un ciego soñando
    y en ese vuelo y en ese sueño
    compartir contigo sol y luna,
    siendo guardián en tu cielo
    y tren de tus ilusiones."
    (Hánjel)





    [Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]
    Maria Lua
    Maria Lua
    Administrador-Moderador
    Administrador-Moderador


    Cantidad de envíos : 57083
    Fecha de inscripción : 12/04/2009
    Localización : Nova Friburgo / RJ / Brasil

    Yalal ad-Din Muhammad Rumi (1207-1273) - Página 15 Empty Re: Yalal ad-Din Muhammad Rumi (1207-1273)

    Mensaje por Maria Lua Lun 12 Sep 2022, 16:29

    LA AMADA DEL ENAMORADO


    Un enamorado recitaba poemas de amor a su amada. Unos poemas llenos de
    lamentaciones nostálgicas. Su amada le dijo:
    "Si esas palabras me están destinadas, pierdes el tiempo puesto que
    estamos reunidos. ¡No es digno de un amante el recitar poemas en el momento
    de la unión!"
    El enamorado respondió:
    "Sin duda estás aquí. Pero, cuando estabas ausente, sentía un placer
    distinto. Bebía del arroyo de nuestro amor. Mi corazón y mis ojos se
    complacían. ¡Ahora, estoy frente a la fuente, pero está agotada!
    -Realmente, dijo la amada, no soy yo el objeto de tu amor. Tú estás
    enamorado de otra cosa y yo no soy sino la morada de tu amado. El verdadero
    amado es único y no se espera otra cosa cuando se está en su compañía."



    [Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo]

    27


    _________________



    [Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]


    "Ser como un verso volando
    o un ciego soñando
    y en ese vuelo y en ese sueño
    compartir contigo sol y luna,
    siendo guardián en tu cielo
    y tren de tus ilusiones."
    (Hánjel)





    [Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]
    Maria Lua
    Maria Lua
    Administrador-Moderador
    Administrador-Moderador


    Cantidad de envíos : 57083
    Fecha de inscripción : 12/04/2009
    Localización : Nova Friburgo / RJ / Brasil

    Yalal ad-Din Muhammad Rumi (1207-1273) - Página 15 Empty Re: Yalal ad-Din Muhammad Rumi (1207-1273)

    Mensaje por Maria Lua Vie 16 Sep 2022, 08:47

    EL TESORO



    En la época del profeta David, un hombre dirigía a Dios esta especie de
    plegaria:
    "¡Oh, Señor! Procúrame tesoros sin que tenga yo que cansarme. ¿No eres Tú
    quien me ha creado, tan perezoso y tan débil? Es normal que no se cargue
    del mismo modo un asno débil y un caballo lleno de vigor. ¡Yo soy perezoso,
    es verdad, pero no por eso dejo de dormir bajo tu sombra!"
    Así rezaba desde la mañana hasta la noche y sus vecinos se burlaban de
    él. Algunos de ellos le reprendían y otros lo ridiculizaban diciendo:
    "El tesoro que llamas con tus deseos no está lejos. Ve a buscarlo. ¡Está
    allá abajo!"
    La celebridad de nuestro hombre crecía de día en día por el país. Ahora
    bien, un día en el que rezaba en su casa, una vaca desmandada destrozó su
    puerta con los cuernos y penetró sin ceremonias en su morada. El hombre se
    apoderó de ella, le ató las patas y, sin dudar un segundo, la degolló.
    Después fue corriendo a la carnicería para que el carnicero descuartizase
    su víctima.

    En su camino se cruzó con el propietario de la vaca. Este lo apostrofó:
    "¿Cómo te has atrevido a degollar mi vaca? ¡Me has causado un
    considerable perjuicio!"
    El otro respondió:
    "¡He implorado a Dios para que provea a mi subsistencia! He rezado día y
    noche y, finalmente, mi plegaria ha sido oída y mi subsistencia se ha
    presentado a mí. ¡Esta es mi respuesta!"
    El propietario lo agarró del cuello y le asestó dos bofetadas. Después lo
    arrastró a casa del profeta David diciendo:
    "¡Pedazo de idiota! ¡Voy a enseñarte el sentido de tus plegarias!"
    El otro insistía diciendo:
    "Sin embargo es verdad. ¡He rezado mucho y Dios me ha escuchado!"
    El propietario de la vaca amotinó a la población con sus gritos:
    "¡Venid todos a admirar al que pretende apropiarse de mis bienes por la
    oración! ¡Si las cosas pasaran así, todos los mendigos serían ricos!"
    La gente que se reunía alrededor de ellos empezó a darle la razón.
    "¡Es cierto lo que dices! Los bienes se compran o se regalan. También se
    obtienen por herencia. Pero ningún libro menciona este procedimiento de
    adquisición."

