Aires de Libertad

https://www.airesdelibertad.com

Leer, responder, comentar, asegura la integridad del espacio que compartes, gracias por elegirnos y participar

Estadísticas

Nuestros miembros han publicado un total de 843877 mensajes en 41169 argumentos.

Tenemos 1399 miembros registrados

El último usuario registrado es Marimar Vela

Clik Boton derecho y elige abrir en pestaña nueva- DICC. R.A.E

¿Quién está en línea?

En total hay 43 usuarios en línea: 2 Registrados, 1 Ocultos y 40 Invitados :: 2 Motores de búsqueda

Angel Salas, Lluvia Abril


El record de usuarios en línea fue de 360 durante el Sáb Nov 02, 2019 10:25 am

Junio 2020

LunMarMiérJueVieSábDom
1234567
891011121314
15161718192021
22232425262728
2930     

Calendario Calendario

Conectarse

Recuperar mi contraseña

Galería


LA POESÍA BRASILEÑA - Página 2 Empty

UN CLICK AYUDA AL FORO EN LOS MOTORES DE BÚSQUEDA



Flujo RSS


Yahoo! 
MSN 
AOL 
Netvibes 
Bloglines 

Clik Boton derecho y elige abrir en pestaña nueva- DICC. R.A.E


LA POESÍA BRASILEÑA

Maria Lua
Maria Lua
Administrador-Moderador
Administrador-Moderador

Cantidad de envíos : 46001
Fecha de inscripción : 13/04/2009
Localización : Nova Friburgo / RJ / Brasil

LA POESÍA BRASILEÑA - Página 2 Empty Re: LA POESÍA BRASILEÑA

Mensaje por Maria Lua el Vie Abr 17, 2020 10:00 am

16 grandes poetas brasileños modernos y contemporáneos Núcleo Visual diciembre 29, 2019 Literatura No hay comentarios


La literatura brasileña reúne a varios poetas y poetas que tuvieron gran prominencia no solo en Brasil, sino en el mundo.

Consulte a continuación una lista de los mejores poetas brasileños modernos y contemporáneos. Lea también algunos de sus poemas.

Contenido
1. Carlos Drummond de Andrade (1902-1987)
En el medio del camino
2. Clarice Lispector (1920-1977)
El sueño
3. Adelia Prado (1935)
Con licencia poética
4. Cora Coralina (1889-1985)
Mujer de la vida
5. Hilda Hilst (1930-2004)
A tientas
6. Cecilia Meireles (1901-1964)
Razón
7. Manuel Bandeira (1886-1968)
Desencanto
8. Manoel de Barros (1916-2014)
Los límites de la palabra
9. Ferreira Gullar (1930-2016)
No hay vacantes
10. Vinicius de Moraes (1913-1980)
Soneto de lealtad
11. Mario Quintana (1906-1994)
Los poemas
12. Raul Bopp (1898-1984)
Cobra Norato (extracto del trabajo)
13. Paulo Leminski (1944-1989)
En el fondo
14. John Cabral de Melo Neto (1920-1999)
El reloj
15. Jorge de Lima (1893-1953)
Mujer proletaria
16. Ariano Suassuna (1927-2014)
Aquí vivió un rey
1. CARLOS DRUMMOND DE ANDRADE (1902-1987)
Poeta modernista de Minas Gerais, Drummond es considerado uno de los más grandes poetas brasileños del siglo XX. Gran destaque de la segunda generación modernista, además de poesía, escribió crónicas y cuentos.

EN EL MEDIO DEL CAMINO
A medio camino había una roca
Había una piedra en el camino
Tenía una piedra
A mitad de camino había una roca.
Nunca olvidaré este evento
En la vida de mis retinas fatigadas.
Nunca olvidaré eso a medio camino
Tenía una piedra
Había una piedra en el camino
A mitad de camino había una roca.

2. CLARICE LISPECTOR (1920-1977)
Poeta modernista, Clarice nació en Ucrania, pero se naturalizó brasileño. Lo más destacado de la tercera generación modernista, es considerada una de las mejores escritoras de Brasil. Además de poesía, escribió novelas, cuentos y literatura infantil.

EL SUEÑO
Sueña con lo que quieres ser,
porque solo tienes una vida
y solo hay una oportunidad
hacer lo que quieras

Sé lo suficientemente feliz como para hacerla dulce.
Dificultades para hacerla fuerte.
Tristeza por hacerla humana.
Y suficiente esperanza para hacerla feliz.



Las personas más felices no tienen las mejores cosas.
Saben aprovechar las mejores oportunidades
que viene en camino

La felicidad aparece a los que lloran.
Para aquellos que se lastiman
Para quienes buscan y siempre intentan.
Y para quienes reconocen
La importancia de las personas que han pasado por sus vidas.

3. ADELIA PRADO (1935)
Poetisa de Minas Gerais, Adélia es escritora de literatura brasileña contemporánea. Además de poesía, ha escrito novelas y cuentos donde explora, en gran medida, el tema de las mujeres.

CON LICENCIA POÉTICA
Cuando nací un ángel delgado,
de los que tocan la trompeta, anunciaron:
llevará bandera.
Trabajo muy pesado para mujeres,
Esta especie todavía está avergonzada.
Acepto los subterfugios que me quedan,
sin tener que mentir
No soy feo, no puedo casarme
Encuentro en Río de Janeiro una belleza y
a veces sí, a veces no, creo en el parto sin dolor.
Pero lo que siento lo escribo. Cumplo el destino.
Inaugurados linajes, reinos profundos
El dolor no es amargura.
Mi tristeza no tiene pedigrí,
ya mi deseo de alegría
tu raíz va a mi mil abuelo.
Ser cojo en la vida es un maldito hombre.
La mujer es desplegada. Yo soy.

4. CORA CORALINA (1889-1985)
Poeta brasileño nacido en Goiás, Cora es conocido como el "escritor de cosas simples". Además de poemas, escribió cuentos y obras de literatura infantil. Su poesía se caracteriza por temas cotidianos.

MUJER DE LA VIDA
Mujer de la vida,
Mi hermana.
De todos los tiempos.
De todos los pueblos.
De todas las latitudes.
Proviene de los antecedentes inmemoriales de las edades.
y lleva la carga pesada
de los sinónimos más viles,
apodos y apodos:
Mujer de la zona,
Mujer de la calle,
Mujer perdida
Mujer por nada.
Mujer de la vida,
Mi hermana.

5. HILDA HILST (1930-2004)
Poeta brasileño nacido en Jaú, en el interior de São Paulo. Hilda es considerada una de las mejores escritoras del siglo XX de Brasil. Además de poesía, escribió crónicas y obras de teatro.

