Aires de Libertad

www.airesdelibertad.com

Leer, responder, comentar, asegura la integridad del espacio que compartes, gracias por elegirnos y participar

Nuevo Usuario

Foro Aires de Libertad le da la bienvenida a:

Estadísticas

Nuestros miembros han publicado un total de 705031 mensajes en 36711 argumentos.

Tenemos 1286 miembros registrados.

El último usuario registrado es frasesdemujer.

Clik Boton derecho y elige abrir en pestaña nueva- DICC. R.A.E

¿Quién está en línea?

En total hay 22 usuarios en línea: 1 Registrado, 0 Ocultos y 21 Invitados :: 2 Motores de búsqueda

Simon Abadia


La mayor cantidad de usuarios en línea fue 92 el Mar 16 Mayo 2017, 23:10.

Septiembre 2017

LunMarMiérJueVieSábDom
    123
45678910
11121314151617
18192021222324
252627282930 

Calendario Calendario

Conectarse

Recuperar mi contraseña

Galería


UN CLICK AYUDA AL FORO EN LOS MOTORES DE BÚSQUEDA



Flujo RSS


Yahoo! 
MSN 
AOL 
Netvibes 
Bloglines 

POESÍA MÍSTICA Y RELIGIOSA

Comparte
avatar
Pascual Lopez Sanchez
Administrador-Moderador
Administrador-Moderador

Cantidad de envíos : 24342
Fecha de inscripción : 29/06/2009
Localización : Murcia / Muchas veces en Mazarrón/ Algunas en Cieza ( amo la ciudad donde nací; amo su río - Río Segura_ y amo sus montes secos llenos de espartizales)

Re: POESÍA MÍSTICA Y RELIGIOSA

Mensaje por Pascual Lopez Sanchez el Mar 03 Jun 2014, 14:23

Gracia a que Ana abriera este espacio mi conocimiento poético se va incrementando. John Donne , para mí era un completo desconocido. Su obra bastante amplía. Y su prestigio dentro de la lengua anglosajona incuestionable. He expuesto uno de sus bellos poemas. Pero voy a dejar dos direcciones para que podáis acceder a sus SONETOS SACROS, LA PRIMERA EN INGLÉS - Y CONTIENE OTROS MUCHOS POEMAS-; la segunda en español. Ignoro si la traducción es más o menos acertada, pero desde luego merece la pena hacerle un seguimiento exhaustivo. Son unos sonetos excepcionales.

A/

http://www.sonnets.org/donne.htm


(Bien, esta página puede verse perfectamente.)

B/ La segunda página no sé por qué no da resultado. Aunque el procedimiento sea más lento puede hacerse según los siguientes pasos:
1) Buscador de Google
2) Sonetos sacros de John Donne.
3) Poesíaytraducción.blogspot

(Se abre y ya está. Merece la pena).


Y ahora, Ana María te dejo para volver a POESÍA SOCIAL.

El próximo autor que yo tocaré será también anglosajón : WILLIAM BLAKE ( 1757-1827)



_________________
PASCUAL LOPEZ SANCHEZ
avatar
Maria Lua
Administrador-Moderador
Administrador-Moderador

Cantidad de envíos : 39820
Fecha de inscripción : 12/04/2009
Localización : Nova Friburgo / RJ / Brasil

Re: POESÍA MÍSTICA Y RELIGIOSA

Mensaje por Maria Lua el Jue 05 Jun 2014, 12:22

Hola Pascual y Ana.... creo que sé quien es el autor
de la Ballade...
Envio mi respuesta por privado?
Besos para los dos y les felicito por el
trabajo...
Maria Lua


_________________


Te encuentro
tus huellas son tatuajes en mi corazón
intensas e inmensas
como el vino de la pasíón
y la rosa roja del amor
eternas y etereas
como los sortilegios de una Luna Creciente...


Maria Lua














avatar
Pascual Lopez Sanchez
Administrador-Moderador
Administrador-Moderador

Cantidad de envíos : 24342
Fecha de inscripción : 29/06/2009
Localización : Murcia / Muchas veces en Mazarrón/ Algunas en Cieza ( amo la ciudad donde nací; amo su río - Río Segura_ y amo sus montes secos llenos de espartizales)

Re: POESÍA MÍSTICA Y RELIGIOSA

Mensaje por Pascual Lopez Sanchez el Jue 05 Jun 2014, 15:57

Seguro que lo sabes, María, aunque no me llegó tu privado. Un beso. El próximo martes lo diré públicamente.


_________________
PASCUAL LOPEZ SANCHEZ
avatar
Maria Lua
Administrador-Moderador
Administrador-Moderador

Cantidad de envíos : 39820
Fecha de inscripción : 12/04/2009
Localización : Nova Friburgo / RJ / Brasil

Re: POESÍA MÍSTICA Y RELIGIOSA

Mensaje por Maria Lua el Jue 05 Jun 2014, 19:38

Pascual, te dejé el privado...



Para ti, para Ana, videos de Amacio Prada
con poemas de San Juan de la Cruz








_________________


Te encuentro
tus huellas son tatuajes en mi corazón
intensas e inmensas
como el vino de la pasíón
y la rosa roja del amor
eternas y etereas
como los sortilegios de una Luna Creciente...


Maria Lua














avatar
Ana María Di Bert

Cantidad de envíos : 14846
Fecha de inscripción : 21/11/2010
Edad : 68
Localización : HERNANDO (Córdoba) Argentina

Re: POESÍA MÍSTICA Y RELIGIOSA

Mensaje por Ana María Di Bert el Lun 09 Jun 2014, 18:42

Muchas gracias María Lúa por estos videos de Amacio Prada, no los conocía, me encantaron.
Siempre colaborando, eres especial.

Pascual tampoco conocía a John Donne, muy interesante su obra, y no la terminé de leer, solo algunas, ya continuaré.
Pondré algunas obras y comentarios de Lope de Vega para ir cerrando y comenzar luego con otro autor.







Lope de Vega y su destierro:

Entre estudios y relaciones amorosas, fue secretario del  Marqués de las Navas.
Elena Osorio fue su primer gran amor, la "Filis" de sus versos, separada entonces de su marido, el actor Cristóbal Calderón; Lope pagaba sus favores con comedias para la compañía del padre de su amada, el empresario teatral o autor Jerónimo Velázquez.
En 1587 Elena aceptó, por conveniencia, entablar una relación con el noble Francisco Perrenot Granvela, sobrino del poderoso cardenal Granvela. Un despechado Lope de Vega hizo entonces circular contra ella y su familia unos libelos:


Una dama se vende a quien la quiera.
En almoneda está. ¿Quieren compralla?
Su padre es quien la vende, que aunque calla,
su madre la sirvió de pregonera...


Uno de los poemas que le dedicó:


Apartaste, ingrata Filis


¿Apartaste, ingrata Filis,
del amor que me mostrabas
para ponerlo en aquel
que pensando en ti se enfada?

¡Plegue a Dios no te arrepientas
cuando conozcas tu falta,
mas no te conocerás,
que aun para ti eres ingrata!

¡Filis, mal hayan
los ojos que en un tiempo te miraban!

Aguardando estoy a verte
tanto cuanto ya te ensanchas,
arrepentida llorando
el bien de que ahora te apartas;

víspera suele el bien ser
del mal que ahora no te halla,
pero aguarda, que él vendrá
cuando estés más descuidada.

¡Filis, mal hayan
los ojos que en un tiempo te miraban!

¡Oh cuántas y cuántas veces
me acuerdo de las palabras,
cruel, con que me engañaste
y con que a todos engañas!

A ti te engañaste sola,
pues te he de ver engañada,
deste que tú tanto adoras
y de mí sin esperanza.

¡Filis, mal hayan
los ojos que en un tiempo te miraban!

Miréte con buenos ojos,
pensando que me mirabas
como te miraba yo
por mi bien y tu desgracia;

que en esto, bien claro está,
eras tú la que ganabas,
mas a fin no mereciste
tanto bien siendo tan mala—».

¡Filis, mal hayan
los ojos que en un tiempo te miraban!


Belardo furioso se llamó la comedia donde agravió a "Filis" y a la familia, escribiendo además poemas y sonetos.
Por todo esto un dictamen judicial lo envió a la cárcel. Reincidió y un segundo proceso judicial fue más tajante: lo desterraron ocho años de la Corte y dos del reino de Castilla, con amenaza de pena de muerte si desobedecía la sentencia.
Lope de Vega recordaría años más tarde sus amores con Elena Osorio en su novela dialogada ("acción en prosa" la llamó él) La Dorotea. Sin embargo, por entonces ya se había enamorado de Isabel de Alderete y Urbina, hija del pintor del rey Diego de Urbina, con quien se casó el 10 de mayo de 1588 tras raptarla con su consentimiento. En sus versos la llamó con el anagrama "Belisa".

El 29 de mayo del mismo año intentó reanudar su carrera militar alistándose en la Gran Armada, en el galeón San Juan. Por entonces escribió un poema épico en octavas reales al modo de Ludovico Ariosto: La hermosura de Angélica, que pasó desapercibido.
Es probable que su enrolamiento en el ejército movilizado para el asalto de Inglaterra fuese la condición impuesta por los parientes de Isabel de Urbina, deseosos de perder de vista un yerno tan poco presentable, para perdonarle el rapto de la joven.