    Hubo muchos comentarios en la ciudad acerca de este suceso.
    En cuanto al pobre, se mantenía con la cara contra el suelo, y rezaba a
    Dios en estos términos:
    "¡Oh, Dios mío! No me dejes así, en medio de la multitud, cubierto de
    vergüenza. ¡Tú sabes que no he dejado de dirigirte mis oraciones!"
    Llegaron finalmente a casa del profeta David y el demandante tomó la
    palabra:
    "¡Oh, profeta! ¡Hazme justicia! Mi vaca ha entrado en la casa de este
    imbécil y él la ha degollado. Pregúntale por qué se ha permitido obrar
    así."
    El profeta se volvió entonces hacia el acusado para pedirle sus
    explicaciones. Este respondió:
    "¡Oh, David! Desde hace siete años, rezo a Dios día y noche. Le pido que
    provea a mi subsistencia sin que yo tenga que preocuparme de ella. Este
    hecho es conocido por todos, incluso por los niños de esta ciudad. Todo el
    mundo ha oído mis plegarias y todos se han burlado de mí sobre este tema.
    Ahora bien, esta mañana, cuando rezaba, con los ojos llenos de lágrimas, va
    esta vaca y penetra en mi casa. No ha sido ciertamente el hambre lo que me
    ha impulsado, sino más bien la alegría de ver mis plegarias escuchadas. Y
    así, he degollado esta vaca dando gracias a Dios."
    El profeta David dijo entonces:
    "¡Lo que me dices es una insensatez! Porque semejantes asertos necesitan
    ser apoyados con pruebas aceptables ante la ley. Me es imposible darte la
    razón y establecer así un precedente. ¿Cómo puedes pretender apropiarte de
    algo sin haberlo heredado? Nadie puede cosechar si antes no ha sembrado.
    ¡Anda! Reembolsa a este hombre. Si no tienes el dinero necesario, ¡pide
    prestado!"

    El acusado se rebeló:
    "¡Así que también tú te pones a hablar como este verdugo!"
    Se prosternó y dijo:
    "¡Oh, Dios mío! Tú que conoces todos los secretos. Inspira el corazón de
    David. ¡Pues los favores que me has concedido no existen en su corazón!"
    Estas palabras y estas lágrimas conmovieron el corazón de David. Se
    dirigió al demandante:
    "Dame un día de plazo para que yo pueda retirarme a meditar. Para que El
    que conoce todos los secretos me inspire en mis plegarias."
    Así David se retiró a un lugar apartado y sus oraciones fueron aceptadas.
    Dios le reveló la verdad y le señaló al verdadero culpable.
    Al día siguiente, el demandante y el acusado se presentaron de nuevo ante
    el profeta David. Como el demandante no hacía sino quejarse más, David le
    dijo:
    "¡Cállate! Permanece mudo y considera que este hombre tenía derecho a
    apoderarse de tu vaca. Dios ha protegido tu secreto. A cambio, acepta tú
    sacrificar tu vaca."
    El demandante se ofuscó:
    "¿Qué clase de justicia es ésta? ¿Empiezas a aplicar una nueva ley? ¿No
    eres célebre por la excelencia de tu justicia?"
    La morada de David quedó transformada así en un lugar de revuelta. El
    profeta dijo al demandante:
    "¡Oh, hombre testarudo! ¡Cállate y da todo lo que posees a este hombre.
    Yo te lo digo, no seas ingrato o caerás en una situación aún peor. Y tus
    fechorías saldrán a la luz pública."
    El demandante se encolerizó y desgarró sus vestiduras:
    "¿No eres más bien tú el que me tortura?"

    David intentó, en vano, razonar con él. Después le dijo:
    "Tus hijos y tu mujer se convertirán en esclavos de este hombre."
    Aquello no hizo sino aumentar el furor del propietario. No era, por otra
    parte, el único en estar indignado pues la concurrencia, ignorante de los
    secretos del desconocido, tomaba partido por el demandante.
    El pueblo remata al ajusticiado y adora a su verdugo.
    La gente dijo a David:
    "Tú, que eres el elegido del Misericordioso, ¿cómo puedes obrar así? ¿Por
    qué ese juicio sobre un inocente?"

    David respondió:
    "¡Oh, amigos míos! Ha llegado el momento de desvelar unos secretos
    ocultos hasta hoy. Pero, para eso, es preciso que me acompañéis al exterior
    de la ciudad. Allí, en el prado, encontraremos un gran árbol cuyas raíces
    conservan olor de sangre. Pues este hombre que se queja es un asesino. Mató
    a su amo cuando sólo era un esclavo y se apropió de todos sus bienes. Y el
    hombre al que acusa no es otro que el hijo de su amo. Este último no era
    más que un niño en la época de los hechos que cuento y la sabiduría de Dios
    había ocultado este secreto hasta hoy. Pero este hombre es ingrato. No ha
    dado gracias a Dios. No ha protegido a los hijos del muerto. ¡Y he aquí que
    este maldito, por una vaca, hiere de nuevo al hijo de su amo! Ha desgarrado
    con sus propias manos el velo que ocultaba sus pecados. Las fechorías están
    escondidas en el secreto del alma, pero es el malhechor mismo quien las
    revela al pueblo."