A TIENTAS
Lo siento La frente Brazo. El hombro
El fondo carroñero del omóplato.
Chica importa tu frente y yo
Madurez, ausencia en tus blancos
Guardado

Oh, oh yo Mientras camina
En la lúcida arrogancia, ya soy el pasado.
Esta frente que es mía, prodigiosa
Boda y camino
Es muy diferente de tu ceño descuidado.



Lo siento Y a la vez vivo
Y me estoy muriendo. Entre tierra y agua
Mi existencia anfibia. Pasear
Sobre mí, ama y cosecha lo que me queda:
Girasol Rama secreta

6. CECILIA MEIRELES (1901-1964)
Poeta brasileña carioca, Cecilia es una de las primeras mujeres en tener gran prominencia en la literatura brasileña. Fue escritora de la segunda fase del modernismo en Brasil. Su poesía es de carácter íntimo. fuertemente influenciado por el psicoanálisis y los problemas sociales.

RAZÓN
Yo canto porque existe el instante
Y mi vida es completa.
No estoy feliz ni triste:
Soy poeta

Hermano de las cosas fugitivas,
No tengo alegría ni tormento.
Cruz noches y días
En el viento



Si se derrumba o se acumula,
si me quedo o me deshago,
– No lo sé, no lo sé. No se si me quedo
o paso.

Sé que canto. Y la canción lo es todo.
Tiene sangre eterna el ala rítmica.
Y un día sé que seré tonto:
– nada mas.

7. MANUEL BANDEIRA (1886-1968)
Poeta brasileño de Pernambuco, Manuel tuvo gran protagonismo en la primera fase del modernismo en Brasil. Además de poesía, también escribió obras en prosa. Con gran lirismo, su trabajo trata temas de la vida cotidiana y la melancolía.

DESENCANTO
Hago versos como llorar
De desánimo … de desencanto …
Cierro mi libro si por ahora
No tienes razón para llorar.

Mi verso es sangre. Voluptuosidad ardiente …
Escasa tristeza … remordimiento vano …
Me duelen las venas. Amargo y caliente
Caída, gota a gota, desde el corazón.



Y en estos versos de angustia ronca
Entonces de los labios la vida corre,
Dejando un sabor acre en tu boca.

– Hago versos como morir.

8. MANOEL DE BARROS (1916-2014)
Considerado uno de los más grandes poetas brasileños, Manuel de Barros nació en Mato Grosso. Fue un punto culminante en la tercera fase del modernismo en Brasil, llamada "Generación 45". En su trabajo se centró en los temas de la vida cotidiana y la naturaleza.

LOS LÍMITES DE LA PALABRA
Estoy muy lleno de vacíos.
Mi órgano moribundo me predomina.
Estoy sin eternidades.
No puedo saber cuándo me desperté ayer.
Amanece sobre mí para el amanecer.
Escucho el tamaño oblicuo de una hoja.
Detrás del atardecer hierven los insectos.
Puse lo que pude en una mina de cricket
destino
Estas cosas me cambian a mota.
Mi independencia tiene esposas

9. FERREIRA GULLAR (1930-2016)
Poeta brasileño contemporáneo y precursor del movimiento neoconcreto., Gullar nació en São Luís do Maranhão. Es considerado uno de los mejores escritores brasileños del siglo XX, propietario de una obra social, radical y comprometida.

NO HAY VACANTES
El precio de los frijoles.
No encaja en el poema. El precio
de arroz
No encaja en el poema.
No encajes en el poema de gas
la luz del teléfono
la evasión
de leche
de la carne
de azucar
de pan

El funcionario
no encaja en el poema
con tu salario de hambre
tu vida cerrada
en archivos
Cómo no cabe en el poema
el trabajador
moliendo tu día de acero
y carbón
en los talleres oscuros



– porque el poema, caballeros,
está cerrado:
"no hay vacantes"

Solo cabe en el poema
el hombre sin estomago
la mujer nubes
la fruta invaluable

El poema, caballeros,
no apestas
ni siquiera hueles

10. VINICIUS DE MORAES (1913-1980)
Poeta y compositor brasileño de Río de Janeiro, Vinicius fue uno de los precursores de la bossa nova en Brasil. Tuvo gran protagonismo en la poesía del 30 en la segunda fase del modernismo en Brasil. Sus poemas tienen como tema el amor y el erotismo.

SONETO DE LEALTAD
De todo, a mi amor estaré atento antes
Y con tanto celo, y siempre, y tanto
Que incluso ante el mayor encanto
De él queda más encantado mi pensamiento

Quiero vivirlo en cada momento
Y en tu alabanza difundiré mi canción
Y ríe mi risa y derrama mis lágrimas
A su pesar o su satisfacción

Y entonces cuando vengas a mí más tarde
Tal vez la muerte, angustia de quienes viven
Quizás la soledad, fin de los que aman

Puedo hablarte del amor (que tuve):
Eso no es inmortal, ya que es llama
pero que sea infinito enquanto dure

11. MARIO QUINTANA (1906-1994)
Poeta brasileño nacido en Rio Grande Sul, Mario es conocido por ser el "poeta de las cosas simples". Considerado uno de los más grandes poetas brasileños del siglo XX, destacó en la segunda fase del modernismo en Brasil. Su obra poética explora temas como el amor, el tiempo y la naturaleza.

LOS POEMAS
Poemas están llegando pájaros.
se desconoce dónde y tierra
en el libro que lees.

Cuando cierras el libro, toman vuelo
Como una trampilla.
No tienen aterrizaje
ni puerto
alimentar por un momento cada par de manos
y vete. Y mira, entonces, tus manos vacías,
maravillado de saber
que su comida ya estaba en ti …

12. RAUL BOPP (1898-1984)
Poeta modernista brasileño, Raúl nació en Rio Grande do Sul. Participó en la Semana de Arte Moderno que inauguró el movimiento modernista en Brasil. Además de poesía, Bopp también escribió crónicas.

COBRA NORATO (EXTRACTO DEL TRABAJO)
Un día
Sin embargo, viviré en las tierras de los Infinitos.

Yo camino, camino, camino;
Me mezclo en el vientre, mordiendo las raíces.
Despues
do pond tajá flor puçanga
y mando por la serpiente de Norato.

– Quiero contarte una historia:
¿Vamos a dar un paseo por esas islas de corte bajo?
Finge que hay luz de luna.

La noche llega suavemente.
Las estrellas hablan en voz baja.