En diciembre de 1588 volvió después de la derrota de la Gran Armada y se dirigió a Valencia, la capital del Turia, tras quebrantar la condena pasando por Toledo.
Con Isabel de Urbina vivió en Valencia y allí siguió perfeccionando su fórmula dramática, asistiendo a las representaciones de una serie de ingenios pertenecientes a la llamada Academia de los nocturnos, como el canónigo Francisco Agustín Tárrega, el secretario del Duque de Gandía Gaspar de Aguilar, Guillén de Castro, Carlos Boil y Ricardo de Turia. Aprendió a desobedecer la unidad de acción narrando dos historias en vez de una en la misma obra, el llamado imbroglio o embrollo italiano.

Tras cumplir los dos años de destierro del reino, Lope de Vega se trasladó a Toledo en 1590 y allí sirvió a don Francisco de Ribera Barroso, más tarde segundo marqués de Malpica y, algún tiempo después, al quinto duque de Alba, don Antonio de Toledo y Beamonte. Para esto se incorporó como gentilhombre de cámara a la corte ducal de Alba de Tormes, donde vivió entre 1592 y 1595. En este lugar leyó el teatro de Juan del Encina, del que tomó el personaje del gracioso o figura del donaire, perfeccionando aún más su fórmula dramática. En el otoño de 1594, murió Isabel de Urbina de sobreparto o puerperio. Escribió por entonces su novela pastoril La Arcadia.








Rimas Sacras
:
Son sonetos que Lope escribió cuando se ordena sacerdote y sufre una crisis interior que plasma en ellos...


Cuando me paro a contemplar mi estado...
Soneto I

Cuando me paro a contemplar mi estado,
y a ver los pasos por donde he venido,
me espanto de que un hombre tan perdido
a conocer su error haya llegado.

Cuando miro los años que he pasado,
la divina razón puesta en olvido,
conozco que piedad del cielo ha sido
no haberme en tanto mal precipitado.

Entré por laberinto tan extraño,
fiando al débil hilo de la vida
el tarde conocido desengaño;

mas de tu luz mi escuridad vencida,
el monstro muerto de mi ciego engaño,
vuelve a la patria, la razón perdida.





Pasos de mi primera edad, que fuistes
Soneto II

Pasos de mi primera edad, que fuistes
por el camino fácil de la muerte,
hasta llegarme al tránsito más fuerte
que por la senda de mi error pudistes;

¿qué basilisco entre las flores vistes
que de su engaño a la razón advierte?
Volved atrás, porque el temor concierte
las breves horas de mis años tristes.

¡Oh pasos esparcidos vanamente!
¿qué furia os incitó, que habéis seguido
la senda vil de la ignorante gente?

Mas ya que es hecho, que volváis os pido:
que quien de lo perdido se arrepiente,
aun no puede decir que lo ha perdido.





Entro en mí mismo para verme, y dentro
Soneto III

Entro en mí mismo para verme, y dentro
hallo, ¡ay de mí!, con la razón postrada,
una loca república alterada,
tanto que apenas los umbrales entro.

Al apetito sensitivo encuentro,
de quien la voluntad mal respetada
se queja al cielo, y de su fuerza armada
conduce el alma al verdadero centro.

La virtud, como el arte, hallarse suele
cerca de lo difícil, y así pienso
que el cuerpo en el castigo se desvele.

Muera el ardor del apetito intenso,
porque la voluntad al centro vuele,
capaz potencia de su bien inmenso.





Si desde que nací, cuanto he pensado
Soneto IV

 Si desde que nací, cuanto he pensado,
cuanto he solicitado y pretendido
ha sido vanidad, y sombra ha sido,
de locas esperanzas engañado;

 si no tengo de todo lo pasado
presente más que el tiempo que he perdido,
vanamente he cansado mi sentido,
y torres con el tiempo fabricado.

 ¡Cuán engañada el alma presumía
que su capacidad pudiera hartarse
con lo que el bien mortal le prometía!

 Era su esfera Dios para quietarse,
y como fuera dél lo pretendía
no pudo hasta tenerle sosegarse.





¿Qué ceguedad me trujo a tantos daños?
Soneto V

 ¿Qué ceguedad me trujo a tantos daños?
¿Por dónde me llevaron desvaríos,
que no traté mis años como míos,
y traté como propios sus engaños?

 ¡Oh puerto de mis blancos desengaños,
por donde ya mis juveniles bríos
pasaron como el curso de los ríos
que no los vuel[v]e atrás el de los años!

 Hicieron fin mis locos pensamientos:
acomodóse el tiempo a la edad mía,
por ventura en ajenos escarmientos.

 Que no temer el fin no es valentía,
donde acaban los gustos en tormentos,
y el curso de los años en un día.





Si de la muerte rigurosa y fiera
Soneto VI

 Si de la muerte rigurosa y fiera
principios son la sequedad y el frío,
mi duro corazón, el hielo mío
indicios eran que temer pudiera

 Mas si la vida conservarse espera
en el calor y humidad, formen un río
mis ojos que a tu mar piadoso envío,
divino autor de la suprema esfera

 Calor dará mi amor, agua mi llanto,
huya la sequedad, déjeme el hielo,
que de la vida me apartaron tanto.

 Y tú, que sabes ya mi ardiente celo,
dame los rayos de tu fuego santo
y los cristales de tu santo cielo.





¿Quién sino yo tan ciego hubiera?
Soneto VII

 ¿Quién sino yo tan ciego hubiera sido,
que no viera la luz? ¿Quién aguardara
a que con tantas voces le llamara
aquel despertador de tanto olvido?

 ¿Quién sino yo por el abril florido
de caduco laurel se coronara,
y la opinión mortal solicitara
con tanto tiempo, en tanto error perdido?

 ¿Quién sino yo tan atrevido fuera
que descolgara de Sión la lira,
y al babilonio vil música diera?  

 ¿Y quién, sino quien es verdad, la ira
templara en mí, porque al morir dijera
que toda mi esperanza fue mentira?





¡Oh corazón más duro que diamante!
Soneto VIII

 ¡Oh corazón más duro que diamante!,
¿qué repugnancia es ésta que te oprime?
¿No basta que con viva voz te anime
aquel lince del alma penetrante?

 ¿Qué importa el apetito repugnante
contra el objeto que su luz te imprime,
si la eficaz razón que le reprime,
no deja que del suelo se levante?

 Ánimo, pues, que la vitoria es tuya,
no pierdas tiempo, si el perdido sobra,
antes que mi proceso se concluya.

 Pon los deseos, pues te importa, en obra,
no des lugar que la ocasión se huya,
que el último fin tan mal se cobra.





Una vez habló Dios el día tercero

Soneto IX

 Una vez habló Dios el día tercero
palabra de virtud y omnipotencia,
y no fue menester que a la obediencia
le reiterase lo que habló primero.

 Mientras la habitación en su hemisfero
durare de los mixtos, su sentencia
por toda la mayor circunferencia
conservárase hasta su fin postrero.

 Puso ley a las aguas convenible,
la tierra descubrió, dio al aire esfera,
y al fuego duración sin combustible.

 Y yo, que por tener la razón fuera,
a sus preceptos, ¡oh rigor terrible!,
rebelde estoy, como la vez primera.





¿Será bien aguardar, cuerpo indiscreto?
Soneto X

  ¿Será bien aguardar, cuerpo indiscreto,
al tiempo que, perdidos los sentidos
escuchen, y no entiendan los oídos,
por la flaqueza extrema del sujeto?

 ¿Será bien aguardar a tanto aprieto,
que ya los tenga el final hielo asidos,
o en la vana esperanza divertidos,
que no siendo virtud no tiene efeto?

 ¿Querrá el jüez entonces ser piadoso?
¿Admitirá la apelación, si tiene
tan justas quejas, y es tan poderoso?

 Oh vida, no aguardéis que el curso enfrene
el paso de la muerte riguroso:
que no es consejo el que tan tarde viene.





¿En qué bárbara tierra me guardara?

Soneto XI

¿En qué bárbara tierra me guardara
intricada de peñas y maleza;
o qué abismo formó naturaleza,
a dónde el rayo de tu luz no entrara?

 ¿Qué mar en sus arenas me librara,
qué concha me prestara su corteza,
en qué región del aire la cabeza
contra tus armas de defensa armara?

 Si le tragó la foca al que quería
huir, de ti, más loco fue mi intento,
mayor, mi atrevimiento y rebeldía.

 Mas ya vuelvo a buscarte, y tan contento,
que me dan, para hallarte noche y día
mis ojos mar, y mis suspiros viento.





Si es el instante fin de lo presente
Soneto XII

 Si es el instante fin de lo presente,
y el principio también de lo futuro,
y en un instante al riguroso y duro
golpe tengo de ver la vida ausente.

 ¿adónde voy con paso diligente?
¿Qué intento? ¿Qué pretendo? ¿Que procuro?
¿Sobre qué privilegios aseguro
esto que ha de vivir eternamente?

 No es bien decir que el tiempo que ha pasado
es el mejor, que la opinión condeno
de aquellos ciegos de quien es culpado.

 Ya queda el que pasó por tiempo ajeno,
haciéndole dichoso o desdichado,
los vicios malo, y las virtudes bueno.





Engaño es grande contemplar de suerte
Soneto XIII

  Engaño es grande contemplar de suerte
toda la muerte como no venida,
pues lo que ya pasó de nuestra vida,
no fue pequeña parte de la muerte.