    David, acompañado del gentío, salió de la ciudad. Llegados al lugar que
    había indicado, dijo al demandante:
    "En adelante, tu mujer que era la criada de tu amo, todos tus hijos
    nacidos de ella y de ti, son la herencia de este hombre. Todo cuanto has
    ganado le pertenece porque tú eres su esclavo. Tú has querido que la ley se
    aplicara pues bien, ¡he aquí la ley! Tú mataste a su padre de una
    cuchillada y si se cava aquí se encontrará un cuchillo con tu nombre
    grabado en él."

    La gente se puso a excavar y se encontró, efectivamente, el cuchillo, así
    como un esqueleto. La multitud dijo entonces al pobre:
    "¡Oh, tú, que reclamabas justicia con tus deseos, ya ha llegado tu hora!"
    El que demanda por una vaca es tu ego. Pretende ser el amo. El que ha
    degollado la vaca es tu razón. Si deseas también tú ganar sin esfuerzo tu
    subsistencia, necesitas degollar esta vaca.


    _________________



    [Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]


    "Ser como un verso volando
    o un ciego soñando
    y en ese vuelo y en ese sueño
    compartir contigo sol y luna,
    siendo guardián en tu cielo
    y tren de tus ilusiones."
    (Hánjel)





    [Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]
    cecilia gargantini
    cecilia gargantini
    Administrador-Moderador
    Administrador-Moderador


    Cantidad de envíos : 36932
    Fecha de inscripción : 25/04/2009
    Edad : 69
    Localización : buenos aires

    Yalal ad-Din Muhammad Rumi (1207-1273) - Página 15 Empty Re: Yalal ad-Din Muhammad Rumi (1207-1273)

    Mensaje por cecilia gargantini Vie 16 Sep 2022, 14:57

    Gracias por Rumi Maria!!!!!!!!!!! Buen finde
    Amalia Lateano
    Amalia Lateano


    Cantidad de envíos : 1002
    Fecha de inscripción : 29/04/2022

    Yalal ad-Din Muhammad Rumi (1207-1273) - Página 15 Empty Re: Yalal ad-Din Muhammad Rumi (1207-1273)

    Mensaje por Amalia Lateano Vie 16 Sep 2022, 19:48

    María Lua:
    Mil gracias por compartir.
    Esto si me gusto’, lo leeré nuevamente pero más despacio.
    Creo que este tema le interesará a muchas personas.

    Buenas noches y un saludo afectuoso desde mi rincón en el campo.
    Maria Lua
    Maria Lua
    Administrador-Moderador
    Administrador-Moderador


    Cantidad de envíos : 57083
    Fecha de inscripción : 12/04/2009
    Localización : Nova Friburgo / RJ / Brasil

    Yalal ad-Din Muhammad Rumi (1207-1273) - Página 15 Empty Re: Yalal ad-Din Muhammad Rumi (1207-1273)