El arbusto ya se ha vestido.
Luego ataré una cinta alrededor de mi cuello
y estrangular a la serpiente.

Ahora si,
Me meto en esa piel elástica de seda
y yo corro el mundo:

Visitaré a la Reina Luzia.
Quiero casarme con tu hija.

"Entonces primero tienes que borrar tus ojos".
El sueño cayó lentamente a través de las pesadas tapas.
Un piso de barro roba la fuerza de mis pasos.

13. PAULO LEMINSKI (1944-1989)
Poeta brasileño contemporáneo, Leminski nació en Curitiba, Paraná. Fue uno de los grandes representantes de la poesía marginal. Con un fuerte carácter vanguardista. Además de poesía, escribió cuentos infantiles, ensayos y obras.

EN EL FONDO
En el fondo, en el fondo,
en el fondo
nos gustaria
para ver nuestros problemas
resuelto por decreto

a partir de esta fecha,
que duele sin medicina
se considera nulo
y sobre ella – silencio perpetuo

todo remordimiento extinguido por la ley,
maldito el que mira hacia atrás
atrás no hay nada
y nada mas

pero los problemas no se resuelven
los problemas tienen una gran familia,
y los domingos
todos salen a caminar
el problema, tu señora
y otros pequeños problemas

14. JOHN CABRAL DE MELO NETO (1920-1999)
Poeta moderno nacido en Pernambuco, João Cabral se hizo conocido como el "poeta ingeniero". Fue un gran punto culminante de la tercera generación modernista en Brasil y, además de la poesía, escribió obras en prosa.

EL RELOJ
Alrededor de la vida del hombre
hay ciertas cajas de vidrio,
dentro de la cual, como en la jaula,
escuchas un animal zumbido.

Si son jaulas no está bien;
más cerca están las jaulas
al menos por el tamaño
y forma cuadrada.

A veces tales jaulas
colgar en las paredes;
otras veces más privado
Van en un bolsillo, en una muñeca.

Pero donde estás: la jaula
será pájaro o pájaro:
es alado el latido,
la sal que ella guarda;

y pájaro cantando
sin plumaje ave:
para ellos se emite un rincón
de tal continuidad.

15. JORGE DE LIMA (1893-1953)
Poeta modernista brasileño nacido en Alagoas, Jorge de Lima se hizo conocido como el "Príncipe de los poetas de Alagoas". Lo más destacado de la segunda generación modernista en Brasil, además de poemas, escribió novelas, obras de teatro y ensayos.

MUJER PROLETARIA
Mujer proletaria – Fábrica individual
que el trabajador tiene (fabrica niños)
tu
en tu sobreproducción de máquina humana
tú provees ángeles al Señor Jesús,
Proporcionas armas para el señor burgués.

Mujer proletaria,
el trabajador, tu dueño
debe ver, debe ver:
su producción
su sobreproducción
a diferencia de las máquinas burguesas
salva a tu dueño.

16. ARIANO SUASSUNA (1927-2014)
Poeta brasileño de Paraíba, Suassuna fue el creador del movimiento blindado. centrándose en la apreciación de las artes populares. Destacado en la literatura de cordel y además de poesía, escribió novelas, ensayos y obras de teatro.

AQUÍ VIVIÓ UN REY
Aquí viví un rey cuando yo muchacho
Llevaba dorado y marrón en el jubón,
Piedra afortunada sobre mi destino,
Estaba latiendo al lado del mío, su corazón.

Para mí, tu canto era divino,
Cuando al sonido de la guitarra y el personal,
Cantaba con voz ronca el Desatino,
La sangre, la risa y la muerte del interior.

Pero mataron a mi padre. Desde ese dia
Me vi ciego sin mi guía
Quien fue al sol, transfigurado.

Tu efigie me quema. Soy la presa
Él, la brasa que impulsa al fuego ardiente
Espada dorada en pastos sangrientos.


_________________



LA POESÍA BRASILEÑA - Página 2 Marialuaf


Te encuentro
tus huellas son tatuajes en mi corazón
intensas e inmensas
como el vino de la pasión
y la rosa roja del amor
eternas y etereas
como los sortilegios de una Luna Creciente... 


Maria Lua




LA POESÍA BRASILEÑA - Página 2 Luna7
Maria Lua
Maria Lua
Administrador-Moderador
Administrador-Moderador

Cantidad de envíos : 46001
Fecha de inscripción : 13/04/2009
Localización : Nova Friburgo / RJ / Brasil

LA POESÍA BRASILEÑA - Página 2 Empty Re: LA POESÍA BRASILEÑA

Mensaje por Maria Lua el Vie Abr 17, 2020 10:14 am






La poesía romántica brasileña


La primera obra romántica brasileña se considera que es Suspiros poéticos e saudade (1836),
de Gonçalves de Magalhães, con un prólogo muy relevante donde el autor anuncia la revolución
del nuevo movimiento artístico:

“Quanto à forma, isto é, a construção, por assim dizer, material das estrofes, e de cada cântico
em particular, nenhuma ordem seguimos; exprimindo as ideaias como elas se apresentaram, para não
destruir o acento da inspirição”.
En las generaciones románticas, distinguimos varios autores:

 Primera generación: nacionalista, indianista y religiosa, con Gonçalves Dias y Gonçalves de
Magalhães como autores sobresalientes.


 Segunda generación: marcada por el “mal du siècle”, con un egocentrismo exacerbado,
pesimismo, satanismo y atracción por la muerte, con Álvares de Azevedo, Casimiro de
Abreu, Gaundes Varela, Junqueira Freire como mayores representantes.


 Tercera generación: el grupo condoreiro (o condoreirismo), con una poesía política y social,
con Castro Alves como mayor representante.
Los románticos brasileños tienen producción abundante en todos los géneros literarios:
lírica, épica, novela, cuento, teatro…



La primera generación: Gonçalves Dias (1823-1864)
Uno de los poemas más famosos del Romantismo (y de toda la literatura brasileña) es
este de Gonçalves Dias (1823-1864), escrito en 1843, cuando estaba en Coímbra, Portugal,
donde hacía sus estudios universitarios:

Cançao do exílio


Minha terra tem palmeiras,
Onde canta o Sabiá;
As aves, que aqui gorjeiam,
Não gorjeiam como lá.
Nosso céu tem mais estrelas,
Nossas várzeas têm mais flores,
Nossos bosques têm mais vida,
Nossa vida mais amores.
Em cismar – sozinho – à noite –
Mais prazer encontro eu lá;
Minha terra tem palmeiras;
Onde canta o Sabiá.
Minha terra tem primores,
Que tais não encontro eu cá;
Em cismar – sozinho – à noite –
Mais prazer encontro eu lá;
Minha terra tem palmeiras,
Onde canta o Sabiá.
Não permita Deus que eu morra,
Sem que eu volte para lá;
Sem que eu desfrute os primores
Que não encontro por cá;
Sem qu'inda aviste as palmeiras,
Onde canta o Sabiá.