 Con excepción se dio, puesto que es fuerte,
de morir el vivir, mas ya vencida
no deja que temer, si prevenida
mientras vivimos, en morir se advierte.

 Al que le aconteció nacer, le resta
morir; el intervalo, aunque pequeño,
hace la diferencia manifiesta.

 La muerte, al fin de cuanto vive dueño,
está de dos imágenes compuesta:
el tiempo, antes de nacer, y el sueño.





Pastor que con tus silbos amorosos
Soneto XIV

Pastor que con tus silbos amorosos
me despertaste del profundo sueño;
Tú, que hiciste cayado de ese leño
en que tiendes los brazos poderosos,

vuelve los ojos a mi fe piadosos,
pues te confieso por mi amor y dueño
y la palabra de seguirte empeño
tus dulces silbos y tus pies hermosos.

Oye, pastor, pues por amores mueres,
no te espante el rigor de mis pecados,
pues tan amigo de rendidos eres.

Espera, pues, y escucha mis cuidados;
¿pero cómo te digo que me esperes,
si estás, para esperar, los pies clavados?


CONTINUARÁ...
avatar
Pascual Lopez Sanchez
Administrador-Moderador
Administrador-Moderador

Cantidad de envíos : 24342
Fecha de inscripción : 29/06/2009
Localización : Murcia / Muchas veces en Mazarrón/ Algunas en Cieza ( amo la ciudad donde nací; amo su río - Río Segura_ y amo sus montes secos llenos de espartizales)

Re: POESÍA MÍSTICA Y RELIGIOSA

Mensaje por Pascual Lopez Sanchez el Miér 11 Jun 2014, 00:17

Bueno ANA Y MARÍA : ambas habéis acertado. El autor es François Villon. El poema es "BALLADE POUR PRIER NOSTRE DAME". Lo cierto es que hay una cantidad inmensa de poetas y poemas para recuperar y engrandecernos con su palabra.

Bien, Ana, como te prometí, voy a continuar con WILLIAM BLAKE. No sabía mucho de él, es cierto. Y ahora me ha impresionado tanto su obra ( como grabador y como poeta) como su compromiso con las ideas innovadoras. No tengo más que unos cuantos poemas de una Antología. Ya veré si puedo conseguir algo más.


_________________
PASCUAL LOPEZ SANCHEZ
El autor de este mensaje ha sido baneado del foro - Ver el mensaje
avatar
José Antonio Carmona

Cantidad de envíos : 6936
Fecha de inscripción : 11/05/2009
Edad : 69
Localización : Madrid

Re: POESÍA MÍSTICA Y RELIGIOSA

Mensaje por José Antonio Carmona el Miér 11 Jun 2014, 08:59

Ana, Pascual, María Lua, amigos
¡Gracias!
Un trabajo impresionante, para disfrutar y para aprender
Creo que alguna vez lo he comentado. Estuve una vez en una conferencia que tenía por título: "Como escribir obras maestras" y el conferenciante indicaba dos vías:


  • Sufrir mucho

    Leer a los grandes y escribir todos los días


La primera vía, aunque válida, no la consideraba interesante (yo tampoco)
Y la segunda, aunque "más trabajosa"  creía que era la apropiada
Vosotros con vuestro trabajo, nos estáis dando herramientas, nos toca a los demás el resto (y solicitar a  Natura que no sea rácana con sus dones)
De niño, mi padre, me recitaba unos versos de Ruben Darío, que llegue a aprender de memoria y que luego he recitado a mis hijos y nietos.
El varón que tiene corazón de lis
alma de querube y cuerpo celestial
El mínimo y dulce Francisco de Asís...
Tengo muchas cosas que agradecerle (muchas), la ternura, la sensibilidad y el haberme contagiado el amor a la palabra (entre otras cosas)
Natura luego... fue escasa, y yo trabajé poco
Pero me quedó el amor la poesía que me abrió el camino para conoceros
Gracias
Besos/abrazos

José Antonio


_________________

El Foro de Relatos (como Teruel)  tambien existe






avatar
Maria Lua
Administrador-Moderador
Administrador-Moderador

Cantidad de envíos : 39820
Fecha de inscripción : 12/04/2009
Localización : Nova Friburgo / RJ / Brasil

Re: POESÍA MÍSTICA Y RELIGIOSA

Mensaje por Maria Lua el Miér 11 Jun 2014, 09:13

Gracias, querida amiga Ana, seguimos
juntas...
Gracias, amigo Pascual, Villón es uno
de mis poetas preferidos de la literatura
francesa...
Gracias, amigo José Antonio, por tus
hermosas palabras...
Gracias a todos y besos

Ana, dejo otros dos videos: Amancio Prada
cantando San Juan de la Cruz...
Amancio Prada nació en Dehesa del Bierzo, León y tiene un
hermoso trabajo: musicaliza y canta
poemas de San Juan de la Cruz, Rosalía de Castro,
García Lorca...












_________________


Te encuentro
tus huellas son tatuajes en mi corazón
intensas e inmensas
como el vino de la pasíón
y la rosa roja del amor
eternas y etereas
como los sortilegios de una Luna Creciente...


Maria Lua














avatar
cecilia gargantini
Administrador-Moderador
Administrador-Moderador

Cantidad de envíos : 25529
Fecha de inscripción : 25/04/2009
Edad : 63
Localización : buenos aires

Re: POESÍA MÍSTICA Y RELIGIOSA

Mensaje por cecilia gargantini el Miér 11 Jun 2014, 11:40

Villon también es uno de mis preferidos de la literatura francesa!!!!!!!!!!!!!!! Me encantó conocer a John Donne; no lo conocía y me parce interesantísimo.
Gracias Anita, Pascual y Luita por darnos tanto!!!!!!!!!!!
Besitosssssssssssss miles para cada uno
avatar
Pascual Lopez Sanchez
Administrador-Moderador
Administrador-Moderador

Cantidad de envíos : 24342
Fecha de inscripción : 29/06/2009
Localización : Murcia / Muchas veces en Mazarrón/ Algunas en Cieza ( amo la ciudad donde nací; amo su río - Río Segura_ y amo sus montes secos llenos de espartizales)

Re: POESÍA MÍSTICA Y RELIGIOSA

Mensaje por Pascual Lopez Sanchez el Miér 11 Jun 2014, 12:39

Meli, José Antonio; María; Cecilia... Vaya por mi parte mi gratitud. Besos.


_________________
PASCUAL LOPEZ SANCHEZ
avatar
Pascual Lopez Sanchez
Administrador-Moderador
Administrador-Moderador

Cantidad de envíos : 24342
Fecha de inscripción : 29/06/2009
Localización : Murcia / Muchas veces en Mazarrón/ Algunas en Cieza ( amo la ciudad donde nací; amo su río - Río Segura_ y amo sus montes secos llenos de espartizales)

Re: POESÍA MÍSTICA Y RELIGIOSA

Mensaje por Pascual Lopez Sanchez el Miér 11 Jun 2014, 13:11

WILLIAM BLAKE

Londres (28/III/1757) - Londres (12/VIII/1827)

Poeta, pintor y grabador inglés del cual el periódico THE GUARDIAN ha llegado a decir: "William Blake es con gran margen el mayor artista que GRAN BRETAÑA ha producido".
Este comentario, en función de la diversificación y unificación de su expresión artística. Para él ambas disciplinas ( POESÍA Y GRABADO) serían medios para alcanzar la plenitud espiritual, medidas aquellas de forma inseparable.
Blake pertenecía a una familia de clase media. Se cree que su padre fue miembro de una secta religiosa radical denominada DISSENTERS, mientras que la madre - y su primer esposo- habrían pertenecido a la IGLESIA DE MORAVIA. Algunos críticos advierten ciertos ecos MORAVIANOS en la poesía de Blake, influida de manera temprana y profunda por la BIBLIA, que constituiría  una fuente de inspiración permanente en su vida y en su trabajo..
La Biografía expuesta en Wikipedia es bastante completa y suficiente, siendo fácil acceder a ella. Expongamos tan sólo que Blake fue en todo momento defensor de ideas innovadoras: aborrecía la esclavitud y creía en la igualdad sexual y racial. Muchos de sus poemas y pinturas expresan una idea de Humanidad Universal. Conservó siempre interés por los acontecimientos sociales y políticos, aunque, a veces, debiera disimular su idealismo social.. Rechazó toda forma de autoridad impuesta llegando a ser acusado de expresiones sediciosas y traición contra el rey.
Murió en 1827. Su vida se podría resumir en su declaración:

"LA IMAGINACIÓN NO ES UN ESTADO : ES LA EXISTENCIA HUMANA EN SÍ MISMA"

"THE DIVINE IMAGE

To Mercy, Pity, Peace, and Love
All pray in their distress;
And to these virtues of delight
Return their thankfulness.

For Mercy, Pity; Peace, and Love
Is God, our father dear,
And Mercy, Pity, Peace, and Love
Is Man, his child and care.

For Mercy has a human heart,
Pity a human face,
And Love, the human form divine,
And Peace, the human dress.

Then every man, of every clime,
That prays in his distress,
Prays to the human form divine,
Love, Mercy, Pity, Peace.

And all must love the human form,
In heathen, turk, or jew;
Where Mercy, Love, & Pity dwell
There God is dwelling too."

("LA IMAGEN DIVINA

A la Misericordia, a la Piedad, a la Paz y al Amor
ruegan todos en su sufrimiento,
y a estas virtudes deleitosas
muestran todos su agradecimiento.