    Mensaje por Maria Lua Sáb 17 Sep 2022, 09:03

    EL MAESTRO DE ESCUELA



    La ciencia posee dos alas, pero la intuición sólo tiene una. Cada vez que
    el ave de la duda intenta salir volando desde el nido de la esperanza, cae
    a tierra porque no tiene más que un ala: la de la intuición.
    Había una vez un maestro de escuela que era muy exigente con sus alumnos.
    Estos se pusieron pronto a buscar una solución para librarse de él. Se
    decían:
    "¿Cómo es que nunca se pone enfermo? Eso nos daría ocasión de tener un
    poco de descanso. Nos liberaríamos así de esta prisión que es la escuela
    para nosotros."
    Uno de los alumnos propuso su idea:
    "Es necesario que uno de nosotros diga al maestro: "¡Oh, maestro! ¡Creo
    que su cara está muy pálida! ¡Sin duda tiene fiebre!" Seguno que estas
    palabras tendrán su efecto sobre él, aunque, de momento, no quedará
    convencido. Pero, cuando entre en la clase, diréis todos juntos: "¡Oh,
    maestro! ¿Qué pasa? ¿Qué le sucede?" Cuando un tercero, luego un cuarto,
    después un quinto le hayan repetido lo mismo con cara entristecida, no hay
    duda de que quedará convencido."
    A la mañana siguiente, todos los alumnos se pusieron a esperar a su
    maestro para que cayese en la trampa. El que había propuesto la idea fue el
    primero en saludarlo y en anunciarle la mala noticia. El maestro le dijo:
    "¡No digas insensateces! No estoy enfermo. ¡Vuelve a tu sitio!"
    Pero el polvo de la duda se había infiltrado en su corazón. Cuando todos
    los niños, unos tras otros, se pusieron a repetirle lo mismo, empezó a
    creer que estaba realmente enfermo.
    Cuando un hombre camina sobre un muro elevado, pierde el equilibrio
    apenas la duda se apodera de él.
    El maestro decidió entonces meterse en la cama. Sintió un gran rencor
    hacia su mujer, porque se decía:
    "¿Cómo es que ni siquiera ha notado el color de mi cara? Parece que ya no
    se interesa por mí. Acaso espera casarse con otro..."
    Lleno de cólera, abrió la puerta de su casa. Su mujer, sorprendida, le
    dijo:
    "¿Qué pasa? ¿Por qué vuelves tan pronto?"
    El maestro de escuela replicó:
    "¿Te has vuelto ciega? ¿No ves la palidez de mi cara? ¡Todo el mundo se
    inquieta, pero a ti, eso te deja indiferente! Compartes mi techo, pero
    apenas te preocupas por mí."
    La mujer le dijo:
    "¡Oh dueño mío! Son imaginaciones. ¡Tú no estás enfermo!
    -¡Oh, mujer vulgar! se enfureció el maestro, si estás ciega, seguro que
    no es culpa mía. Estoy desde luego enfermo y el dolor me tortura.
    -Si quieres, le dijo su mujer, te traeré un espejo. Verás así qué cara
    tienes y si merezco ser tratada así.
    -¡Vete al diablo con tu espejo! Ve mejor a preparar mi cama, pues creo
    que me sentiré mejor si me acuesto."
    La mujer fue entonces a preparar su cama, pero se dijo:
    "Aparenta estar enfermo para alejarme de la casa. Todo eso no es más que
    un pretexto."
    Una vez en cama, el maestro se puso a lamentarse. Entonces el alumno que
    había tenido esta astuta idea dijo a los demás:
    "Su casa no está lejos. Recitemos nuestras lecciones con la voz lo más
    alta posible y ese ruido no hará sino aumentar sus tormentos."
    Al cabo de un rato, el maestro ya no pudo contenerse y fue a decir a sus
    alumnos:
    "Me dais dolor de cabeza. Os autorizo a volver a vuestras casas."
    Así, los niños le desearon un rápido restablecimiento y tomaron el camino
    de regreso a sus casas, como pájaros en busca de semillas. Cuando las
    madres vieron que los niños jugaban en la calle a la hora de la escuela,
    les reprendieron severamente. Pero los niños respondieron:
    "No es culpa nuestra. Es la voluntad de Dios que nuestro maestro haya
    caído enfermo."
    Las madres dijeron entonces:
    "Veremos mañana si decís la verdad. Pero ¡pobres de vosotros si es una
    mentira!"
    Al día siguiente, las madres de los escolares fueron a visitar al maestro
    y comprobaron que estaba gravemente enfermo. Le dijeron:
    "¡No sabíamos que estuviese usted enfermo!"
    El maestro replicó:
    "Yo tampoco lo sabía. ¡Fueron vuestros hijos los que me informaron de
    ello!"


    _________________



    [Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]


    "Ser como un verso volando
    o un ciego soñando
    y en ese vuelo y en ese sueño
    compartir contigo sol y luna,
    siendo guardián en tu cielo
    y tren de tus ilusiones."
    (Hánjel)





    [Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]
    Maria Lua
    Maria Lua
    Administrador-Moderador
    Administrador-Moderador


    Cantidad de envíos : 57083
    Fecha de inscripción : 12/04/2009
    Localización : Nova Friburgo / RJ / Brasil

    Yalal ad-Din Muhammad Rumi (1207-1273) - Página 15 Empty Re: Yalal ad-Din Muhammad Rumi (1207-1273)