El sentimiento nativista, propio del Arcadismo, se une aquí a una exaltación nacionalista
de la patria, a la que contribuye el título: el exilio es Portugal, la patria Brasil. Manuel Bandeira,
poeta modernista del siglo XX, advirtió que esta “Cançao” es uno de los primeros poemas
brasileiros en presentar una prosodia o manera de hablar propiamente brasileña. Según él, se
trata de
“uma poesía cujo encanto verbal desaparece cuando traduzida para outra língua. Desaparece
mesmo quando dita com a pronúncia portuguesa”.
Y pone como ejemplo la rima con palabras oxítonas (agudas), poco usual hasta
entonces. La “Cançao” es, pues, una ruptura con los modelos clásicos de sonoridad poética.
Página 13 de 56
Dias nació en Maranhão, hizo allí sus primeros estudios, estudió derecho en Coímbra,
volvió a Brasil en 1845 y se estableció en Rio de Janeiro, donde publicó Primeiros cantos(1846),
Segundos cantos(1848), Sextilhas de Frei Antão (1848), Últimos cantos(1851) y el poema épico
inacabado Os timbiras (1857).
Viajó mucho por el país, incluyendo la Amazonia, escribió incluso un Dicionário da
língua tupí. Quería construir una cultura brasileña y se volvió hacia el indio y la naturaleza, como
vemos en este poema de Os timbiras, canto IV. Quien habla es el protagonista, el indio tupí IJuca-Pirama, a quien han capturado los timbiras y le dicen que cuente sus hechos heroicos antes
de iniciar el ritual de antropofagia:


Meu canto de morte,
Guerreiros, ouvi:
Sou filho das selvas,
Nas selvas cresci;
Guerreiros, descendo
Da tribo tupi.
Da tribo pujante,
Que agora anda errante
Por fado inconstante,
Guerreiros, nasci;
Sou bravo, sou forte,
Sou filho do Norte;
Meu canto de morte,
Guerreiros, ouvi.
Já vi cruas brigas,
De tribos imigas,
E as duras fadigas
Da guerra provei;
Nas ondas mendaces
Senti pelas faces
Os silvos fugaces
Dos ventos que amei.
Andei longes terras
Lidei cruas guerras,
Vaguei pelas serras
Dos vis Aimoréis;
Vi lutas de bravos,
Vi fortes - escravos!
De estranhos ignavos
Calcados aos pés.
E os campos talados,
E os arcos quebrados,
E os piagas coitados
Já sem maracás;
E os meigos cantores,
Servindo a senhores,
Que vinham traidores,
Com mostras de paz.
Aos golpes do imigo,
Meu último amigo,
Sem lar, sem abrigo
Caiu junto a mi!
Com plácido rosto,
Sereno e composto,
O acerbo desgosto
Comigo sofri.
Meu pai a meu lado
Já cego e quebrado,
De penas ralado,
Firmava-se em mi:
Nós ambos, mesquinhos,
Por ínvios caminhos,
Cobertos d’espinhos
Chegamos aqui!
O velho no entanto
Sofrendo já tanto
De fome e quebranto,
Só qu’ria morrer!
Não mais me contenho,
Nas matas me embrenho,
Das frechas que tenho
Me quero valer.
Então, forasteiro,
Caí prisioneiro
De um troço guerreiro
Com que me encontrei:
O cru dessossêgo
Do pai fraco e cego,
Enquanto não chego
Qual seja, - dizei!
Eu era o seu guia
Na noite sombria,
A só alegria
Que Deus lhe deixou:
Em mim se apoiava,
Em mim se firmava,
Em mim descansava,
Que filho lhe sou.
Ao velho coitado
De penas ralado,
Já cego e quebrado,
Que resta? - Morrer.
Enquanto descreve
O giro tão breve
Da vida que teve,
Deixai-me viver!
Não vil, não ignavo,
Mas forte, mas bravo,
Página 14 de 56
Serei vosso escravo:
Aqui virei ter.
Guerreiros, não coro
Do pranto que choro:
Se a vida deploro,
Também sei morrer.


Gonçalves Dias está considerado el primer gran poeta nacional y el mejor poeta
romántico.
Los ultrarrománticos: Casimiro de Abreu y Álvares de Azevedo
Pocos años después de la introducción del Romantismo, los jóvenes poetas se sentían
desvinculados del compromiso con el nacionalismo de la primera generación. Se encerraban
en sí mismos en una actitud profundamente pesimista como forma de protesta contra la
sociedad burguesa que no los comprendía y amaban la muerte.



La segunda generación romántica, jóvenes poetas de São Paulo y Rio, era casi como
una “generación perdida”. Admiraban a Byron (1788-1824) y a Musset, a quienes imitaban.
Sentían el “mal du siècle”, adoptaban actitudes decadentes: atracción por la noche y por el vicio,
amor a lo oscuro y mortuorio, al satanismo y lo gótico… Desprecian la militancia política de sus
mayores: nada de nacionalismo ni indianismo. Sienten atracción y miedo, deseo y culpa.
Los principales poetas ultrarrománticosson Álvares de Azevedo (1831-1852) y Casimiro
de Abreu. Leamos un par de poemas de Casimiro de Abreu:


Meus oito anos

Oh! que saudades que tenho
Da aurora da minha vida,
Da minha infância querida
Que os anos não trazem mais!
Que amor, que sonhos, que flores,
Naquelas tardes fagueiras
À sombra das bananeiras,
Debaixo dos laranjais!
Como são belos os dias
Do despontar da existência!
— Respira a alma inocência
Como perfumes a flor;
O mar é — lago sereno,
O céu — um manto azulado,
O mundo — um sonho dourado,
A vida — um hino d'amor!
Que aurora, que sol, que vida,
Que noites de melodia
Naquela doce alegria,
Naquele ingênuo folgar!
O céu bordado d'estrelas,
A terra de aromas cheia
As ondas beijando a areia
E a lua beijando o mar!
Oh! dias da minha infância!
Oh! meu céu de primavera!
Que doce a vida não era
Nessa risonha manhã!
Em vez das mágoas de agora,
Eu tinha nessas delícias
De minha mãe as carícias
E beijos de minhã irmã!
Livre filho das montanhas,
Eu ia bem satisfeito,
Da camisa aberta o peito,
— Pés descalços, braços nus
— Correndo pelas campinas
A roda das cachoeiras,
Atrás das asas ligeiras
Das borboletas azuis!
Naqueles tempos ditosos
Ia colher as pitangas,
Trepava a tirar as mangas,
Brincava à beira do mar;
Rezava às Ave-Marias,
Achava o céu sempre lindo.
Adormecia sorrindo
E despertava a cantar!
................................
Oh! que saudades que tenho
Da aurora da minha vida,
Da minha infância querida
Que os anos não trazem mais!
— Que amor, que sonhos, que flores,
Naquelas tardes fagueiras
A sombra das bananeiras
Debaixo dos laranjais!