Porque la Misericordia, La Piedad, la Paz y el Amor
es Dios, nuestro padre amado;
y la Misericordia, La Piedad, la Paz y el Amor
es el Hombre, su hijo y su cuidado.

Porque la Misericordia tiene humano el corazón,
La Piedad, humano el semblante,
y el Amor, humana su forma divina,
y la Paz, humano el ropaje.

Luego todo hombre, de cualquier clima,
que ruega en su desventura,
ruega a la humana forma divina,
al Amor, a la Piedad, a la Paz, a la Misericordia.

Y todos deben amar la humana forma,
en pagano, turco o judío;
donde la Misericordia, el Amor y la Piedad se alojan, se aloja también, Dios.")

(Trad. Helena Valentí. En MIL AÑOS DE POESÍA EUROPEA. Págs.- 454-455)


_________________
PASCUAL LOPEZ SANCHEZ
avatar
Walter Faila
Fundador del Foro
Fundador del Foro

Cantidad de envíos : 13736
Fecha de inscripción : 12/04/2009
Edad : 55
Localización : Santiago Del Estero

Re: POESÍA MÍSTICA Y RELIGIOSA

Mensaje por Walter Faila el Miér 11 Jun 2014, 16:21

Estaba seguro de haber dejado mi agradecimiento a Ana Maria, Lua, Pascual y todos los que llevan adelante este hermoso posteo, antes de pasarlo a sugeridos, parece que solo lo pensé, ahora si, gracias amigos.-


_________________



Cualquier realidad desmerece lo soñado, pero todos tenemos derecho a nuestros sueños*
P.Casas Serra¨



avatar
Evangelina Valdez
Administrador-Moderador
Administrador-Moderador

Cantidad de envíos : 7477
Fecha de inscripción : 24/07/2009
Edad : 61

Re: POESÍA MÍSTICA Y RELIGIOSA

Mensaje por Evangelina Valdez el Miér 11 Jun 2014, 21:34

¡Excelente trabajo, mis felicitaciones!
Me acerqué a leerles y me voy complacida de ello.
Besos a todos.
avatar
Pascual Lopez Sanchez
Administrador-Moderador
Administrador-Moderador

Cantidad de envíos : 24342
Fecha de inscripción : 29/06/2009
Localización : Murcia / Muchas veces en Mazarrón/ Algunas en Cieza ( amo la ciudad donde nací; amo su río - Río Segura_ y amo sus montes secos llenos de espartizales)

Re: POESÍA MÍSTICA Y RELIGIOSA

Mensaje por Pascual Lopez Sanchez el Miér 11 Jun 2014, 23:58

Walter, Evangelina os hago extensiva mi gratitud. Creo que el trabajo que está desarrollando ANA merece que nos entretengamos en él.
(EVANGELINA, si te acercas a POESÍA SOCIAL, lo mismo quieres - y puedes- echar una mano con cualquiera de los autores que faltan. Capacidad te sobra. y yo te estaría agradecido. Besos.)


_________________
PASCUAL LOPEZ SANCHEZ
avatar
Pascual Lopez Sanchez
Administrador-Moderador
Administrador-Moderador

Cantidad de envíos : 24342
Fecha de inscripción : 29/06/2009
Localización : Murcia / Muchas veces en Mazarrón/ Algunas en Cieza ( amo la ciudad donde nací; amo su río - Río Segura_ y amo sus montes secos llenos de espartizales)

Re: POESÍA MÍSTICA Y RELIGIOSA

Mensaje por Pascual Lopez Sanchez el Jue 12 Jun 2014, 00:15

WILLIAM BLAKE (cont.)

"HOLY THURSDAY

Twas on a Holy Thursday, their innocent faces clean,
The children walking two & two, in red & green,
Grey-headed beadles walk´d before, with wands as White as now,
Till into the high dome of Paul´s they like Thames´waters flow.

O what a multitude they seem´d, these flowers of London town!
Seated in companies they sit with radiance all their own.
The hum of multitudes was there, but multitudes of lambs,
Thousands of Little boys & girls raising their  innocent hands.

Now like a mighty wind they raise to heaven the voice of song,
Or like harmonious thunderings the seats  of heaven among.
Beneath them sit the aged men, wise guardians of the por;
Then cherish pity, lest you drive an angel from your door."

(JUEVES SANTO

Fue un Jueves Santo, limpias sus caras inocentes,
de dos en dos los niños caminando, en rojo, y azul, y verde;
bedeles de cabezas grises caminan delante, con varas blancas como la nieve,
hasta que en el alto recinto de San pablo como aguas del Támesis desembocan.

¡Oh qué muchedumbre parecían, las flores de la ciudad de Londres!
Sentados en grupos están, con un particular resplandor propio.
El rumor de las muchedumbres hacían, pero eran muchedumbres de corderos,
niños y niñas a miles levantando sus manos inocentes.

Como un viento potente ya elevan al cielo la voz del canto,
o como una armonía de truenos entre los sitiales del cielo.
Debajo de ellos se hallan los ancianos, sabios guardianes del pobre.
Cultiva, entonces, la piedad, no seas que alejes a un ángel de tu puerta)

(William Blake, en Mil años de poesía europea; págs. 456-457. Tanto este poema como el anterior traducción debida a HELENA VALENTÍ)


_________________
PASCUAL LOPEZ SANCHEZ
avatar
cecilia gargantini
Administrador-Moderador
Administrador-Moderador

Cantidad de envíos : 25529
Fecha de inscripción : 25/04/2009
Edad : 63
Localización : buenos aires

Re: POESÍA MÍSTICA Y RELIGIOSA

Mensaje por cecilia gargantini el Jue 12 Jun 2014, 16:20

Qué bello, Pascual querido, el trabajo que hacen con Anita!!!!!!!!!!!!!!!!!!!
Besitossssssssssss miles para cada uno y GRACIAS (sí, con mayúsculas)
avatar
Ana María Di Bert

Cantidad de envíos : 14846
Fecha de inscripción : 21/11/2010
Edad : 68
Localización : HERNANDO (Córdoba) Argentina

Re: POESÍA MÍSTICA Y RELIGIOSA

Mensaje por Ana María Di Bert el Jue 12 Jun 2014, 18:46

Gracias Walter por llegarte a este espacio. También para tí Evangelina y Cecilia que apoyan con sus visitas y mensajes.
Pascual como siempre, te agradezco el enorme aporte que das al espacio.
Muchas gracias a todos, seguimos con los sonetos de Lope de Vega que son hermosos.
Abrazos
avatar
Ana María Di Bert

Cantidad de envíos : 14846
Fecha de inscripción : 21/11/2010
Edad : 68
Localización : HERNANDO (Córdoba) Argentina

Re: POESÍA MÍSTICA Y RELIGIOSA

Mensaje por Ana María Di Bert el Jue 12 Jun 2014, 18:55

Quiero agradecerte José Antonio tu comentario y a ti Meli también, creo que los que vamos armando este espacio lo hacemos con todo el cariño que amerita.
Gracias por llegarse .
Un abrazo grande.
avatar
Ana María Di Bert

Cantidad de envíos : 14846
Fecha de inscripción : 21/11/2010
Edad : 68
Localización : HERNANDO (Córdoba) Argentina

Re: POESÍA MÍSTICA Y RELIGIOSA

Mensaje por Ana María Di Bert el Jue 12 Jun 2014, 19:17



Completaré las RIMAS SACRAS DE LOPE DE VEGA, sonetos escritos cuando se cuestionó su vida interior y entró en el sacerdocio:




Cuántas veces, Señor, me habéis llamado
Soneto XV

 ¡Cuántas veces, Señor, me habéis llamado,
y cuántas con vergüenza he respondido,
desnudo como Adán, aunque vestido
de las hojas del árbol del pecado!

  Seguí mil veces vuestro pie sagrado,
fácil de asir, en una cruz asido,
y atrás volví otras tantas, atrevido,
al mismo precio en que me habéis comprado.

  Besos de paz os di para ofenderos;
pero si fugitivos de su dueño,
hierran cuando los hallan los esclavos,

  hoy que vuelvo con lágrimas a veros,
clavadme vos a vos en vuestro leño,
y tendreisme seguro con tres clavos.





Muere la vida, y vivo yo sin vida
Soneto XVI

 Muere la vida, y vivo yo sin vida,
ofendiendo la vida de mi muerte.
Sangre divina de las venas vierte,
y mi diamante su dureza olvida.

 Está la majestad de Dios tendida
en una dura cruz, y yo de suerte
que soy de sus dolores el más fuerte,
y de su cuerpo la mayor herida.

 ¡Oh duro corazón de mármol frio!,
¿tiene tu Dios abierto el lado izquierdo,
y no te vuelves un copioso río?

 Morir por él será divino acuerdo,
mas eres tú mi vida, Cristo mío,
y como no la tengo, no la pierdo.





Oh, bien hayan las lágrimas lloradas

Soneto XVII

 ¡Oh, bien hallan las lágrimas lloradas
por culpas en tus ojos cometidas,
aquellas de tu amor agradecidas,
y estas de tu grandeza perdonadas!

  ¡Oh qué dulces que son bien empleadas,
y a los umbrales de tu Cruz vertidas!
Pluguiera a Dios tuviera yo mil vidas,
todas en llanto de tu amor bañadas.

  Si lágrimas, si voces pueden tanto,
quien llora sus pasados desatinos,
da al cielo gloria y al infierno espanto.