    Mensaje por Maria Lua Sáb 17 Sep 2022, 09:05

    EL DERVICHE DE LA MONTAÑA



    Un derviche vivía en la montaña con su soledad por toda compañía. El
    lugar de su retiro estaba lleno de árboles frutales pero el derviche había
    prometido:
    "¡Oh, Señor! No tocaré los frutos de estos árboles antes de que el viento
    los haga caer!"
    Pero, como había olvidado decir: "¡Insh Allah!" fue duro para él respetar
    su promesa. El fuego del hambre devoraba su vientre pero el viento no hacía
    caer fruta alguna. Las ramas se curvaban bajo su peso pero el derviche
    tenía paciencia, preocupado por mantener su palabra.
    En un momento dado, el viento empujó hacia él una rama cargada de los
    frutos más maduros. Así fue como el destino le hizo romper su juramento.
    Fue el instante en que Dios le dio un tirón de orejas.
    Había, no lejos de allí, un grupo de ladrones que estaban repartiéndose
    su botín. Pero unos soldados, avisados por unos espías, les habían tendido
    una emboscada y fueron todos capturados, ¡y nuestro derviche con ellos!
    Cortaron la mano derecha y el pie izquierdo de cada uno de ellos. Cuando
    llegó el turno al derviche, empezaron por cortarle la mano. Pero, en el
    momento en que iban a cortarle el pie, un jinete exclamó:
    "¿Qué estáis haciendo? ¡Este es un sheij! ¡Un íntimo de Dios! ¿Quién le
    ha cortado la mano?"
    El verdugo, entristecido, se puso a desgarrarse las vestiduras mientras
    que el bey venía a presentar sus excusas.
    "Dios es testigo de que yo ignoraba esto. ¡Perdóname!"
    El derviche respondió:
    "Conozco la verdadera razón de esto. Con esta mano es con la que he roto
    mi juramento. ¡Que mi cuerpo y mi alma sean sacrificados a la voluntad de
    Dios! ¡Tú no tienes culpa alguna en esto!"
    Así fue como el derviche perdió su mano, empujado por el deseo de su
    estómago. ¡Cuántos pájaros han dejado su vida en una trampa a causa de unas
    semillas! Este derviche fue apodado "el derviche de la mano cortada".
    Muchos años más tarde un hombre vino a hacerle una visita inesperada y se
    dio cuenta con estupor de que estaba tejiendo un cesto de mimbre con sus
    dos manos. El derviche dijo a su visitante:
    "¿Por qué has venido sin avisarme? ¿Cómo has cometido este error?"
    Su visitante respondió:
    "Mi amor por ti me ha hecho olvidar el respeto que se te debía."
    El derviche le dijo sonriendo:
    "¡Guarda hasta mi muerte el secreto de lo que has visto!"
    Pero otras personas lo vieron por una ventana tejiendo sus cestos y su
    secreto quedó así descubierto. Al ver esto, el derviche exclamó:
    "¡Oh, Dios mío! ¡Tú eres la sabiduría! Yo intento ocultar los beneficios
    de que me has colmado. ¡Pero tú los descubres a la luz del día!"
    Por la voz de la inspiración, Dios le respondió:
    "Había hombres que te tomaban por un mentiroso y creían que habías sido
    castigado por esta razón. Pero yo no he querido que tales blasfemias se
    repitiesen y por eso se han hecho manifiestos los favores que te he
    concedido."


    _________________



    [Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]


    "Ser como un verso volando
    o un ciego soñando
    y en ese vuelo y en ese sueño
    compartir contigo sol y luna,
    siendo guardián en tu cielo
    y tren de tus ilusiones."
    (Hánjel)





    [Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]
    Maria Lua
    Maria Lua
    Administrador-Moderador
    Administrador-Moderador


    Cantidad de envíos : 57083
    Fecha de inscripción : 12/04/2009
    Localización : Nova Friburgo / RJ / Brasil

    Yalal ad-Din Muhammad Rumi (1207-1273) - Página 15 Empty Re: Yalal ad-Din Muhammad Rumi (1207-1273)

    Mensaje por Maria Lua Sáb 17 Sep 2022, 09:07

    LA BALANZA Y LA ESCOBA


    Un día, un hombre fue a la joyería y dijo al joyero:
    "Quisiera pesar este oro. Préstame tu balanza."
    El joyero respondió:
    "¡Lo siento de veras, pero no tengo pala!
    -¡No, no! dijo el hombre, ¡yo te pido tu balanza!"
    Eljoyero:
    "¡No hay escoba en este almacén!
    -¿Estás sordo? dijo el hombre. ¡Te pido una balanza!"
    El joyero respondió:
    "He oído muy bien. No estoy sordo. No creo que mis palabras estén
    desprovistas de sentido. Veo bien que careces de experiencia y que, al
    pesar tu oro, vas a dejar caer algunas partículas al suelo. Entonces me
    dirás: "¿Puedes prestarme una escoba para que pueda recuperar mi oro?" ¡y
    cuando lo hayas barrido, me preguntarás si tengo una pala! Yo veo el fin
    desde el principio. ¡Recurre a algún otro!"


    _________________



    [Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]


    "Ser como un verso volando
    o un ciego soñando
    y en ese vuelo y en ese sueño
    compartir contigo sol y luna,
    siendo guardián en tu cielo
    y tren de tus ilusiones."
    (Hánjel)





    [Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]
    Maria Lua
    Maria Lua
    Administrador-Moderador
    Administrador-Moderador


    Cantidad de envíos : 57083
    Fecha de inscripción : 12/04/2009
    Localización : Nova Friburgo / RJ / Brasil

    Yalal ad-Din Muhammad Rumi (1207-1273) - Página 15 Empty Re: Yalal ad-Din Muhammad Rumi (1207-1273)

    Mensaje por Maria Lua Sáb 17 Sep 2022, 09:08

    LA MULA Y EL CAMELLO


    Una mula dijo un día a un camello:
    "¡Oh, amigo mío! Tú andas sin tropezar nunca. Tanto a la subida como a la
    bajada e incluso en lo llano, nunca te veo dar un mal paso. Entonces, ¿cómo
    es que yo tropiezo cada dos pasos y caigo a tierra? ¿No puedes enseñarme a
    caminar como tú?"
    El camello respondió:
    "Mi vista es mejor que la tuya y, además, mira mi estatura; incluso en un
    lugar escarpado, puedo distinguir en mi camino el obstáculo más lejano.
    Reconozco así cada lugar en donde pongo mis pezuñas y por eso no tropiezo.
    Pero tú, por el contrario, miras sólo muy cerca delante de ti."
    ¿Puede compararse a un ciego con el que tiene buena vista?