A valsa


Tu, ontem,
Na dança
Que cansa,
Voavas
Co’as faces
Em rosas
Formosas
De vivo,
Lascivo
Carmim;
Na valsa
Tão falsa,
Corrias,
Fugias,
Ardente,
Contente,
Tranqüila,
Serena,
Sem pena
De mim!
Quem dera
Que sintas
As dores
De amores
Que louco
Senti!
Quem dera
Que sintas!…
— Não negues,
Não mintas…
— Eu vi!…
Valsavas:
— Teus belos
Cabelos,
Já soltos,
Revoltos,
Saltavam,
Voavam,
Brincavam
No colo
Que é meu;
E os olhos
Escuros
Tão puros,
Os olhos
Perjuros
Volvias,
Tremias,
Sorrias,
P’ra outro
Não eu!
Quem dera
Que sintas
As dores
De amores
Que louco
Senti!
Quem dera
Que sintas!…
— Não negues,
Não mintas…
— Eu vi!…
Meu Deus!
Eras bela
Donzela,
Valsando,
Sorrindo,
Fugindo,
Qual silfo
Risonho
Que em sonho
Nos vem!
Mas esse
Sorriso
Tão liso
Que tinhas
Nos lábios
De rosa,
Formosa,
Tu davas,
Mandavas
A quem ?!
Quem dera
Que sintas
As dores
De amores
Que louco
Senti!
Quem dera
Que sintas!…
— Não negues,
Não mintas,..
— Eu vi!…
Calado,
Sózinho,
Mesquinho,
Em zelos
Ardendo,
Eu vi-te
Correndo
Tão falsa
Na valsa
Veloz!
Eu triste
Vi tudo!
Mas mudo
Não tive
Nas galas
Das salas,
Nem falas,
Nem cantos,
Nem prantos,
Nem voz!
Quem dera
Que sintas
As dores
De amores
Que louco
Senti!
Quem dera
Que sintas!…
— Não negues
Não mintas…
— Eu vi!
Na valsa
Cansaste;
Ficaste
Prostrada,
Turbada!
Pensavas,
Cismavas,
E estavas
Tão pálida
Então;
Qual pálida
Rosa
Mimosa
No vale
Do vento
Cruento
Batida,
Caída
Sem vida.
No chão!
Quem dera
Que sintas
As dores
De amores
Que louco
Senti!
Quem dera
Que sintas!…
— Não negues,
Não mintas…
Eu vi!


(Más información en https://lenguavempace.blogspot.com/2019/05/a-valsa-de-casimiro-de-abreu.html,
entrada en Letr@herida, blog de literatura)
Álvares de Azevedo (1831-1852) nació en São Paulo, hizo en Río los estudios básicos,
volvió a São Paulo para estudiar derecho y sufre un accidente (caída de un caballo) que lo lleva
16
a la muerte antes de cumplir los veintiún años. A los trece, ya dominaba francés, inglés, latín y
portugués. A los diecisiete, tradujo a Shakespeare y Byron. Escribió prosa, poesía y teatro en
apenas cuatro años. Su obra es irregular.
Él se basaba en la contradicción, personificada en Ariel y Calibán, personajes de La
tempestad, de Shakespeare, que representaban respectivamente el bien y el mal. Esto se ve en
su Lira dos vinte anos: las partes primera y tercera están escritas bajo el signo de Ariel, con un
Azevedo casto, adolescente, ingenuo y sentimental. Pero la segunda parte está dominada por
Calibán, como el propio poeta advierte:
“Cuidado, leitor, ao voltar esta página!
Aqui dissipa-se o mundo visionário e platônico. Vamos entrar num mundo novo, terra fantástica,
verdadeira ilha Baratária de D. Quixote, onde Sancho é rei e vivem Panúrgio, sir John Falstaff, Bardolph,
Fígaro e o Sganarello de D. João Tenório: — a pátria dos sonhos de Cervantes e Shakespeare.
Quase que depois de Ariel esbarramos em Caliban.
A razão é simples. É que a unidade deste livro funda-se numa binomia: — duas almas que moram
nas cavernas de um cérebro pouco mais ou menos de poeta escreveram este livro, verdadeira medalha de
duas faces.
Demais, perdoem-me os poetas do tempo, isto aqui é um tema, senão mais novo, menos esgotado
ao menos que o sentimentalismo tão fasbionable desde Werther até René.
Por um espírito de contradição, quando os homens se vêem inundados de páginas amorosas
preferem um conto de Bocaccio, uma caricatura de Rabelais, uma cena de Falstaff no Henrique IV de
Shakespeare, um provérbio fantástico daquele polisson Alfredo de Musset, a todas as ternuras elegíacas
dessa poesia de arremedo que anda na moda e reduz as moedas de oiro sem liga dos grandes poetas ao
troco de cobre, divisível até ao extremo, dos liliputianos poetastros. Antes da Quaresma há o Carnaval.
Há uma crise nos séculos como nos homens. É quando a poesia cegou deslumbrada de fitar-se no
misticismo e caiu do céu sentindo exaustas as suas asas de oiro.
O poeta acorda na terra. Demais, o poeta é homem: Homo sum, como dizia o célebre Romano.
Vê, ouve, sente e, o que é mais, sonha de noite as belas visões palpáveis de acordado. Tem nervos, tem
fibra e tem artérias — isto é, antes e depois de ser um ente idealista, é um ente que tem corpo. E, digam o
que quiserem, sem esses elementos, que sou o primeiro a reconhecer muito prosaicos, não há poesia.
O que acontece? Na exaustão causada pelo sentimentalismo, a alma ainda trêmula e ressoante
da febre do sangue, a alma que ama e canta, porque sua vida é amor e canto, o que pode senão fazer o
poema dos amores da vida real? Poema talvez novo, mas que encerra em si muita verdade e muita natureza,
e que sem ser obsceno pode ser erótico, sem ser monótono. Digam e creiam o que quiserem: — todo o
vaporoso da visão abstrata não interessa tanto como a realidade formosa da bela mulher a quem amamos.
O poema então começa pelos últimos crepúsculos do misticismo, brilhando sobre a vida como a
tarde sobre a terra. A poesia puríssima banha com seu reflexo ideal a beleza sensível e nua.
Depois a doença da vida, que não dá ao mundo objetivo cores tão azuladas como o nome britânico
de blue devils, descarna e injeta de fel cada vez mais o coração. Nos mesmos lábios onde suspirava a
monodia amorosa, vem a sátira que morde.”
Azevedo deriva, pues, hacia la sátira y la ironía feroz. Tiene mucho del Baudelaire de
Las flores del mal y de los poetas malditos del Post-romanticismo europeo.