  No conocen los hombres tus caminos,
pero conocen que del alma el llanto
detiene el curso de tus pies divinos.





¿Qué tengo yo, que mi amistad procuras?
Soneto XVIII

¿Qué tengo yo, que mi amistad procuras?
¿Qué interés se te sigue, Jesús mío,
que a mi puerta, cubierto de rocío,
pasas las noches del invierno escuras?

Oh, cuánto fueron mis entrañas duras,
pues no te abrí!, ¡Qué extraño desvarío
si de mi ingratitud el hielo frío
secó las llagas de tus plantas puras!

¡Cuántas veces el ángel me decía:
«Alma, asómate agora a la ventana;
verás con cuánto amor llamar porfía»

¡Y cuántas, hermosura soberana,
«Mañana le abriremos», respondía,
para lo mismo responder mañana!





Aquí cuelgo la lira que desamo
Soneto XIX


  Aquí cuelgo la lira que desamo,
con que canté la verde primavera
de mis floridos años, y quisiera
romperla al tronco, y no colgarla en ramo.

  Culpo mi error, y la ocasión infamo,
por quien canté lo que llorar debiera,
que el vano estudio vano premio espera,
ladrón del tiempo con disfraz le llamo.

  En otra lira, a cuyo son recuerdas
dormida Musa, en este breve plazo
canta segura de que el tiempo pierdas.

  Templóla amor con poderoso brazo,
que en tres clavijas le subió las cuerdas,
y le labró de una lanzada el lazo.





La lengua del amor, a quien no sabe
Soneto XX

La lengua del amor, a quien no sabe
lo que es amor, ¡qué bárbara parece!;
pues como por instantes enmudece,
tiene pausas de música süave.

  Tal vez suspensa, tal aguda y grave,
rotos conceptos al amante ofrece,
aguarda los compases que padece,
porque la causa su destreza alabe.

  ¡Oh dulcísimo bien, que al bien me guía!
¿con qué lengua os diré mi sentimiento,
ya que tengo de hablaros osadía?

  Mas si es de los conceptos instrumento,
¿qué importa que calléis, o lengua mía,
pues que vos penetráis mi pensamiento?





Tardar en convertirse, error notable
Soneto XXI

  Tardar en convertirse error notable,
y diferirlo de uno en otro día,
loca desvanecida fantasía,
esperanza del hombre miserable.

  La vida corre, la ocasión mudable,
cuan presto de los ojos se desvía,
¿Cómo tendrá resolución tardía,
al mismo que ha ofendido, favorable?

  Señor, quien diligente y cuidadoso
las cosas de la vida mortal mira,
si vive en las del alma perezoso,

  vendrá súbitamente vuestra ira,
y al discurrir el filo poderoso,
¿qué mano le tendrá, si el cuerpo expira?





Yo dormiré en el polvo, y si mañana
Soneto XXII

   Yo dormiré en el polvo, y si mañana
me buscares, Señor, será posible
no hallar en el estado convenible
para tu forma la materia humana.

  Imprime agora, ¡oh fuerza soberana!,
tus efetos en mí, que es imposible
conservarse mi ser incorruptible,
viento, humo, polvo y esperanza vana.

   Bien sé que he de vestirme el postrer día
otra vez estos huesos, y que verte
mis ojos tienen, y esta carne mía.

  Esta esperanza vive en mí tan fuerte,
que con ella no más tengo alegría,
en las tristes memorias de la muerte.





Nunca me vi tan lejos de temeros
Soneto XXIII

   Nunca me vi tan lejos de temeros,
mi Dios, que me olvidase de estimaros,
porque cuando más cerca de olvidaros,
entonces me pesaba de ofenderos.

  Impulsos tuve yo para quereros,
por quien con más razón podéis quejaros:
no sé como tardaba de buscaros
en medio del temor de conoceros.

  Andaba yo cual suele el delincuente,
que se le antoja vara de justicia
cualquier rumor, que a las espaldas siente;

  pero de mis deleites la codicia
me daban armas y ánimo valiente,
para que se doblase mi malicia.





En estos prados fértiles y sotos
Soneto XXIV

   En estos prados fértiles y sotos
de los deleites de la edad primera,
sentada en espantosa bestia fiera,
Babilonia me dio su mortal lotos.

  Y mis sentidos, de aquel bien remotos,
que la inmortalidad del alma espera,
durmieron mi florida primavera
de la razón, los memoriales rotos.

  No sólo del veneno la bebida
sueño solicitó, mas de mí tuvo
la mejor parte en bestia convertida.

  Circe con sus encantos me detuvo,
hasta que con tu luz salió mi vida
de la costumbre, en que cautiva estuvo.





En esta tabla de tu Cruz divina
Soneto XXV

  En esta tabla de tu Cruz divina
saldré de la tormenta del mar fiero
con el aliento del vivir postrero,
a donde el Norte de su luz me inclina.

  La nave de mi vida peregrina,
que en las Sirenas no temió primero,
en los bancos del mundo lisonjero
sin gobierno zozobra y desatina.

  Tú sola en tal peligro, tú me alientas,
tabla dichosa, que mi vida entabla
por tantas olas de mi error violentas.

  Cobréme en Ti, y a Ti llegue sin habla:
que no puedo anegarse en sus tormentas
quien se abrazare a tu divina tabla.


avatar
Pascual Lopez Sanchez
Administrador-Moderador
Administrador-Moderador

Cantidad de envíos : 24342
Fecha de inscripción : 29/06/2009
Localización : Murcia / Muchas veces en Mazarrón/ Algunas en Cieza ( amo la ciudad donde nací; amo su río - Río Segura_ y amo sus montes secos llenos de espartizales)

Re: POESÍA MÍSTICA Y RELIGIOSA

Mensaje por Pascual Lopez Sanchez el Vie 13 Jun 2014, 00:53

Los sonetos de Lope, Ana, son propios de un auténtico maestro de la poesía. Gracias por el esfuerzo que estás realizando. Gracias por todo lo que nos estás ofreciendo. Me siento "humildemente" orgulloso de estar colaborando contigo.

RESPECTO A LA OBRA DE WILLIAM BLAKE  hay una gran cantidad de información en la RED. No es exactamente lo que yo busco para este espacio tuyo. Tiene, sin lugar a dudas, una mayor producción místico -religiosa, pero o no la encuentro o está en inglés - y yo no sé traducirla. Tengo que buscar, seguro que la habrá, alguna edición bilingüe, de donde obtener otros poemas.
Dije, sin embargo, antes la gran significación de este autor, precursor del modernismo y rompedor de ideas ( luchador contra el racismo; luchador contra la explotación de la mujer; defensor de los niños...) Sé que hay un poema suyo sobre un niño deshollinador que es una auténtica joya, pero tampoco lo he encontrado. Lo leí hace mucho tiempo y no recuerdo dónde. El ultimo poema suyo que expondré es otra de sus joyas. Quizás estaría mejor ubicarlo en "POESÍA SOCIAL". Pero estamos aquí con él y aquí lo dejaremos:

THE LITTLE BLACK BOY

My mother bore me in the southern wild,
And I am black, but O! my soul is White;
White as an angel is the English child,
But I am black, as if bereav´d of light.

My mother taught me underneath a tree,
And sitting down before the heat of day,
She took me on her lap and kissed me,
And pointing to the east , began to say:

"Look on the rising sun: there God does live,
>>And gives his light, and gives his heat away;
>>And flowers and trees and beasts and men receive
>>Comfort in morning; joy in the noonday.

>>And we are put on earth a Little space,
>>That we may learn to bear the beams of love;
>>And these black bodies and this sunburnt face
>>Is but a cloud, and like a shady grove.

>>For when our souls have learn´d the heat to hear,
>>The cloud will vanish; we shall hear his voice,
>>Saying: "Come out from the grove, my love & care,
>>"And round my Golden tent like lambs rejoice.">>

Thus did my mother say, and kissed me;
And thus I say to Little English boy:
When I from black and he from whitw cloud free,
And round the tent of God like lambs we joy,

I´ll shade him from the heat, thill he can bear
To lean in joy upon our father´s knee;
And then I´ll stand and stroke his silver hair,
And be like him, and he will then love me.

(EL NIÑO NEGRO

Vida me dio mi madre allá en el sur agreste
y aunque es blanca mi alma yo soy negro.
Es blanco el niño inglés igual que un ángel.
Más yo, como de luz privado, negro soy.

Bajo un árbol sentada me aleccionó mi madre
antes de que creciera el día caluroso,
puesto yo en su regazo, y con un beso,
señalando el oriente me decía:

"Mira el sol levantarse. Dios allí vive
dando luz y calor, que proporcionan
al hombre, al animal, a la flor como al árbol.
bienestar en el alba, gozo en el mediodía.

Si estamos en la tierra unos momentos
es para acostumbrarnos al amor luminoso.
Estos cuerpos oscuros y esta cara quemada
sólo son una nube, un boscaje sombrío.

Cuando tengan costumbre del calor nuestras almas,
ya disuelta la nube, Su voz escucharemos
diciendo "Salid fuera del bosque, amores míos,
y en mi toldo de oro gozad como corderos".