    [Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo]



    35


    _________________



    [Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]


    "Ser como un verso volando
    o un ciego soñando
    y en ese vuelo y en ese sueño
    compartir contigo sol y luna,
    siendo guardián en tu cielo
    y tren de tus ilusiones."
    (Hánjel)





    [Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]
    Maria Lua
    Maria Lua
    Administrador-Moderador
    Administrador-Moderador


    Cantidad de envíos : 57083
    Fecha de inscripción : 12/04/2009
    Localización : Nova Friburgo / RJ / Brasil

    Yalal ad-Din Muhammad Rumi (1207-1273) - Página 15 Empty Re: Yalal ad-Din Muhammad Rumi (1207-1273)

    Mensaje por Maria Lua Lun 19 Sep 2022, 17:49

    SHEIJ



    Había una vez un sheij que era el hombre más ilustrado de la tierra. El
    pueblo lo consideraba como un profeta. Una mañana, su mujer le dijo:
    "¡Tu corazón es tan duro como la roca! ¿Forma parte eso de las reglas de
    la sabiduría? Todos nuestros hijos han muerto y yo, a fuerza de llorar, me
    he encorvado como un arco. A ti, nadie te ha visto llorar nunca. ¿No hay
    lugar en tu corazón para la piedad? Nosotros estamos ligados a ti y te
    servimos día y noche, pero ¿qué podemos esperar de alguien que no conoce la
    piedad? ¿A qué llaman sheij ? A un anciano de pelo y barba blancos. Sabe
    que el verdadero sheij no tiene ni siquiera asomo de existencia. El que no
    tiene pretensión alguna de existencia, sea su pelo negro o blanco, ¡ése es
    un sheij! ¡No olvides que Jesús habló en su cuna!"
    El sheij respondió:
    "Te engañas si crees que no existe piedad ni ternura en mi corazón.
    Siento piedad por los infieles que se exponen al infierno con sus horribles
    blasfemias. Cuando un perro me muerde, pido a Dios que le conceda un
    carácter más apacible, pues si mordiese a algún otro, correría el riesgo de
    ser lapidado."
    La mujer replicó:
    "Si realmente sientes esa ternura por el universo entero, ¿por qué no hay
    rastro de lágrimas en tus ojos cuando el destino nos ha quitado a nuestros
    hijos?"
    El sheij respondió:
    "Muertos o vivos, nunca desaparecerán de mi corazón. ¿Por qué habría de
    llorar si los veo sin cesar, ahí, ante nosotros? No se llora a alguien sino
    cuando uno está separado de él." Otro día, un hombre llamado Behlul
    preguntó a ese mismo sheij:
    "Dime cómo estás. ¿En qué estado te encuentras?"
    El respondió:
    "Todos los viajeros soportan Su voluntad y los ríos fluyen en el sentido
    que El les ordena. La vida y la muerte van adonde El quiere. Algunos
    reciben mensajes de pésame y otros felicitaciones. ¡Nadie puede sonreír si
    El no ha dado la orden!"
    Behlul dijo entonces:
    "Es verdad lo que dices y tienes cien mil veces razón. Pero explícame eso
    algo más claramente para que tanto el ignorante como el sabio pueda
    aprovechar tu sabiduría. ¡Prepáranos un festín de platos variados para que
    todos puedan comer lo que les conviene!"
    El sheij:
    "Todos saben que nada ni nadie puede hacer cosa alguna sin la voluntad de
    Dios. Ni siquiera la hoja del árbol. Y Sus órdenes son muy numerosas y
    nadie puede contarlas pues ¿quién podría contar las hojas de un árbol? Lo
    infinito no puede ser delimitado por las palabras. Los decretos de Dios
    encuentran aceptación entre Sus criaturas. Cuando la criatura se somete a
    la voluntad de Dios, la vida y la muerte le parecen iguales. Su vida no
    está volcada hacia el lucro, sino hacia Dios. Su muerte no es causada por
    las enfermedades o las pruebas, sino por Dios. Su fe no se dirige a las
    huríes y al paraíso, sino a Dios. Renuncia a la blasfemia, no por temor al
    infierno, sino por temor de Dios. Eso está en su naturaleza. No es algo que
    haya adquirido por su esfuerzo o por la práctica del ascetismo. Ríe sólo
    cuando comprueba que Dios la ha aceptado. Para ella, el destino es una
    golosina. Si un servidor de Dios es de tal naturaleza, ¿porqué habría de
    decir: "¡Oh, Dios mío! ¡Cambia mi
    destino!""
    Porque sabía que la muerte de sus hijos había sido querida por Dios es
    por lo que esta muerte le era tan dulce como los kadaifs (pastelería
    oriental).