La tercera generación: O Condoreirismo

La tercera generación romántica se vuelve más hacia los problemas sociales. Es una generación
hugoana, por la influencia del escritor francés Víctor Hugo. Supera el egocentrismo de la
generación anterior abriéndose al mundo externo. El nombre de condoreirismo viene de
cóndor, el ave de los Andes, símbolo de Latinoamérica. Los poetas condoreiros se consideran a
sí mismos iluminados que deben orientar a los hombres corrientes hacia la justicia y la libertad.
Se fijan sobre todo en los trabajadores de la industria y los campesinos, la clase de los oprimidos.
La obra que mejor representa el condoreirismo es Os miseráveis, de Víctor Hugo. En Brasil, los
condoreiros luchan por la abolición de la esclavitud y muestran un pensamiento liberalcristiano.
17
Uno de los poetas condoreiros más importantes es Castro Alves (1847-1871), “o poeta
dos escravos”. Nació en Curralinho, hoy llamada Castro Alves en su honor, estudió derecho en
Recife y en São Paulo. Su obra anuncia ya el movimiento siguiente, el Realismo. Entre sus libros,
destacamos: Espumas flutuantes, A cachoeira de Paulo Afonso, Os escravos (épica), Gonzaga
e a Revoluçao de Minas (teatro). El poeta fue homenajeado por Pablo Neruda (1904-1973) en
“Castro Alves del Brasil” (del Canto general).


Castro Alves do Brasil, para quem cantaste?
Para a flor cantaste? Para a água
cuja formosura diz palavras às pedras?
Cantaste para os olhos para o perfil recortado
da que então amaste? Para a primavera?
Sim, mas aquelas pétalas não tinham
orvalho,
aquelas águas negras não tinham palavras,
aqueles olhos eram os que viram a morte,
ardiam ainda os martírios por detrás do amor,
a primavera estava salpicada de sangue.
—Cantei para os escravos, eles sobre os
navios
como um cacho escuro da árvore da ira,
viajaram, e no porto se dessangrou o navio
deixando-nos o peso de um sangue roubado.
— Cantei naqueles dias contra o inferno,
contra as afiadas línguas da cobiça,
contra o ouro empapado de tormento,
contra a mão que empunhava o chicote,
contra os dirigentes de trevas.
— Cada rosa tinha um morto nas raízes.
A luz, a noite, o céu, cobriam-se de pranto,
os olhos apartavam-se das mãos feridas
e era a minha voz a única que enchia o silêncio.
—Eu quis que do homem nos salvássemos,
eu cria que a rota passasse pelo homem,
e que daí tinha de sair o destino.
Cantei para aqueles que não tinham voz.
Minha voz bateu em portas até então fechadas
para que, combatendo, a liberdade entrasse.
Castro Alves do Brasil, hoje que o teu livro
puro
torna a nascer para a terra livre,
deixam-me a mim, poeta da nossa América,
coroar a tua cabeça com os louros do povo.
Tua voz uniu-se à eterna e alta voz dos homens.
Cantaste bem. Cantaste como se deve cantar.


Castro Alves es uno de los primeros representantes de la poesia engajada, el arte
comprometido que representan en el siglo XX autores como Carlos Drummond de Andrade,
Ferreira Gullar, Thiago de Melo…, o músicos como Geraldo Vandré o Chico Buarque de
Holanda. Alves usa un lenguaje grandioso, lleno de hipérboles y espacios amplios como el mar,
el cielo o el infinito y el desierto. Uno de sus poemas más conocidos es “O navio negreiro”,
donde ve la capacidad de Alves para hacernos ver la escena como si estuviéramos en un teatro:


Era um sonho dantesco... O tombadilho
Que das luzernas avermelha o brilho,
Em sangue a se banhar.
Tinir de ferros... estalar do açoite...
Legiões de homens negros como a noite,
Horrendos a dançar...
Negras mulheres, suspendendo às tetas
Magras crianças, cujas bocas pretas
Rega o sangue das mães:
Outras, moças... mas nuas, espantadas,
No turbilhão de espectros arrastadas,
Em ânsia e mágoa vãs.
E ri-se a orquestra, irônica, estridente...
E da ronda fantástica a serpente
Faz doudas espirais...
Se o velho arqueja... se no chão resvala,
Ouvem-se gritos... o chicote estala.
E voam mais e mais...
Presa nos elos de uma só cadeia,
A multidão faminta cambaleia,
E chora e dança ali!
Um de raiva delira, outro enlouquece...
Outro, que de martírios embrutece,
Cantando, geme e ri!
No entanto o capitão manda a manobra
E após, fitando o céu que se desdobra
Tão puro sobre o mar,
Diz do fumo entre os densos nevoeiros:
"Vibrai rijo o chicote, marinheiros!
Fazei-os mais dançar!..."
E ri-se a orquestra irônica, estridente...
E da roda fantástica a serpente
Faz doudas espirais!
Qual num sonho dantesco as sombras voam...
Gritos, ais, maldições, preces ressoam!
E ri-se Satanás!...