Así dijo mi madre y me dio un beso,
y así al niño inglés digo. Cuando libres,
de mi negrura yo y él de su blancura,
junto al toldo de Dios gocemos tal corderos,

contra el calor yo sombra le daré, hasta que pueda
gozoso en las rodillas del Padre reclinarse,
y acariciando entonces su pelo plateado,
yo seré como él y él me tendrá cariño)"

(William Blake. El niño negro. Traducción de Luís Cernuda. En Mil años de Poesía europea. Págs. 452-455)

Este poema es tan excepcional, tan arrollador y tan innovador en el momento de su producción que no precisa mucho comentario. Digno ocupar un lugar preferente en las mejores Antologías).

Como dije , aquí termino con William Blake. Me voy nuevamente a POESÍA SOCIAL. Cuando piense en un nuevo autor te lo comunicaré Ana.
Gracias a todos por vuestra atención.


_________________
PASCUAL LOPEZ SANCHEZ
avatar
Ana María Di Bert

Cantidad de envíos : 14846
Fecha de inscripción : 21/11/2010
Edad : 68
Localización : HERNANDO (Córdoba) Argentina

Re: POESÍA MÍSTICA Y RELIGIOSA

Mensaje por Ana María Di Bert el Lun 16 Jun 2014, 01:44

Hola Pascual, lo hago con todo gusto, cada día que leo, busco, más me apasiona.
Tú me ayudas mucho y te lo agradezco siempre.
He leído todos los sonetos de Lope, son tan bellos, están tan bien construídos, que he prestado mucha atención para aprender, a mí que me gusta hacerlos.
¡Qué maestro por Dios!
Como fue el día del padre aquí en Argentina no he tenido tiempo de dedicarme este fin de semana, la casa se llenó de pichones grandes y chiquitos.
Fue hermoso tener la familia en casa.
Ya veré mañana con que autor sigo. Gracias, saludos a Jose.
Un abrazo
avatar
cecilia gargantini
Administrador-Moderador
Administrador-Moderador

Cantidad de envíos : 25529
Fecha de inscripción : 25/04/2009
Edad : 63
Localización : buenos aires

Re: POESÍA MÍSTICA Y RELIGIOSA

Mensaje por cecilia gargantini el Lun 16 Jun 2014, 10:55

Gracias, mi querida Anita, por refrescarnos a este ENORME LOPE!!!!!!!!!!!!!!!!
Besitosssssssssss, amiga
avatar
Ana María Di Bert

Cantidad de envíos : 14846
Fecha de inscripción : 21/11/2010
Edad : 68
Localización : HERNANDO (Córdoba) Argentina

Re: POESÍA MÍSTICA Y RELIGIOSA

Mensaje por Ana María Di Bert el Lun 16 Jun 2014, 23:46

Gracias, mi querida Anita, por refrescarnos a este ENORME LOPE!!!!!!!!!!!!!!!!
Besitosssssssssss, amiga

Es muy grande lo que nos ha dejado, admirable como otros tantos.
Gracias Ceci por llegarte.
Un abrazo con todo cariño
avatar
Adelaida Hidalgo

Cantidad de envíos : 916
Fecha de inscripción : 14/01/2010

Re: POESÍA MÍSTICA Y RELIGIOSA

Mensaje por Adelaida Hidalgo el Mar 17 Jun 2014, 00:58

No conocía este espacio y es precioso. Os felicito a los dos.
avatar
Ana María Di Bert

Cantidad de envíos : 14846
Fecha de inscripción : 21/11/2010
Edad : 68
Localización : HERNANDO (Córdoba) Argentina

Re: POESÍA MÍSTICA Y RELIGIOSA

Mensaje por Ana María Di Bert el Mar 17 Jun 2014, 01:31




DON PEDRO CALDERÓN DE LA BARCA
(1601-1681)

"¿Qué es la vida? Un frenesí. ¿Qué es la vida? Una ilusión, una sombra, una ficción; y el mayor bien es pequeño; que toda la vida es sueño, y los sueños, sueños son."





Don Pedro Calderón de la Barca nació en Madrid en 1601. Su padre, don Diego era descendiente de la nobleza.
Se dice que su nombre viene de uno de sus antepasados que creían que había nacido muerto y que para hacerlo reaccionar lo introdujeron en un caldero de agua caliente, según la costumbre de la época.
Cuando lo hicieron, al entrar en contacto con el agua de elevada temperatura, prorrumpió en sus primeros gritos.

En 1625 se alistó bajo las banderas de duque de Alba, y estuvo en Flandes e Italia, país el primero en que debió serle grata la estancia, pues muchísimos son los personajes flamencos de sus dramas: o acaso porque la nobleza de su madre, doña María Ana Henao, era de origen flamenco.

Sus campañas militares no le dieron mucha gloria, pues no se le cita en ninguna parte.

En cambio, su vida con las  letras fue más brillante: su padre, que era ministro de hacienda de los dos Felipes, II y III, lo inscribió a los nueve años en el colegio de los jesuitas, y luego pasó a Salamanca, donde brilló en el estudio de las matemáticas y la filosofía.

A los 13 años estrenó su primera comedia, El Carro del Cielo, fantasía que se desarrolla entre el cielo y la tierra, y a los diez y nueve contaba ya tres o cuatro éxitos teatrales.

Su vida fue tranquila, solo se cuenta un raro suceso de ella, de los que hacen época, una cuchillada recibida en un tumulto en el estreno de sus obras; y en aquellos tiempos, una cuchillada no era tan grave.

Se lo considera como el primer dramaturgo español que supo llevar a escena los sentires y las vivencias populares, dotando a sus personajes de un realismo muy particular y sin antecedentes.
Además, en lo que respecta a su obra poética, fue autor de numerosos sonetos con raíces filosóficas que aún al día de hoy continúan engrandeciendo el nombre de Pedro.
De la Barca falleció en Madrid el 25 de mayo de 1681, coronándose como uno de los autores más importantes del Siglo de Oro Español.

Entre sus piezas de teatro podemos mencionar "El Carro del Cielo", "Amor, honor y poder", "La dama duende" y "El mayor monstruo del mundo". La primera de éstas consistió en su obra postrimera y marcó el inicio de un camino de éxitos en el ambiente teatral. A continuación, presentamos algunos fragmentos de su legado poético, como ser "La vida es sueño".






SU OBRA: Religiosa y filosófica. Sonetos, octavas, canciones, y otras estructuras.
La obra que se destaca es: "La vida es sueño".


SONETOS


A un altar de Santa Teresa

La que ves en piedad, en llama, en vuelo,
ara en el suelo, al sol pira, al viento ave,
Argos de estrellas, imitada nave,
nubes vence, aire rompe y toca al cielo.

Esta pues que la cumbre del Carmelo
mira fiel, mansa ocupa y surca grave,
con muda admiración muestra süave
casto amor, justa fe, piadoso celo.

¡Oh militante iglesia, más segura
pisa tierra, aire enciende, mar navega,
y a más pilotos tu gobierno fía!

Triunfa eterna, está firme, vive pura;
que ya en el golfo que te ves se anega
culpa infiel, torpe error, ciega herejía.





A San Isidro


Los campos de Madrid, Isidro santo,
emulación divina son del cielo,
pues humildes los ángeles su suelo
tanto celebran y veneran tanto.

Celestes labradores, en cuanto
son amorosa voz, con santo celo
vos enviáis en angélico consuelo
dulce oración, que fertiliza el llanto.

Dichoso agricultor, en quien se encierra
cosecha de tan fértiles despojos,
que divino y humano os da tributo,

no receléis el fruto de la tierra,
pues cogerán del cielo vuestros ojos,
sembrando aquí sus lágrimas, el fruto.





OCTAVAS

A San Isidro

Túrbase el sol, su luz se eclipsa cuanta
medroso esparce hasta el segundo oriente.
El viento con suspiros se levanta;
présaga España su desdicha siente:
y en tanta confusión, en pena tanta
Filipo al fatal golpe está obediente:
¡Oh justo llanto, oh justo sentimiento!
Tema España, el sol llore, gima el viento.

Mas cese el sentimiento, cese el llanto,
y en vez, España, de funesto luto,
fiestas publica, que te ensalce cuanto
te oprimió de los ojos el tributo;
pues ya Madrid piadosa a Isidro santo
vuelve a sus campos a coger el fruto
que sembró de piedad y desengaños
al fin dichoso de quinientos años.

Ya más gloriosa con humilde celo
vuelve, piadosa al Labrador divino,
a ver el prado, el río, fuente y suelo,
donde a la tierra y cielo abrió camino,
porque de nuevo en ella obligue al cielo,
en tanto que su Rey sujeto es digno
a su piedad, volviendo a su porfía
Sol a España, al sol luz, a la luz día.

Dichosa, insigne villa, y más dichosa
cuanto por más piadosa te señalas,
vuele tu fama al viento licenciosa;
sirviendo a tu piedad de amor las alas,
vive, ¡oh! más que la muerte poderosa,
pues no sólo el arado al cetro igualas,
pero aun exceden por divinas leyes
tus pobres labradores a tus reyes.





CANCIÓN



A San Isidro

Coronadas de luz las sienes bellas,
conduce el sol su luminoso coche
a la estación donde madruga el día;
quitó el prestado honor a las estrellas,
y en campañas de luz venció a la noche
con los ardientes rayos que regía;
castigo a su osadía
la tierra fue, que nuevo sol le opuso,
esfera de verdor, campo de fuego.
Cuando en sus rayos ciego,
querúbicas deidades vio confuso
sembrar por rubios granos esmeraldas,
por espigas coger verdes guirnaldas.