    _________________



    [Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]


    "Ser como un verso volando
    o un ciego soñando
    y en ese vuelo y en ese sueño
    compartir contigo sol y luna,
    siendo guardián en tu cielo
    y tren de tus ilusiones."
    (Hánjel)





    [Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]
    Maria Lua
    Maria Lua
    Administrador-Moderador
    Administrador-Moderador


    Cantidad de envíos : 57083
    Fecha de inscripción : 12/04/2009
    Localización : Nova Friburgo / RJ / Brasil

    Yalal ad-Din Muhammad Rumi (1207-1273) - Página 15 Empty Re: Yalal ad-Din Muhammad Rumi (1207-1273)

    Mensaje por Maria Lua Lun 26 Sep 2022, 09:18

    CIEGO


    Un día, un hombre fue a visitar a un sheij que era pobre y ciego. Quedó
    muy asombrado al encontrar en su casa un ejemplar del Corán. Se preguntó:
    "Este hombre es ciego y no puede leer. ¿Qué puede hacer con el Corán? Si
    le hago esta pregunta será una falta de respeto."
    Ahora bien, sucedió que el sheij le ofreció hospitalidad para unos días.
    Una noche, nuestro hombre fue despertado por una voz que recitaba el Corán.
    Al levantarse, descubrió al ciego, con los ojos en el libro, recitando el
    Corán. Le dijo:
    "¿Cómo consigues leer? Veo tu mirada que se desplaza en cada línea que
    pasa. ¿Las ves realmente?"
    El ciego respondió:
    "¡Oh, tú, que ignoras todo del cuerpo! ¿Por qué te extraña que Dios pueda
    permitir una cosa así? Yo he pedido ayuda a Dios para poder leer el Corán,
    pues tengo mala memoria. Por eso es por lo que, cada vez que abro el Corán,
    ¡veo en él!"




    [Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo]

    37


    _________________



    [Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]


    "Ser como un verso volando
    o un ciego soñando
    y en ese vuelo y en ese sueño
    compartir contigo sol y luna,
    siendo guardián en tu cielo
    y tren de tus ilusiones."
    (Hánjel)





    [Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]
    Maria Lua
    Maria Lua
    Administrador-Moderador
    Administrador-Moderador


    Cantidad de envíos : 57083
    Fecha de inscripción : 12/04/2009
    Localización : Nova Friburgo / RJ / Brasil

    Yalal ad-Din Muhammad Rumi (1207-1273) - Página 15 Empty Re: Yalal ad-Din Muhammad Rumi (1207-1273)

    Mensaje por Maria Lua Mar 27 Sep 2022, 08:23

    BUSCADOR DE VERDAD


    Dakuki era un hombre de amor y prodigioso, muy atento a protegerse de lo
    ilícito. Nunca permanecía más de dos días en un mismo lugar, pues se decía:
    "Si me quedo más tiempo en una casa, corro el peligro de ver mi corazón
    atraído por algo o por alguien."
    Caminaba de día y rezaba de noche. Su naturaleza era la de un ángel. Como
    él era puro, estaba en continua búsqueda de hombres puros y dirigía a Dios
    esta plegaria:
    "¡Oh, Señor! ¡Permíteme encontrar a tus fieles servidores!"
    Y Dios le respondía:

    "¡Oh, hombre puro! ¡Qué sed y qué amor hay en ti! Pero si ese amor me ha
    sido consagrado, ¿por qué estás siempre buscando hombres?"
    Dakuki:

    "¡Oh, Dios mío! ¡Estoy en mitad del océano y busco una cántara de agua!
    Los deseos que tengo acerca de tu amor son para mí motivo de orgullo, igual
    que mis deseos por el prójimo me son motivo de vergüenza. Desde hace años,
    viajo sin cesar, tanto a Oriente como a Occidente. Voy con los pies
    desnudos por caminos llenos de guijarros y de espinas. Pero no creas que un
    enamorado se desplaza sobre sus pies torturados. No, es con su corazón como
    viaja. Mi atracción por el hombre no hace sino aumentar. ¡Quisiera ver la
    ola del océano en una gota de agua!"

    Un día, Dakuki se encontró dirigiendo la oración en una playa entre un
    grupo de fieles. Todo el mundo se puso en fila para la oración cuando, de
    pronto, la mirada de Dakuki se dirigió hacia el mar y oyó gritos. Vio, en
    alta mar, un barco, sacudido por las olas. Los pasajeros, en la oscuridad,
    gritaban por temor a hundirse, pues la tempestad soplaba como Azrael.
    Incluso los infieles y los rebeldes habían recobrado su fe en Dios y todos
    se prosternaban, desesperados.