Otro de los poetas condoreiros destacados y precursor de la modernidad es Joaquim de
Sousa Andrade, Sousândrade (1833-1902). Hijo de hacendistas, nació en Maranhão y estudió
en Francia el bachillerato e Ingeniería de Minas. También viajó por Bélgica, Estados Unidos y
Chile. Es autor de Harpas selvagens (1857), donde se muestra abolicionista y republicano, y de
Guesa errante (1877), su obra mayor. Defendía una nueva civilización americana, independiente
18
en lo cultural y lo político. Es un precursor como Baudelaire y Poe que ya hablaba, por ejemplo,
del infierno de Wall Street cuando aún no había aparecido el tema urbano en la poesía moderna.
La novela romántica brasileña
La novela acabó siendo el género literario preferido por el público, como sustituto de la
epopeya. Y si esta narraba el pasado y la vida de los héroes, la novela contará el presente y la
vida de las personas corrientes. Las primeras novelas románticas europeas son Manon Lescaut
(1731), del abate Prévost, y A história de Tom Jones (1749), de Henry Fielding.
En portugués, como en francés roman, la palabra usada para novela (derivada del
italiano novella, narración corta), es romance, que viene del término medieval con que se
designaba a las lenguas populares surgidas del latín y con el que también se llamaba a las
composiciones populares y folclóricas escritas en latín vulgar y que contaban historias llenas de
imaginación, fantasía y aventuras. El género fue tomando las formas de la novela de caballerías,
la novela sentimental, la novela pastoril… A partir del siglo XVIII, la palabra romance (novela,
en español) pasó a significar lo que hoy es: un texto en prosa, generalmente largo, con varios
núcleos narrativos y un núcleo central, que narra hechos y relaciones de personajes en una
secuencia de tiempo más o menos amplia y en varios lugares.
Tras la independencia de Brasil, en 1822, los novelistas querían buscar una cultura
brasileira autóctona, por eso rebuscaron entre la gente, la lengua, las tradiciones, las diferencias
regionales y culturales…, siempre buscando lo nacional diferenciador. Así nacen el romance
indianista, el romance histórico, el romance regional, el romance urbano… Y también fue muy
popular el romance folletinesco, un antecedente de las telenovelas actuales: los periódicos
publicaban las novelas capítulo a capítulo y los autores suspendían el relato en el momento de
más tensión; además, eran frecuentes los triángulos amorosos, la victoria del bien sobre el mal
y el final feliz.


José de Alencar (1829-1877) y el romance indianista


Uno de los principales novelistas románticos fue José de Alencar (1820-1877), que
escribió obras indianistas (O guaraní, Iracema, Ubirajara), regionales (O gaúcho) y urbanas
(Senhora), además de crónicas, críticas y varias obras de teatro, como Mãe y O jesuita.
El interés por el indio tenía que ver con que al blanco se le consideraba el colonizador,
al negro el esclavo africano, así que el indio era el único representante de la auténtica y
autóctona América. Además, hay otra razón: los escritores eran en su mayoría de la clase blanca
dominante y eran esclavócratas; por tanto, resultaría un contrasentido elevar al negro a la
categoría de héroe, pues era una amenaza para los intereses económicos blancos. En su lugar,
se eligió al indio.
Alencar nació en Ceará, cursó derecho en São Paulo y vivió casi toda su vida en Río de
Janeiro. Fue abogado y periodista, también diputado y ministro de Justicia entre 1868 y 1870.
Quería buscar una cultura brasileña propia, un tema nacional, una lengua propia, por eso
insistió en el estudio de las lenguas indígenas y en el romance indianista: O guarani (1857),
Iracema (1865), Ubirajara (1874).
En O guaraní (1857), el protagonista es el indio Peri, enamorado de Cecilia de Mariz,
una blanca que en realidad es mestiza sin saberlo. Peri es un gran guerrero. La obra adquirió una
dimensión nacional y el músico Carlos Gomes (1839-1904) hizo una ópera con el mismo título
19
basada en la novela de Alencar; la ópera triunfó en Europa, especialmente en Milán, Italia. La
carrera musical y la vida amorosa de Carlos Gomes es contada, a su vez, en la novela de Rubem
Fonseca O selvagem da ópera. Y en la música moderna, hay también una canción, “Tubi Tupy”,
de Lenine, donde el cantante dice “Meu nome é Peri”. Toda una reivindicación.
En Iracema (1865), la protagonista es una especie de Pocahontas brasileira, enamorada
de un guerrero portugués, Martím. El nombre de Iracema es un anagrama de América y significa
etimológicamente “labios de miel”. La obra está envuelta en una dimensión épica en el
comportamiento heroico de indios y soldados y de un hondo lirismo en cuanto a la pasión entre
la india y el portugués. Es una novela llena de exotismo y aventura. Iracema es el símbolo de la
tierra sudamericana que ansía la fusión con el extranjero, quien, por su parte, nunca se libera
del todo de la llamada de la patria lejana. Entre los amantes se levante el obstáculo de las
diferencias de raza y de cultura, algo que solo el amor consigue superar.


El romance regional


La novela regionalista proporcionó a Brasil una visión de sí mismo. El país quería comprender
las características étnicas, lingüísticas, sociales, culturales de las distintas regiones que lo
componían, así como las diferencias entre unas y otras. Sin apoyo de modelos europeos, el
romance regional romántico se abrió camino por sí solo e hizo que Brasil avanzara en su
deseada autonomía cultural. Este tipo de novela regionalista continuó teniendo vigencia en el
siglo XX, con obras relevantes como Os sertões, de Euclides de Cunha, y autores como Rachel
de Queiroz, Graciliano Ramos y Jorge Amado, muchos de ellos llevados a la televisión, por lo
que el regionalismo tiene mucha presencia en el público brasileño: Gabriela, Tieta, O salvador
da patria, o los más recientes Abril despedaçado (2001), de Walter Sales; Árido movie (2005),
de Lírio Ferreira.
En el centro-oeste, destaca Alfredo d’Escragnolle Taunay (1843-1899), vizconde de
Taunay, carioca, militar, con veinte años participó en la guerra de Paraguay. Gracias a su
condición militar, pudo conocer la diversidad natural de Brasil, su fauna, su flora; también su
variedad cultural y lingüística. Como escritor, destaca por su capacidad para percibir los aspectos
del paisaje y la peculiaridad de la lengua regional en novelas como Inocência (1872) y ensayos
como Retirada da Laguna (1871).
Inocência cuenta los amores imposibles de esta joven del Mato Grosso y de Cirino,
farmacéutico y médico. Ella estaba prometida a Manecão Doca, rústico vaquero de la región, y
su padre, Pereira, pequeño propietario de mentalidad patriarcal, la vigila con mano férrea.
En la región sur, hay que destacar la obra O gaúcho, de José de Alencar, que retrata las
peculiaridades lingüísticas, geográficas, sociales del estado de Rio Grande do Sul. El protagonista
es el gaucho Manuel Canho, que adora a su inseparable caballo y quiere a Catita, hija del dueño
de una posada.
En el Nordeste, el novelista principal es Franklin Távora (1842-1888), nacido en Ceará.
Estudió derecho en Río de Janeiro, fue polémico y radical. Se rebeló contra la literatura del Sur
de Alencar, al que consideraba autor extranjerizante. Su obra más célebre e O Cabeleira, donde
exalta el heroísmo, el tipismo y la poesía popular de su región, pero también habla del
bandidismo, de la miseria y las emigraciones, temas tomados por autores del siglo XX como
Graciliano Ramos, José Lins do Rego o Jorge Amado. El protagonista es el bandolero José
Gomes, llamado o Cabeleira, que aterrorizó con su banda las ciudades pernambucanas durante
el siglo XVIII. Es una novela a la vez histórica y regional.