Los campos de Madrid ya cielos bellos
y los cielos del sol campos hermosos
eran con los opuestos resplandores;
porque asistiendo o cultivando en ellos,
ya labrador, ya espíritus dichosos,
campos de estrellas son, cielo de flores:
vestida de esplendores
acredita la tierra al sol desmayos,
que paga el sol en rayos a la tierra;
y en luminosa guerra,
espigas compitieron a sus rayos,
porque el cielo y la tierra en sus fatigas
mieses de rayos son, globos de espigas.

El viento, entre los varios arreboles
del resplandor, Madrid, que a ti reduces
cielo humano te vio, divino suelo:
dudó dos cielos y creyó dos soles,
admirando, confuso entre dos luces,
brillando el campo y cultivando el cielo;
que con santo desvelo
Isidro le labraba con el llanto,
ángeles con su gloria le ilustraban,
y el viento, que abrasaban
mansos eclipses, en abismo tanto
ignora a quién incline su destino,
a ángel cultor o a labrador divino.

Este pues en su espíritu dichoso,
arrebatado hasta los cielos sube
(que bien la tierra por el cielo olvida)
y espíritus del trono luminoso,
rayos de luz en abrasada nube,
bajan al suelo a darle nueva vida.
La tierra, agradecida
al favor de los cielos soberano,
sin esperanzas del abril florece:
tanto, tanto agradece
el beneficio de la culta mano;
y estrellas produjera entonces bellas,
si nacieran sembradas las estrellas.

Rompe la tierra el paraninfo alado
y el rústico instrumento que la oprime,
nunca más dulce, nunca más süave
a la mano obediente, no al arado,
el surco estima que en su centro imprime
celeste autor de su esperanza grave.
¿Quién habrá que te alabe,
ángel o labrador, si ofrece el suelo
a celestial cultor humano fruto,
y celestial tributo
a humano agricultor ofrece el cielo?
Y aunque use el hombre angélico ejercicio,
¿quién vio al ángel usar rústico oficio?

¿Quién más dichoso está, quién más ufano?
¿Con ángeles el suelo en este día
o con un labrador, no más, el cielo?
Más gloria tiene el cielo soberano,
pues humildes dos ángeles envía
que próvidos por él labren el suelo:
tanto pudo tu celo,
tanto, Isidro, tu amor maravilloso,
tanto tus oraciones celestiales.
Por dos ángeles vales:
dos suplen tu descuido virtuoso;
y pues de flores ver los campos llenos,
porque se aumenten más trabaja menos.

Deje de mi pluma el vuelo,
mi torpe acento el canto,
mi voz aliento tanto;
que aunque alaba a Madrid, Madrid es cielo;
y es bien que a tanto empleo se presuma
suave voz, dulce acento y veloz pluma.





Descripción del Carmelo, y alabanzas de Santa Teresa

En la apacible Samaria,
hacia donde el sol se pone,
en túmulo de esmeraldas
yace un gigante de flores.

Verde Atlante de los cielos,
tanto su beldad se opone,
que, siendo cielo en la tierra,
parece en el cielo monte.

Cerrándole al viento el paso,
sube hasta la esfera, donde
pedazo del cielo fuera,
a ser unas las colores.

Sin que el sol se albergue en ondas
se le niega el horizonte,
y hace anochecer el día
cuando amanecer la noche.

Aqueste pues cuyas plantas,
aun en variedad conformes,
son cultura celestial
de aquel jardinero noble,

de aquel venerable sol,
que en más luminoso coche,
por eclíptica de viento
planeta de fuego corre,

de aquel que rigiendo rayos
quemó los vientos veloces,
cuando abrasado el Carmelo,
eclipse vio de dos soles,

éste en las más eminente
punta que en su luz se esconde,
virgen rosa planta bella
porque del sol se corone.

Casta azucena o jazmín
süave, cuyos colores
en viva aroma los cielos
piadosamente recogen.

Santo Carmelo, tu planta
es Teresa, porque logres
su hermosura, sin que el viento
o la marchite o la borre.





Penitencia de San Ignacio


Con el cabello erizado,
pálido el color del rostro,
bañado en un sudor frío,
vueltos al cielo los ojos,

más muerto que vivo, haciendo
de gemidos y sollozos
los suspiros una esfera,
las lágrimas dos arroyos,

a Ignacio su mismo cuerpo,
helado, sangriento y roto,
desta manera le dice
con voz baja y pecho ronco:

-No te espantes si te trato,
como ajeno de ti propio,
que es bien que como otro hable,
pues ya contigo soy otro,

no es mucho ignore quién eres,
si el mismo que soy ignoro;
que tal tu rigor me ha puesto,
que aún a mi no me conozco.

Siete días ha que muero,
pues vivo sin saber cómo,
y a mi torpe natural
forzosas leyes le rompo.

Negando lo que te pido,
siete días ha que sólo
agua de lágrimas bebo
y pan de dolores como.

Duros abrojos tres veces
castigan mis perezosos
miembros: tan estéril tierra
¿qué ha de tener sino abrojos?

Gastadas tengo las piedras
donde las rodillas pongo,
y porque cabales vivan
cubro de sangre los hoyos.

Vivo cadáver me dejas,
y en tu espíritu dichoso
vas a gozar dulces gustos,
a gustar süaves gozos.

Todo en amor te transformas,
porque vivas en Dios todo,
con una gloria amorosa,
y con un amor glorioso.

Al alma sólo regalas:
quejas justamente formo,
pues a tus gustos mis penas
son manjar dulce y sabroso.

Dueño soy de los sentidos:
¿qué importa si no los gozo?
Pues sin alma ¿qué me sirven
boca, manos, oídos ni ojos?

Yo sus contentos no gusto,
yo sus gustos no los toco,
sus regalos no los veo,
sus dulzuras no las oigo.

Mira no se ofenda Dios,
que cargues sobre mis hombros
murallas de penitencia,
siendo el cimiento tan poco.

Una llama soy que vivo
obediente a un fácil soplo,
humilde barro, y al fin
fuego y humo, tierra y polvo.





A San Isidro

Ya el trono de luz regía
el luminoso farol,
el fénix del cielo, el sol,
cuya edad es sólo un día.
Ya desde la tumba fría
en su fuego vuelve a ser
hoy lo mismo que era ayer;
que, si en todo es de sentir
que nace para morir,
él muere para nacer.

Veloz la vida se quita,
con que más gloria se adquiere,
pues cuando en el agua muere,
en el fuego resucita.
Las aves, a quien incita
la luz de sus resplandores,
cantando dulces amores,
eran, con belleza suma,
al campo flores de pluma
cuando al viento aves de flores.

Entre las rosas cantaban
y el aura que las movía
solamente conocía
por aves las que las volaban.
Todas a Isidro esperaban,
cuando el labrador dichoso
se quedaba perezoso
de su trabajo olvidado:
¿quién vio vicioso al cuidado
y al descuido virtuoso?

Antes de labrar el suelo
(¡oh tardanza de amor llena!)
en la Virgen de Almudena
labraba piadoso el cielo;
y como su santo celo
en el sol le suspendía
de la celestial María,
divertido, no pensaba;
como siempre, al sol miraba,
que pudo pasarse el día.






SOLILOQUIOS
(De Segismundo)


Apurar, cielos, pretendo,
ya que me tratáis así,
qué delito cometí
contra vosotros naciendo;
aunque si nací, ya entiendo
qué delito he cometido;
bastante causa ha tenido
vuestra justicia y rigor,
pues el delito mayor
del hombre es haber nacido.

Sólo quisiera saber,
para apurar mis desvelos
(dejando a una parte, cielos,
el delito de nacer),
¿qué más os pude ofender
para castigarme más?
¿No nacieron los demás?
Pues si los demás nacieron
¿qué privilegios tuvieron
que yo no gocé jamás?

Nace el ave, y con las galas
que le dan belleza suma,
apenas es flor de pluma
o ramillete con alas,
cuando las etéreas salas
corta con velocidad,
negándose a la piedad
del nido que deja en calma;
y teniendo yo más alma
¿tengo menos libertad?

Nace el bruto, y con la piel
que dibujan manchas bellas,
apenas signo es de estrellas
-gracias al docto pincel-,
cuando atrevido y cruel,
la humana necesidad
le enseña a tener crueldad,
monstruo de su laberinto:
¿y yo, con mejor instinto,
tengo menos libertad?

Nace el pez, que no respira,
aborto de ovas y lamas,
y apenas bajel de escamas
sobre las ondas se mira,
cuando a todas partes gira,
midiendo la inmensidad
de tanta capacidad
como le da el centro frío;
¿y yo, con más albedrío,
tengo menos libertad?

Nace el arroyo, culebra
que entre flores se desata,
y apenas, sierpe de plata,
entre las flores se quiebra,
cuando músico celebra
de las flores la piedad
que le da la majestad
del campo abierto a su huida;
¿y teniendo yo más vida,
tengo menos libertad?

En llegando a esta pasión,
un volcán, un Etna hecho,
quisiera arrancar del pecho
pedazos del corazón:
¿qué ley, justicia o razón
negar a los hombres sabe
privilegio tan suave,
exención tan principal,
que Dios le ha dado a un cristal,
a un pez, a un bruto y a un ave?

(De "La Vida es Sueño")






Sueña el rey

Sueña el rey que es rey, y vive
con este engaño mandando,
disponiendo y gobernando;
y este aplauso, que recibe
prestado, en el viento escribe,
y en cenizas le convierte
la muerte, ¡desdicha fuerte!
¿Que hay quien intente reinar,
viendo que ha de despertar
en el sueño de la muerte?