    Al ver esto, las lágrimas llenaron los ojos de Dakuki.
    "¡Oh, Señor! le dijo, ¡perdónalos y socórrelos!"
    Esta plegaria fue escuchada y el barco se salvó, pero los pasajeros
    creyeron que esto se debía a sus propios esfuerzos. Creían que sus
    oraciones habían sido aceptadas. Como el zorro que escapa de las garras del
    león gracias a sus patas, pero que sigue estando tan orgulloso de su cola.
    En pocas palabras, el barco atracó en el momento mismo en que Dakuki y
    los fieles terminaban su oración. Los fieles dijeron:

    "¿Quién ha podido hacer este prodigio? ¿Habrá sido el imán, que,
    compadecido, haya dirigido esta oración a Dios? ;¡e habría atrevido a
    interferirse en la voluntad divina!"
    Y cuando Dakuki se volvió, vio que todo el mundo se había marchado.
    Habían desaparecido todos, como peces deslizándose en el agua. Dakuki se
    puso de nuevo a llorar.
    ¡Ah! ¡Ahora es cuando caes en la trampa! ¡Hombre inmaduro! Creías, como
    todo el mundo, que ellos eran hombres. Tú los has mirado con los ojos de
    Satanás, que dice: "Yo fui creado a partir del fuego y Adán a partir del
    barro." ¡Oh, Dakuki, abre los ojos! Sigue buscando día y noche. Abandona
    las obras de este mundo. ¡Busca a los hombres invocando Su nombre!


    _________________



    [Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]


    "Ser como un verso volando
    o un ciego soñando
    y en ese vuelo y en ese sueño
    compartir contigo sol y luna,
    siendo guardián en tu cielo
    y tren de tus ilusiones."
    (Hánjel)





    [Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]
    Maria Lua
    Maria Lua
    Administrador-Moderador
    Administrador-Moderador


    Cantidad de envíos : 57083
    Fecha de inscripción : 12/04/2009
    Localización : Nova Friburgo / RJ / Brasil

    Yalal ad-Din Muhammad Rumi (1207-1273) - Página 15 Empty Re: Yalal ad-Din Muhammad Rumi (1207-1273)

    Mensaje por Maria Lua Mar 27 Sep 2022, 08:24

    EL HIJO DE MARIA



    Un día, Jesús, hijo de María, se dirigía corriendo hacia la montaña.
    Alguien se puso a seguirlo gritando:
    "¡Nadie te persigue! ¿Por qué corres así?"
    Jesús, sólo preocupado por su huida, no respondió siquiera a la pregunta.
    Pero el otro reiteró su llamada:
    "¡En nombre de Dios! ¡Detente! Quisiera solamente saber lo que haces,
    pues, aparentemente, no hay motivo de temor."
    Jesús respondió:
    "¡Huyo de un tonto! No te pongas en mi camino. ¡No retrases mi huida!"
    El otro exclamó:
    "¿Cómo? ¡Tú que posees el hálito santo! ¡Tú, que has curado a ciegos y a
    sordos, Tú, que puedes resucitar a un cadáver soplando sobre él! ¡Tú, que
    haces un pájaro de un puñado de barro! ¿Por qué ese temor?"
    Jesús respondió:
    "Es Dios quien ha creado mi alma y mi carne. Cuando invoco Su nombre, el
    ciego y el sordo quedan curados. Cuando invoco Su nombre, la montaña se
    dispersa como un almiar. Si murmuro Su nombre al oído de un cadáver,
    resucita. Una gota se convierte en un océano por Su nombre. Le he invocado
    mil veces ante un tonto, pero no ha habido resultado alguno."
    El hombre insistió:
    "¿Cómo es que el nombre de Dios, que influye en el sordo, el ciego y la
    montaña, no tiene efecto sobre un tonto? Si la tontería es una enfermedad
    como las demás, ¿cómo es que no se le encuentra remedio ?"
    Jesús respondió:
    "La tontería es una maldición de Dios mientras que la ceguera no lo es.
    Pues se adquiere. Los males que se adquieren merecen piedad, pero la
    tontería es nuestra enemiga."
    ¡Como Jesús, huye de los tontos! La conversación de los tontos hace
    disminuir tu fe, igual que el aire hace evaporarse el agua. Si te sientas
    sobre rocas húmedas, se va el calor de tu cuerpo y caes enfermo. El tonto
    enfría tu naturaleza. No creas que Jesús huía por temor. Estaba protegido
    por Dios. No, sólo lo hizo para enseñanza tuya.





    [Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo]



    39


    _________________



    [Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]


    "Ser como un verso volando
    o un ciego soñando
    y en ese vuelo y en ese sueño
    compartir contigo sol y luna,
    siendo guardián en tu cielo
    y tren de tus ilusiones."
    (Hánjel)





    [Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]

    Contenido patrocinado


    Yalal ad-Din Muhammad Rumi (1207-1273) - Página 15 Empty Re: Yalal ad-Din Muhammad Rumi (1207-1273)

    Mensaje por Contenido patrocinado


      Fecha y hora actual: Lun 06 Feb 2023, 03:25