La novela urbana


La novela romántica brasileña, en lugar de preferir los temas antiguos, griegos, romanos o
medievales, prefirió desde muy pronto hablar de los problemas de la gente, de la burguesía
urbana en este caso. Destacan obras como A Moreninha (1844), de Joaquim Manuel de Macedo
(1820-1882); Memórias de um sargento de milícias, de Manuel Antônio de Almeida (1831-
1861); Lucíola y Senhora, ambas de José de Alencar.
Macedo, médico, periodista y político, ganó popularidad con su obra A Moreninha
(1834), con partes cómicas, amores difíciles y un lenguaje a veces coloquial.
Almeida fue también médico y periodista carioca. Su obra Memórias de um sargento
de milícias (1853) está llena de sentido del humor y fue primero publicada en forma de folletín
en el Correio Mercantil. El protagonista es un pillo simpático, no un héroe: Leonardo Pataca.
Este deja embarazada a su novia, Maria das Hortaliças y hace mil pillerías más. Por eso Vidigal,
jefe de policía, lo elige como sargento de la tropa de granaderos, porque está muy bregado en
todo tipo de malicias de la vida. El lenguaje es periodístico, nada metafórico, como era corriente
en la prosa romántica. Los personajes mejor descritos son los populares: el barbero, la comadre,
el soldado, el vagabundo…
En el siglo XX otros autores vuelven a este personaje del malandrín: Mario de Andrade
comparó a Leonardo Pataca con el pícaro español y él mismo creó a su pilluelo, Macunaíma. En
1978 Chico Buarque de Hollanda escribió la obra de teatro Ópera do malandro, que fue llevada
al cine con dirección de Ruy Guerra. Buarque se había inspirado a su vez en Beggar’s Opera, de
John Gay, y en La ópera de tres peniques, de Bertolt Brecht y Kurt Weil.
Obras en las que también se describe a la clase media o baja son: O cortiço y Casa de
pensão, de Aluísio Azevedo y, en el siglo XX, Triste fim de Policarpo Quaresma, de Lima Barreto;
Vidas secas, de Graciliano Ramos; O Quinze, de Rachel de Queiroz; Os corumbas, de Amando
Fontes; Quarto de despejo – Diário de una favelada, de Carolina M. de Jesus.
José de Alencar destacó, además de en la novela urbana, en la novela indianista y en la
regional. En su obra urbana Senhora (1875), hay intrigas amorosas, chantajes, amores
imposibles, peripecias... El tema es el arribismo social a cualquier precio, incluso con un
matrimonio de conveniencia. En Lucíola, se discute la prostitución y se oponen amor y dinero.
También escribió Diva.


La prosa gótica


Algunos románticos se interesan más por el satanismo, la muerte, el misterio, el sueño la locura
y la degradación. Son los góticos, marginales o malditos, una forma de vida que incluso hoy
tiene adeptos en la literatura, la música, el cine y el estilo de vida. Unas personas que se sitúan
al margen del racionalismo, del materialismo y del capitalismo y que buscan, a través de la
locura, el vicio, el sexo desenfrenado, lo macabro, una forma de transgresión, una ubicación en
el mundo del subconsciente, lo instintivo, la libido y el terror.
Las influencias principales de este grupo son Poe, Byron, Baudelaire, y más tarde, Oscar
Wilde, Mallarmé… En Brasil, los principales representantes son Álvares de Azevedo y Bernardo
Guimarães en el siglo XIX y, posteriormente, Cruz e Sousa, Alphonsus de Guimarães y Augusto
dos Anjos. En el mundo del cine, es un mundo en auge, con muchísimos títulos sobre el tema
21
del vampirismo. En la música, también ciertas subculturas tienden a lo gótico, como el heavy
metal o el punk.
Álvares de Azevedo gustó de lo gótico en la fase de su creación poética que él mismo
llamó Calibán (por el personaje de La tempestad, de Shakespeare, que simboliza el mal, en
oposición a Ariel, símbolo del bien). En su libro de cuentos Noite na taberna y en su obra teatral
Macário está presente lo macabro, posible influencia de Byron, de O castelo de Otranto, de
Horace Walpole, de los cuentos fantásticos de Hoffmann y de Poe. Adulterio, asesinato, incesto,
necrofilia, antropofagia y corrupción están presentes en las páginas de Azevedo, muerto
prematuramente a los veintiún años.



********************************



La era nacional: Literatura brasileña del Romanticismo
Con el Romantismo, primera mitad del siglo XIX, termina la era colonial en Brasil y empieza la
era moderna. El Arcadismo fue el último movimiento literario producido bajo la dominación
portuguesa y ya había traído el movimiento insurreccional de la Inconfidência Mineira (1789),
liderado por Tiradentes y fuertemente reprimido. Ahora soplaban definitivamente los nuevos
vientos de libertad. Brasil conquistó su independencia en 1822. Comenzaba la era nacional.
En el Romantismo predomina la emoción, la subjetividad, el nacionalismo. Hay mayor
libertad formal. El vocabulario y los giros sintácticos buscan lo propiamente brasileño. Gustan
las rendondillas y las estrofas de la cultura popular. La naturaleza es real, no idealizada. Los
sentimientos que predominan son la tristeza y la melancolía.
Por contra, en el movimiento anterior, el Arcadismo, predominaba la razón, la
objetividad, el universalismo y el nativismo. La contención formal era mayor. La sintaxis era más
lusitana. Gustaban las estrofas clásicas como el soneto. No interesa lo popular, sino los clásicos
grecolatinos. La naturaleza estaba idealizada y solo servía de telón de fondo para los idilios
amorosos. Se buscaba el equilibrio, el racionalismo, la contención sentimental.


_________________



LA POESÍA BRASILEÑA - Página 2 Marialuaf


Te encuentro
tus huellas son tatuajes en mi corazón
intensas e inmensas
como el vino de la pasión
y la rosa roja del amor
eternas y etereas
como los sortilegios de una Luna Creciente... 


Maria Lua




LA POESÍA BRASILEÑA - Página 2 Luna7

    Fecha y hora actual: Miér Jun 03, 2020 4:16 am