Sueña el rico en su riqueza,
que más cuidados le ofrece;
sueña el pobre que padece
su miseria y su pobreza;
sueña el que a medrar empieza,
sueña el que afana y pretende,
sueña el que agravia y ofende,
y en el mundo, en conclusión,
todos sueñan lo que son,
aunque ninguno lo entiende.

Yo sueño que estoy aquí
destas prisiones cargado,
y soñé que en otro estado
más lisonjero me vi.
¿Qué es la vida? Un frenesí.
¿Qué es la vida? Una ilusión,
una sombra, una ficción,
y el mayor bien es pequeño:
que toda la vida es sueño,
y los sueños, sueños son.

(De "La Vida es Sueño")





En mayo de 1681, cuando está acabando de componer los autos destinados al Corpus de ese año, Calderón muere. Es enterrado con todos los honores, y su cadáver, revestido de sus ornamentos sacerdotales y del hábito de la Orden de Santiago, es llevado, de acuerdo con las propias palabras de su testamento, "descubierto, por si mereciese satisfacer en parte las públicas vanidades de mi mal gastada vida".






Monumento a Calderón de la Barca.
Plaza de Santa Ana. Madrid.    

Dramaturgo trágico a la altura de Sófocles o Eurípides en la angustiada perplejidad de los individuos que retrata y a la de Shakespeare en las grietas de humana debilidad que supo mostrar del poder, Calderón representa la cumbre de las artes escénicas de un periodo irrepetible. Su estatua, erigida en 1881 en la Plaza de Santa Ana de Madrid, se levanta frente al Teatro Español, emplazamiento del antiguo Corral del Príncipe. Desde ella, en el cuarto centenario de su nacimiento, reclama la memoria de un tiempo y de una obra que nació bajo el signo de la crisis de la modernidad y que aún mantiene la emocionante y vigorosa contemporaneidad de un clásico.






Obras Destacadas

La vida es sueño (1636)
La dama duende (1629)
El príncipe constante (1629)
El mágico prodigioso (1637)
El médico de su honra (1637)
Amor, honor y poder (1623)


avatar
Ana María Di Bert

Cantidad de envíos : 14846
Fecha de inscripción : 21/11/2010
Edad : 68
Localización : HERNANDO (Córdoba) Argentina

Re: POESÍA MÍSTICA Y RELIGIOSA

Mensaje por Ana María Di Bert el Mar 17 Jun 2014, 01:36

Gracias por llegarte Adelaida, te esperamos las veces que quieras .
Recién acabo de poner algunas obras de Calderón de la Barca, otro grande de las letras españolas.
Gracias de nuevo de parte de los dos.
Un abrazo con cariño
Ana
avatar
Pascual Lopez Sanchez
Administrador-Moderador
Administrador-Moderador

Cantidad de envíos : 24342
Fecha de inscripción : 29/06/2009
Localización : Murcia / Muchas veces en Mazarrón/ Algunas en Cieza ( amo la ciudad donde nací; amo su río - Río Segura_ y amo sus montes secos llenos de espartizales)

Re: POESÍA MÍSTICA Y RELIGIOSA

Mensaje por Pascual Lopez Sanchez el Vie 27 Jun 2014, 00:04

Quizás, estimada amiga, otra persona se hubiera desanimado. Tú, pese a tus propias adversidades, has sido constante, tenaz y laboriosa. El tema no era, no es y no será si los demás reconocen o no la labor que desarrollas: la grandeza de tu bondad está por encima de ese reconocimiento.
Fui yo el responsable de esta propuesta. Me siento orgulloso de haberla hecho. Como me siento orgulloso de tu amistad. Adelante.
Besos.


_________________
PASCUAL LOPEZ SANCHEZ
avatar
cecilia gargantini
Administrador-Moderador
Administrador-Moderador

Cantidad de envíos : 25529
Fecha de inscripción : 25/04/2009
Edad : 63
Localización : buenos aires

Re: POESÍA MÍSTICA Y RELIGIOSA

Mensaje por cecilia gargantini el Vie 27 Jun 2014, 12:28

Anita, mi coterránea querida, siempre GRACIAS y más GRACIAS por darnos tanto.
Besitosssssssssssss, amiga
avatar
Pascual Lopez Sanchez
Administrador-Moderador
Administrador-Moderador

Cantidad de envíos : 24342
Fecha de inscripción : 29/06/2009
Localización : Murcia / Muchas veces en Mazarrón/ Algunas en Cieza ( amo la ciudad donde nací; amo su río - Río Segura_ y amo sus montes secos llenos de espartizales)

Re: POESÍA MÍSTICA Y RELIGIOSA

Mensaje por Pascual Lopez Sanchez el Sáb 28 Jun 2014, 01:12

Gracias, Cecilia, por tu constancia y por tus palabras de ánimo.

Bien, Ana, te prometí que seguiría ayudándote. Y lo voy a hacer. Hay varias cosas pendientes : Bueno, poco a poco se irán resolviendo.

Yo te voy a dejar que continúes con la EDAD MEDIA. Lo estás haciendo a una altura muy digna, con un trabajo loable. Y voy a dar un salto histórico: un salto al vacío. Voy a comenzar con la poesía religiosa de DON MIGUEL DE UNAMUNO ( Bilbao 1864 - Salamanca 1936 )

Necesariamente tendré que hablar de él : es uno de los máximos exponentes de nuestra reciente cultura lírica y de pensamiento. me genera no pocas contradicciones personales. Y una exigencia casi imposible : ECUANIMIDAD en mi exposición. Quitar de mi exposición cualquier influencia de mi propia ideología y pensamiento político. ¿Lo conseguiré...? No lo sé. Pero advierto ya , a cualquier lector, sea su posición la que sea que expresaré sobre él más los juicios de los demás que mis propios juicios. Alguna anécdota, sí.
Como es lógico, además de haberlo estudiado en el Instituto yo tengo una ANTOLOGÍA suya: "ANTOLOGÍA POÉTICA. MIGUEL DE UNAMUNO. PRÓLOGO DE JOSÉ MARÍA DE COSSIO. SEXTA EDICIÓN. COLECCIÓN AUSTRAL. ESPASA - CALPE. MADRID 1968". Tengo otros libros, claro: Niebla; Abel Sánchez; La Tía Tula. Y quizás alguno más. Todos ellos heredados de mi padre que contaba alguna anécdota de Don Miguel que ya llegará el momento de repetir.
Su poesía religiosa es prácticamente inabarcable: impecable; densa; espiritual...( todo lo que yo, en un momento preciso de mi vida, fui desterrando de mí para conformar un compromiso distinto(?). Sea como fuere, expondremos varios poemas religiosos suyos. Y ya tendremos tiempo de hablar de él.
Gracias por vuestra atención. Y gracias por vuestra comprensión.

HERMOSURA

"Del agua surge la verdura densa;
de la verdura,
como espigas gigantes, las torres
que en el cielo burilan
en plata su oro.
Son cuatro fajas:
la del río, sobre ella la alameda,
la ciudadana torre
y el cielo en que reposa.
Y todo descansando sobre el agua,
fluido cimiento,
agua de siglos,
espejo de hermosura.
La ciudad en el cielo pintada
con luz inmoble(1);
inmóviles los álamos,
quietas las torres en el cielo quieto.
Y es todo el mundo;
detrás no hay nada.
Con la ciudad enfrente me hallo solo,
y Dios entero
respira entre ella y yo toda su gloria.
A la gloria de Dios se alzan las torres,
a su gloria los álamos,
a su gloria los cielos
y las aguas descansan a su gloria.
El tiempo se recoge;
desarrolla los eterno sus entrañas;
se lavan los cuidados y congojas
en las aguas inmobles,
en los inmobles álamos,
en las torres pintadas en el cielo,
mar de altos mundos.
El reposo reposa en la hermosura
del corazón de Dios que así nos abre
tesoros de su gloria.
Nada deseo,
mi voluntad descansa,
mi voluntad reclina
de Dios en el regazo su cabeza
y duerme y sueña...
Sueña en descanso
toda aquesta visión de alta hermosura.
¡Hermosura! ¡Hermosura!
Descanso de las almas doloridas,
enfermas de querer sin esperanza.
¡Santa hermosura,
solución del enigma!
Tú matarás la esfinge,
Tú reposas en ti sin más cimiento.
Gloria de Dios, te bastas.
¿ Qué quieren esas torres?
Ese cielo ¿ qué quiere?,
¿ qué la verdura?,
¿ y qué las aguas?
Nada, no quieren;
su voluntad murióse ;
descansan en el seno
de la hermosura eterna;
son palabras de Dios limpias de todo
querer humano.
Son la oración de Dios que se regala
cantándose a sí mismo,
y así mata las penas
.................................................
La noche cae; despierto,
me vuelve la congoja,
la esplendida visión se ha derretido,
vuelvo a ser hombre.
Y ahora dime, Señor, dime al oído:
tanta hermosura
¿matará nuestra muerte?

(1) Inmoble: inmóvil.

Cont.



_________________
PASCUAL LOPEZ SANCHEZ

Contenido patrocinado

Re: POESÍA MÍSTICA Y RELIGIOSA

Mensaje por Contenido patrocinado


    Fecha y hora actual: Jue 21 Sep 2017, 05:45